Madrid, España

EL PROFETA NAHUM

Recursos Bíblicos Para Crecer

EL PROFETA NAHUM

Aproximadamente en el año 790 a.C., Jonás predicó en Nínive, la capital de Asiria, un mensaje de parte de Dios y todos los ninivitas se arrepintieron, luego en el 722 estos ninivitas aplastaron brutalmente al Reino del Norte, Israel, llevándolos cautivos. El profeta Nahum ahora consuela a Judá diciéndoles que Nínive pagará por sus pecados, y que ya no tendrían más que preocuparse por sus malos enemigos los asirios.

Autor del libro:

fue Nahum, fue contemporáneo de Jeremías.

Fecha:

Dos eventos son mencionados que nos ayudan a determinar estas fechas. Primero, Nahum menciona a Tebas (No Amón) en Egipto cayendo ante los asirios (663 a.C.), en tiempo pasado, así que esto ya había sucedido. Segundo, la advertencia de las profecías de Nahum se cumplieron en 612 a.C. Por lo tanto, el libro de Nahum fue escrito, entre el 663–612 a.C.

Método:

Es “Prosa / Discurso Profético”

Propósito:

No fue advertir o llamar al arrepentimiento a los Ninivitas capital de Asiria, puesto que Dios ya les había enviado al profeta Jonás 150 años antes, para decirles lo que sucedería si ellos continuaban en sus malos caminos. Todos los Ninivitas se arrepintieron en ese tiempo (150 años a tras). Pero ahora vivían nuevamente de la forma más impía. Ellos volvieron a la idolatría, violencia y arrogancia. Por lo tanto, Nahum pronuncia el juicio a los asirios y que recibirían justo lo que se merecen.

El nombre:

Nahum en hebreo es “Nahum” y significa: “Consolación”, él era de Elcos de Judá entre Jerusalén y gaza.

¿Para que se escribió?

para revelar:

• Que la santidad de Dios se aplica tanto al justo castigo para los rebeldes incrédulos como la compasión hacia los que confían y dependen de Él.
• Que el Dios santo da a los desobedientes la retribución que merecen por sus pecados.
• Que Dios no deja impune el pecado, porque su santidad no se lo permite.
• Que Dios garantiza a su pueblo que los protegerá mientras estos vivan de acuerdo a Sus sanos consejos.

Bosquejo:

el libro tiene 3 divisiones principales:

Nínive denunciada: por la ira de Dios ► 1:1–15

A. Introducción reflexiva, 1:1
B. El poder de Dios para castigar a los impíos, 1:2–8
C. La seguridad del castigo venidero, 1:9–15

Nínive destruida: por la justicia de Dios ► 2:1–13

A. El sitio y la toma de la ciudad para destruirla, 2:1–8
B. El estropeo y saqueo de la ciudad, 2:9–13

Nínive detallada: por su propia maldad ► 3:1–19

A. Razones de la caída de Nínive, 3:1–19

• Por ser sanguinarios, mentirosos, pillos, 3:1–3
• Por fornicarios, y hechiceros, 3:4–7
• Por orgullosos, 3:8–19

INTRODUCCIÓN

Aproximadamente en el año 790 a.C., Jonás predicó en Nínive la capital de Asiria un mensaje de parte de Dios y todos los ninivitas se arrepintieron. Luego en el 722 estos ninivitas aplastaron brutalmente al Reino del Norte, Israel, llevándolos cautivos. Y entre los años 663–612 a.C., cuando ya habían pasado aprox. 150 años desde que Jonás predicó en Nínive, ésta cayó bajo el poder Babilónico. Nínive cayó bajo Babilonia por sus pecados, pecó bajo la luz del conocimiento de Dios. Sufrió el juicio de Dios porque también había destruido a Israel, y había hecho muchos males a Judá. Por lo tanto, Nahum ahora consuela a Judá diciéndoles que Nínive pagará por sus pecados, y que ya no tendrían más que preocuparse por sus malos enemigos los asirios.

el profeta nahum

PRIMERA DIVISIÓN

I. NÍNIVE DENUNCIADA: POR LA IRA DE DIOS ► 1:1–15

Nahum fue llamado por Dios como profeta para que proclamara el mensaje de juicio sobre Nínive. Aquí Dios está furioso y no se trata de una ira caprichosa, como la de un ser humano. No hay nada de caprichoso ni de egoísta en la ira de Dios. Es una ira controlada, pero terrible y temible de contemplar. Pueden ustedes hacerse una idea de lo terrible de la ira divina si se tiene en cuenta el hecho de que todas las palabras hebreas que significan ira aparecen en 1:2–6. Las palabras son: celos, venganza, enojo, ira, indignación, fiereza y furor. Todas ellas describen la ira de Dios.

La ira de Dios es la indignación que Él siente en lo profundo de Su corazón porque alguien ha hecho la maldad. Y no se refiere aquí a esos celos humanos de los que en ocasiones hacemos gala, sino de la preocupación sobrecogedora que siente Dios por lo que ama. Su venganza o retribución es: su ira, esa ira que se desencadena, y que se describe aquí con toda su negrura.

La palabra ira significa literalmente “echar espuma por la boca. Estos son términos muy pintorescos. La palabra ferocidad quiere decir literalmente en hebreo “calor” y la palabra furia “que quema” Y todo ello para describir a un Dios justo.

Recordemos que Dios le había dado una oportunidad a Nínive. Esa es la imagen que nos ofrece aquí el profeta, de un Dios infinitamente paciente. Como dice el profeta: “Jehová es tarde para la ira y grande en poder” 1:3. Que no actúa de una manera precipitada. Pero, debido a que volvieron a pecar los ninivitas por fin cayó sobre ellos el juicio de Dios.


SEGUNDA DIVISIÓN

II. NÍNIVE DESTRUIDA: POR LA JUSTICIA DE DIOS ► 2:1–13

Esta segunda división revela el cumplimiento de la justicia de Dios. Él ya no aguanta más, y trata con el problema de Nínive diciéndoles que se preparen para el ataque, 2:1. Este será un ataque furioso y habrá una gran matanza porque el ejército de Babilonia destruirá la ciudad de Nínive.

El v. 4 describe una autopista: “Los carros se precipitarán a las plazas, con estruendo rodarán por las calles; su aspecto será como antorchas encendidas, correrán como relámpagos.” Este verso por años se lo ha sacado de su contexto, puesto que no tiene nada que ver con los automóviles modernos; sino que, describe la batalla que se desencadenó en las calles de Nínive al venir los babilonios contra ellos.

En el v. 6 describe como sería tomada la ciudad de Nínive: Las puertas de los ríos se abrirán, y el palacio será destruido.” Nínive se encontraba en la unión de tres ríos, el Tigris, y dos ríos más pequeños. Y alrededor de la ciudad se construyeron represas para prevenir las inundaciones, por eso el verso dice que: “Las puertas de los ríos se abrirán” y efectivamente las puertas de las represas se abrieron, permitiendo que se cumpla la segunda parte del versículo que dice: “y el palacio será destruido.” Una vez abiertas las puertas de las represas seguramente los muros de la ciudad cayeron y los Babilónicos entraron y tomaron el palacio.

Los vv. 7–12, describen la devastación y las burlas en relación con la derrota de la ciudad.


TERCERA DIVISIÓN

III. NÍNIVE DETALLADA: POR SU PROPIA MALDAD ► 3:1–19

Aquí encontramos las razones y los detalles del porque Nínive fue destruida. Nahum certifica que la destrucción de Nínive fue justa y merecida. El v. 1 dice: “!!Ay de ti, ciudad sanguinaria, toda llena de mentira y de rapiña, sin apartarte del pillaje!” Asiria fue un pueblo sanguinario que le cortaba cabezas, y despellejaba la piel del cuerpo de sus enemigos y las estiraba como alfombra.

Otras de las razones de la destrucción lo dice el v. 4, “A causa de la multitud de las fornicaciones de la ramera de hermosa gracia, maestra en hechizos, que seduce a las naciones con sus fornicaciones, y a los pueblos con sus hechizos.” Otra de las razones fue por la prostitución espiritual y física, Aquí Nínive es descrita como una ramera que sedujo a las demás naciones combinando sus encantos con la brujería que se practicaba en Nínive.

Por ultimo, los Vv. 8–19, nos da un tercer motivo por el cual la justicia de Dios cayó sobre Nínive. En los vv, 8–10, Dios le recuerda a Nínive lo que sucedió antes en la ciudad egipcia de Tebas. Dios controla la historia y cuando decide actuar en contra de una nación, una ciudad o una persona, no hay escapatoria posible porque es totalmente irresistible.

el profeta nahum

Conclusión:

Si Dios no fuese “lento para ira” 1:3, nadie habría sobrevivido los 4 mil años que abarca toda la época del A.T. tampoco nadie existiría actualmente aquí en la tierra. Por ejemplo Dios no envió el diluvio sino después de 120 años dándoles oportunidad a que el pueblo se arrepienta. También, Dios le dijo a Abraham que los Cananeos eran malvados y que serian castigados, pero Dios esperó 400 años para hacerlo. Cuando Israel entró en la idolatría Dios esperó 210 años hasta que llegó la invasión Asiria. De igual manera Judá que cometió los pecados de los Cananeos no experimentó la disciplina de Dios durante más de 100 años.

Ahora 150 años después Nínive es condenada a la destrucción por su maldad. Los arrepentidos del tiempo de Jonás no supieron transmitir su fe a sus hijos, ni a los hijos de sus hijos. Recordemos que Dios no tiene nietos, Dios solo tiene hijos. Por tal motivo cada generación tiene que arrepentirse y creer en el Dios verdadero para evitar la corrupción y la destrucción. Dios no es caprichudo, las mismas exigencias del día de Jonás, siguen vigentes en el día de Nahum, y seguirán hasta el día de hoy; porque Dios no soportará indefinidamente la maldad de los pueblos y si no se arrepienten serán destruidos, si responden al amor y bondad de El serán perdonados.


CAPÍTULOS IMPORTANTES

Capítulos

1 La ira vengadora de Dios.
2 La destrucción de Nínive nadie la puede evitar.
3 La culpabilidad de Nínive.


ENSEÑANZAS IMPORTANTES

• Dios consuela la vida de sus hijos que se sienten amenazados por los enemigos de Dios.
• Dios no solo es un Dios de amor, sino un Dios de juicio / ira.
• La ira de Dios es el resultado de su amor. Es precisamente porque ama y no desea que existan injusticias entre la gente de las naciones.
• La ira de Dios se puede ilustrar como cuando alguien le hace daño a nuestro hijo y si no somos capaces de ponernos furiosos al oír y ver el mal y la injusticia, eso demuestra que no somos capaces de amar.
• Dios antes de enviar sus juicios y desencadenar su ira, Él advierte con mucho tiempo de anticipación.
• Dios ama al pecador, pero no está de acuerdo con el pecado.
• Todos los que se vuelven a Dios jamás experimentara Su ira.
• Dios solo manifiesta su ira cuando una persona o nación rechaza Su amor y salvación.
• No hay nada oculto que no haya de ser manifestado a la luz. No hay ningún pecado que no sea descubierto por Dios, y los hombres.

EL VERSICULO CLAVE DE TODO EL LIBRO ES:

“Jehová es bueno, fortaleza en el día de la angustia; y conoce a los que en él confían.” 1:7

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.