Madrid, madrid. España
maikelcontacto@yahoo.com

Cómo Estudiar la Biblia.

Recursos Bíblicos Para Crecer

Cómo Estudiar la Biblia.

Cómo Estudiar la Biblia.

Cómo Estudiar la Biblia.

Cómo prepararte para estudiar la Biblia

SEGMENTO 1
Por qué es importante estudiar la Biblia

Objetivos del aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Comprender por qué es importante estudiar la Biblia, no solo leerla

Interactuar con la Palabra de Dios

Debemos comenzar el curso con la siguiente pregunta: ¿Por qué es importante estudiar la Biblia? Si meditas brevemente en eso, lo comprenderás fácilmente. La diferencia entre «leer la Biblia» y «estudiar la Biblia» es tan distante como el día y la noche. Muchos suelen tomar su Biblia, leerla y buscar un pasaje que los aliente. O tal vez acceden a la Palabra de forma periódica. Pero eso es distinto a sentarte y prepararte para estudiar la Biblia, rodearte de recursos útiles y reflexionar en lo que lees mediante la interacción con herramientas que pueden orientarte en cuanto al pasaje de análisis. Esto añade profundidad a tu tiempo con la Palabra de Dios.
Y por supuesto, estudiar la Biblia es importante porque es la Palabra de Dios para el mundo y su pueblo. Así, esta interacción a la que te diriges es una interacción que te llevará a escuchar cómo Dios nos ha alentado a caminar con él y de qué modo debemos llevar nuestra vida ante él. Por eso el estudio de la Biblia es muy importante para orientarnos en la vida.

Guardar la Palabra de Dios

Es claro que si hemos de estudiar la Biblia debemos mirar uno o dos pasajes que nos ayuden a orientarnos en cuanto a lo que haremos. Un pasaje que realmente me gusta está en el libro de Proverbios y nos dice por qué es importante estudiar la Biblia: porque estamos interesados en la búsqueda de la sabiduría y en aprender de ella. El pasaje está en Proverbios 2 y voy a leerlo para que puedas percibir qué tiene para decirte la Palabra de Dios acerca del estudio de la Biblia. Aquí está Proverbios 2:1–5:

Hijo mío, si recibieres mis palabras,
Y mis mandamientos guardares dentro de ti,

Haciendo estar atento tu oído a la sabiduría;
Si inclinares tu corazón a la prudencia,

Si clamares a la inteligencia,
Y a la prudencia dieres tu voz,

Si como a la plata la buscares,
Y la escudriñares como a tesoros,

Entonces entenderás el temor de Jehová,
Y hallarás el conocimiento de Dios.

El pasaje es una exhortación, una exhortación, para que busquemos la sabiduría: procurar la sabiduría con la misma energía y dedicación que muchos van detrás de las riquezas, los que buscan el oro, la plata y tesoros escondidos. Y la recompensa es la recepción del conocimiento de Dios, profundizar el temor y el respeto hacia él. En otras palabras, nuestro corazón y mente se moldean.
Por eso, al interactuar con la Palabra de Dios en el estudio de la Biblia, no solo leemos el texto y vemos lo que la Palabra de Dios tiene para nosotros, sino que también nos compenetramos en lo que Dios quiere que seamos y hagamos.

Explorar

Lecturas sugeridas

Cómo estudiar la Biblia Biblia de estudio MacArthur
Reglas prácticas para la interpretación bíblica Cómo estudiar e interpretar la Biblia

Véanse también

Observaciones preliminares sobre la interpretación bíblica Claves de interpretación biblica—edición actualizada
Proverbs Preface (Prov 1:2–7) The New American Commentary: Proverbs, Ecclesiastes, Song of Songs
Definiciones: Hermenéutica Diccionario Teológico Beacon

Guías y herramientas

Proverbios 2.1–5 Guía de pasajes

SEGMENTO 2
Tipos de estudio bíblico

Objetivos del aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Resumir los siete tipos de estudio bíblico

Introducción

Al estudiar la Biblia debemos preguntarnos: ¿Qué queremos estudiar? Porque en verdad hay diversas maneras de acercarnos al estudio bíblico.

Estudio bíblico personal

La forma más simple de acercarnos al estudio bíblico es darle una mirada a un libro, comenzar al principio y simplemente avanzar paso a paso. Algunos prefieren trabajar en un capítulo de la Escritura por día, por lo que abren su Biblia en Romanos 1, por ejemplo, y siguen hasta que llegan a Romanos 16. Sin duda es una manera muy provechosa de estudiar.

Estudio canónico (Génesis—Apocalipsis)

Estudiar la Biblia en secuencia también es algo que podríamos hacer: empezar en Génesis y avanzar hasta Apocalipsis.
Varios programas incluyen el estudio de la Biblia en un año; leerla a lo largo de doce meses y estudiarla. Hay ciertas partes donde las cosas parecieran ir más despacio, como en Levítico, donde hay muchas leyes, o quizá todos los reyes en la historia de Israel. Pero es provechoso saber qué es la Biblia como unidad y de qué trata cada uno de los 66 libros que la componen. Por eso, estudiar un libro puede ser una buena manera de proceder.

Estudio doctrinal

También podemos estudiar una doctrina y meditar en lo que la Biblia dice sobre Dios. Al estudiar una doctrina, la estructura que procede de la teología sistemática suele ser quien nos guíe en la discusión. Al estudiar la teología de Dios, meditamos en los atributos de él, tanto los que son únicos de su persona como los que comparte con los seres creados. Estudiar una doctrina puede ser interesante porque nos proporciona una perspectiva útil para reflexionar en cómo funciona la Biblia y de qué manera los diferentes pasajes se relacionan entre sí.

Estudio de palabras

Otro tipo de estudio bíblico involucra el estudio de palabras, donde enfatizamos la búsqueda: buscamos un término o una frase particular y vemos cómo funcionan, porque las palabras no siempre operan de la misma manera en cada contexto. Saber cómo trabajan las palabras también nos ayuda a saber qué significa un pasaje.
Una de las cosas que sucede al adentrarnos en el estudio bíblico es que somos conscientes de que diferentes personas leen el mismo pasaje y lo interpretan de manera diferente. Por lo tanto, ¿cómo resolvemos esas diferencias? A veces, lo que nos ayuda a discernir el significado de una palabra en un pasaje determinado es el estudio de la misma para ver cómo se interpreta en distintos contextos, aun cuando dos o tres significados de una palabra puedan ser posibles en un contexto dado. En realidad eso sería parte de otro curso (cómo interpretar la Biblia, y no es lo que hacemos aquí), pero a veces trabajar con las palabras nos ayudará a resolver lo que se presente en nuestro estudio bíblico.

Estudio temático

Una forma más expandida de estudiar palabras es trabajar con temas. Aquí no solo tomamos un término sino una variedad de términos relacionados y los analizamos en secuencia, y a medida que avanzamos reunimos la información sobre cada término o cada frase relacionada con el tema. Esto también requiere investigación y el uso de una concordancia. Esto constituye una búsqueda: vamos detrás de una palabra y la lista que obtenemos se denomina «concordancia». Entonces, tomamos esas palabras y esa lista y trabajamos con los textos, uno a la vez, hasta comprender cómo funcionan las palabras.
También hay herramientas que pueden ayudarnos con esto, recursos diseñados para guiarnos a través del estudio de las palabras y pueden ser útiles para orientarnos sobre qué sucede en un pasaje dado.

Estudio de personajes

También existe el estudio de una persona, de un personaje. Este es un tipo de estudio completamente diferente porque no empleamos una concordancia; aquí simplemente analizamos cómo se describe y caracteriza la vida de una persona. Aquí buscamos aquello que son las virtudes, las faltas aaaaa y los pecados de una persona, las circunstancias que la llevaron a eso, si fue consistente con la manera en que vivió, cómo interactuó con diferentes audiencias, y ese tipo de cosas. El estudio de una persona (de personajes en la Escritura) es otra forma interesante de estudiar la Biblia. Por supuesto, en la Escritura verás toda clase de personalidades: gente fiel e infiel, gente que va y viene, gente que lucha a través de las pruebas, gente que lo hace bien, toda clase de ejemplos. Tal vez el más prominente de una persona virtuosa en todo el AT es José, en la última parte del libro de Génesis. Él es uno de varios personajes interesantes que podríamos estudiar.

Estudio de un pasaje

El último tipo de estudio bíblico es el más básico. En realidad, todo lo que hagamos en las demás áreas se edificará sobre el cimiento de esta clase de estudio. Es el estudio de un pasaje en particular; puede ser un versículo o quizá un versículo en el contexto de un párrafo, o una unidad de pensamiento dentro de una narrativa o un libro, algo donde diversos acontecimientos se relacionen, por lo que los estudiamos como una unidad. Todas estas son maneras de estudiar un pasaje y tener los ojos puestos en el texto.
Al final, entender cómo hacerlo, aprender a observar las conexiones y el modo en que el libro se desarrolla, trabajar con los términos, la gramática, la variedad de cosas que involucra estudiar. un pasaje (todo lo que tenga que ver con el libro, la doctrina, las palabras, los temas y las personas) son acciones que surgen al estudiar un pasaje en su contexto y trabajar con lo que lo rodea esta es la parte básica del estudio bíblico y será la clase de estudio en la que nos enfocaremos a medida que avancemos en este curso.

Explorar

Lecturas sugeridas

La Biblia como vida devocional Cómo estudiar la Biblia

Véanse también

Las palabras: sus usos y sus relaciones Principios generales para Interpretar la Escritura (Manual estudiante)
Teología Doctrina Bíblica: Enseñanzas esenciales de la fe cristiana
Canonical Studies (Estudios canónicos Inductive Bible Study: A Comprehensive Guide to the Practice of Hermeneutics

SEGMENTO 3
Tipos de contextos

Objetivos del aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Explicar la necesidad de analizar los tres tipos de contextos

Importancia del contexto

En cuanto al estudio de la Biblia lo más importante es el contexto. Tengo una ilustración que me gusta usar cuando enseño métodos de estudio bíblico y hablo de interpretación. «Son los últimos diez segundos de una serie de siete partidos para la final de basquetbol, un equipo está perdiendo y la mitad de la multitud grita: “¡Ataque! ¡Ataque! ¡Ataque!”. Y la otra, en un claro aliento al equipo contrario, grita: “¡Defensa! ¡Defensa! ¡Defensa!”. La clave sobre quién ganará en los últimos diez segundos cuando el juego está empatado (es una serie y van 3 a 3) está en la respuesta a estos interrogantes: ¿Quién jugará mejor en los momentos claves? ¿Quién hará lo que se debe hacer y prestará atención a lo que se necesita en los últimos diez segundos de juego? ¿Será el equipo que ataca o el que se defiende? Son preguntas importantes en cualquier tipo de deporte en los momentos claves; qué equipo jugará mejor y sabrá qué hacer en los últimos segundos de partido.
Al interpretar la Biblia hay algo que debe resonar en nuestros oídos a medida que avancemos en el estudio, sin importar dónde estemos en el proceso, y debe ser el siguiente refrán: «¡Contexto! ¡Contexto! ¡Contexto!», porque de acuerdo a cómo trabajemos con el contexto y de qué modo lo manejemos mejor, determinará la calidad y precisión de nuestro estudio bíblico. Por eso es de suma importancia saber cuál es el marco del pasaje y cómo opera en la interpretación.

Tres tipos

El contexto puede significar una variedad de cosas, dependiendo de qué aspecto del entorno consideremos. Debemos prestar atención a tres tipos de contextos.

Contexto histórico

Es el marco del libro y del acontecimiento que están representados, y no son lo mismo. Un libro se escribe después del acontecimiento para hablar de algo que sucedió antes, por lo que cuando tratamos con el contexto histórico en realidad abordamos dos cosas en simultáneo: el contexto histórico del suceso que se describe (o si estamos en poesía o algo similar, el marco en el que se ubica una alabanza o himno) y el tiempo del libro que se escribe y dónde se sitúa dicha pieza en la secuencia literaria del libro.
Hablaremos más sobre eso cuando veamos el contexto literario. Pero estos dos contextos son importantes para comprender el acontecimiento que analizamos en el pasaje, porque está el suceso mismo y todo lo que lo rodea y también cómo funciona este en el desarrollo del libro que estudiamos. Los contextos literario e histórico circundantes van juntos de una manera poderosa y nos ayudan a comprender qué sucede en el pasaje.

Contexto social

Junto con el contexto histórico (el marco del evento y el tipo de evento que es, ese tipo de cosas, dónde se sitúa y cómo se desarrolla en el libro), también está el contexto social de las cosas que ocurren dentro del mismo, algo que me gusta llamar «guiones culturales». Los guiones culturales son cosas sobre la cultura que están integradas en el pasaje, sobre las que no tenemos que hablar para comprenderlas. Permíteme ilustrar el contexto social y los guiones culturales.
Si te digo: «Los albicelestes irán a la semifinal y dominarán a los tricolor en el Maracaná», y tú estás aprendiendo español en Asia, tal frase no tendrá ningún significado para ti. Pero si vives en la cultura latinoamericana, de inmediato sabes que hablo de fútbol, aunque la palabra «fútbol» no se encuentre en la oración. Sabes quiénes son los «los tricolor», la selección de México, entiendes qué es el Maracaná, el estadio en Río de Janeiro, Brasil, y conoces quiénes son los albicelestes, la selección argentina. Por lo tanto, los tricolor enfrentarán a los albicelestes en el estadio más grande del Brasil en la semifinal de la Copa América, y la expectativa es que el equipo argentino ganará. Eso es lo que dice la frase. Pero si escuchas «Los albicelestes irán a la semifinal y dominarán a los tricolor» no tendrás ni idea de qué trata la oración a menos que entiendas cómo operan el contexto social y la manera de hablar. Ese es el guión cultural.
Al comunicar culturalmente es interesante que cuanto más comparta un lector con el escritor en términos de cultura, menos trabajo tendrá que hacer el escritor para comunicar el contexto cultural. Todo esto hace las cosas muy interesantes en la lectura de la Biblia debido a que ciertas cosas que sucedían como parte de la vida diaria del mundo antiguo solían darse por sentado entre el escritor y el lector. El escritor no tenía necesidad de comunicar eso. Pero como lectores modernos, no compartimos aquel contexto social con el escritor ni con la audiencia, por lo que tenemos que recuperar los guiones culturales: cómo funcionan, cuáles son los sentimientos sobre ellos, etc. Todas estas cosas alimentan el estudio bíblico a medida que trabajas en él, porque ciertas cosas que suceden solo tienen sentido cuando comprendemos el contexto social en el que están inmersas.
Hay herramientas que te ayudarán a conocer el contexto social, como las enciclopedias bíblicas de usos y costumbres, que te abrirán ese aspecto del estudio bíblico. Es un área muy importante que suele descuidarse y sin embargo es una parte fundamental para apreciar realmente la intensidad de lo que ocurre. Esta es la parte del estudio bíblico que mostrará la vida real en términos de lo que sucede en el acontecimiento.

Contexto literario

El tercer tipo de contexto es el literario, que es el contexto de los pasajes adyacentes. Es la manera en que nos movemos en el pasaje que analizamos y la forma en que nos apartamos del mismo. Son también las palabras expresadas dentro del pasaje. Todo esto genera características literarias particulares, cosas como el género, la manera en que se unen las oraciones, las cosas que te atraen; esos elementos forman el contexto literario.
Este es el contexto y el tipo de estudio al que la mayoría de las personas están acostumbradas al aproximarse a la Biblia e interactuar con ella. En general tendemos a prestarle poca atención al contexto histórico y no prestarle demasiada atención al contexto social, pero las palabras están allí en la página frente a nosotros y por lo tanto le prestamos la mayor atención para entender su significado.
Si reúnes estas tres cosas (el contexto histórico, el contexto social y el contexto literario) tendrás la trinidad de contextos que alimentarán una buena lectura de la Biblia.

Explorar

Lecturas sugeridas

Análisis de Contexto Principios para interpretar pasajes difíciles de la Biblia

Véase también

El trasfondo religioso para el NT El Nuevo Testamento: su trasfondo y su mensaje

SEGMENTO 4
Cómo explorar los trasfondos culturales de Juan 2

Objetivos del aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Identificar el trasfondo cultural de Juan 2:1–12
• Investigar el trasfondo cultural del vino en la Biblia y en diccionarios bíblicos

Introducción

En este video, voy a mostrarte cómo hallar en la Biblia referencias de trasfondos culturales que eran comunes en el mundo bíblico; y después, cómo descubrir sus conceptos con el apoyo de diccionarios bíblicos.
En la lección anterior, el Dr. Bock resaltó la importancia de comprender el contexto de cada pasaje bíblico. Sin una cuidadosa consideración de los términos, hechos, conceptos y dichos del mundo antiguo, puede ser fácil interpretar mal un texto, pero Logos hace más fácil que nunca descubrir los trasfondos culturales mencionados en la Biblia.
Cómo encontrar trasfondos culturales en la Guía de pasajes

Por ejemplo, en Juan 2 Jesús asiste a una boda en Caná. Aquí encontramos varios trasfondos culturales que son bastante foráneos al lector moderno, como las antiguas bodas del Cercano Oriente, el vino, y el título de «maestresala». Necesitamos realizar una investigación sobre algunos de estos conceptos. Primero, entonces, abramos la Guía de pasajes y escribamos «Juan 2:1–12” en el recuadro del pasaje y presionamos la tecla Enter/Introducir.
Cuando se genere el reporte, desplázate hacia abajo y expande la sección de Trasfondos culturales. Aquí podrás ver los trasfondos culturales que Logos ha etiquetado en este pasaje, que incluyen «boda», «milagro», y «vino». Cada concepto es listado en color azul, seguido de una definición concisa. Debajo de eso, hay una jerarquía de entidades relacionadas. Por ejemplo, «boda» es una entidad abstracta, pero es categorizada más específicamente como un evento.

Cómo encontrar los Trasfondos culturales en la Enciclopedia bíblica

Si hacemos clic en el trasfondo cultural para «boda», Logos genera un reporte de la Enciclopedia bíblica sobre este trasfondo. Si nos deslizamos hacia abajo, podemos ver más información sobre las bodas antiguas. Aparte del material que leemos en la Guía de pasajes, el reporte de la Enciclopedia bíblica lista referencias bíblicas a bodas, así como diccionarios donde encontramos información relevante sobre este evento. Al expandir uno de los resultados notamos que en tiempos bíblicos las bodas eran celebradas con música, banquetes y vino, pero además la duración de los festejos era de una a dos semanas.
Podemos hacer lo mismo con el trasfondo cultural del «vino». Ahora volveré a mi Guía de pasajes y seleccionaré «vino» de la lista de trasfondo para abrir una nueva página de la Enciclopedia bíblica. En esta página podemos deslizarnos hacia abajo y ubicar la sección de Eventos, donde observamos muchas referencias al vino que se encuentran en la Biblia. Si nuevamente abrimos uno de los diccionarios vemos que es claro que el vino era una parte normal de la vida, aunque fue prohibido a los sacerdotes cuando tenían que oficiar en el Tabernáculo. También se recomendaba a los jueces que no bebieran vino porque les haría tropezar en su juicio. Encontramos también una mención interesante al mestresala quien de acuerdo a esta entrada era encargado de presidir los banquetes y uno de sus deberes era determinar en que proporción se tenía que mezclar el vino que se conservaba concentrado hasta el momento de consumirlo.
Para revisar tus hallazgos comparándolos con eruditos confiables, siempre podrás volver a la Enciclopedia bíblica y abrir las entradas de este trasfondo cultural en tu diccionario o enciclopedia bíblica favorita.

Conclusión

En unos pocos minutos, pudimos hallar significativos trasfondos culturales, y luego explorar cómo esos trasfondos eran entendidos en los tiempos bíblicos.

Unidad 1 Prueba

Para tomar una prueba para esta unidad, por favor haz clic aquí.

Lectura del pasaje: Cuatro pasos

SEGMENTO 5
Introducción y paso 1: Observación

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Resumir los cuatro pasos de estudio bíblico
• Enumerar las principales preguntas en el paso de observación

Introducción

Al leer un pasaje hay cuatro pasos que forman parte del estudio de la Biblia. Pueden efectuarse en cualquier orden (es algo bastante interactivo) aunque debo decir que la observación tiende a ser lo primero (es decir, ver lo que hay ahí antes de pensar acerca de ello). Aun así, sugiero esta secuencia: observación, interpretación, aplicación y correlación. Como resumen, la forma en que funcionan es:

Paso 1: Observación

La observación es ver lo que hay en el texto; tan solo observar qué sucede en el pasaje y prestar cuidadosa atención a la relación de los párrafos y las oraciones. ¿Qué hay alrededor? ¿Qué circunstancias dan forma a las palabras del texto? Ese tipo de cosas. La observación responde a preguntas básicas sobre quién, qué, dónde y cómo. Veremos más sobre esto en un momento.

Paso 2: Interpretación

La interpretación es establecer y clasificar el significado del texto. En ocasiones, al analizar un pasaje, nos parece que podemos comprenderlo de una manera o, si tomamos las palabras de forma diferente, entenderlo de otra forma totalmente distinta. A menos que haya un doble sentido intencional, un texto no procura decir o hacer dos cosas al mismo tiempo sino que trata de decir algo muy específico. Parte de la interpretación es resolver qué lectura o compresión es más probable que otra.
Los estudiantes que asisten al seminario teológico y toman cursos de exégesis aprenden cómo juzgar estas opciones que la gente enfrenta en la interpretación. Y si tienes acceso a un comentario, como tendrías en el software bíblico Logos, encontrarás que las discusiones sobre las alternativas de significado de una palabra, y cómo esa palabra impacta el significado de la frase o pasaje, es una característica importante de lo que los comentaristas suelen describir. Todo esto es parte de la interpretación.

Paso 3: Aplicación

Ahora viene la aplicación. ¿Y ahora qué? ¿Por qué Dios me dio este pasaje? ¿Cómo quiere que sea mi carácter? ¿Qué quiere que entienda en cuanto a cómo funciona su actividad en el mundo? La aplicación tiene que ver con darle sentido a la Biblia, no en términos de comprender su contenido sino en responder a lo que me dice. La aplicación es una parte muy importante del estudio bíblico porque nos alienta a ser sensibles a Dios y nos guía en cuanto a cómo pensar y vivir.

Paso 4: Correlación

Esta última categoría toma el pasaje que analizo y lo relaciona con otros pasajes de la Escritura. Es como una bola de nieve: crece, crece y crece a medida que nos familiarizamos con lo que sucede en la Biblia. A medida que trabajamos en más y más pasajes comenzamos a ver qué quiere decir un versículo determinado, mientras que otro texto dice lo mismo en otro lado. Y esa habilidad de reconocer los límites del texto, hacia dónde va y cómo se aproxima al tema, de qué ángulo viene (ese tipo de cosas) y cómo se compara a otros pasajes, constituye realmente la parte más compleja de la lectura bíblica.
A veces hay una tendencia de achatar la Biblia, hacer que todos los pasajes digan casi lo mismo. Pero con frecuencia lo que Dios hace en su Palabra, en ciertos temas, es mirarlos desde un ángulo en determinados pasajes y en otros textos les da una aproximación diferente, y eso profundiza la cuestión de manera que un pasaje contribuye de un modo con la idea d y otro la evalúa de una forma distinta.

Paso 1: Observación

Comencemos con la observación. La observación involucra preguntas como quién, qué, cómo y por qué, y todo lo que hacemos en este paso es ver qué hay ahí.

Ejemplo (Hechos 1:8)

Para comprender la observación y los otros pasos, no hay mejor manera que mirar algún pasaje. Exploremos, entonces, Hechos 1:8. Voy a leerlo y tú podrás seguirme.

Pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de la tierra.

Al considerar este pasaje vemos que se descompone en varias partes. Está el concepto de que seremos investidos de poder desde lo alto y equipados para el ministerio, lo cual constituye una observación clave. Ese es el tema principal de este texto.
También tenemos la exhortación de que seremos testigos en nombre de Dios. «Testigos» es un término técnico en Lucas y Hechos, y así que en este punto no solo observamos la palabra «testigos» sino que también definimos que es un término realmente importante. En verdad, ese término y «poder» son quizá dos de los más importantes en este pasaje. Por lo tanto, podrías hacer una pausa y decir: «Haré un pequeño estudio de palabras. Estudiaré las palabras poder y testigos, y eso me ayudará a orientarme en el pasaje». Uno de los puntos de la observación es tratar de decidir las partes realmente importantes del pasaje a las que debes prestar atención.
La tercera característica es el énfasis geográfico que viene al final: Jerusalén, Judea, Samaria y hasta lo último de la tierra. Por lo tanto, es claro que la Palabra de Dios, la comisión y la misión de llevar la Palabra de Dios al mundo, se expanden más y más en este texto del libro de Hechos. Muchos piensan que este versículo es el texto lema para todo el libro de Hechos.
Aquí hay algunas cosas importantes para observar. El quién, obviamente, son los discípulos que serán equipados. El qué es el don del poder del Espíritu Santo. Es claro que no podríamos ver eso con solo leer este versículo. Tendrás que trabajar con el contexto circundante: el concepto, unos versículos antes, es que Dios enviará al Espíritu Santo a los discípulos para equiparlos para la misión.
¿Cuándo sucede esto? Justo después de la resurrección y ascensión de Jesús. ¿Dónde sucede? En Jerusalén. ¿Cómo sucede? En algún momento, Dios comenzará la distribución del Espíritu. En efecto eso ocurre en Hechos 2. Y cuando esto sucede, tenemos un comentario al respecto en el discurso que Pedro ofrece en Hechos 2. Esto muestra cómo el estudio de un pasaje en particular te guiará a pensar en lo que vendrá después y, en algunos casos, lo que viene antes (el contexto literario) a fin de captar el sentido de todo.
¿Y por qué vino el Espíritu? Buena pregunta. El Espíritu ha venido para equipar a los discípulos para que puedan ir al mundo con una capacidad especial para representar a Dios, un poder que no tenían antes de que el Espíritu habitara en ellos. ¿Cómo sabemos que no la tenían? Solo mira a Pedro antes de que el Espíritu llegara. Cuando Jesús era crucificado y probado por los líderes judíos, no tuvo la osadía de hablar sin reservas de Jesús. Negó a Jesús tres veces. Pero después de recibir el Espíritu de Dios, fue capacitado y adquirió coraje hasta el punto en que enseñó y predicó la Palabra de Dios con todo poder. Incluso estuvo dispuesto a sufrir persecución para llevar adelante la misión que representa este versículo.

Resumen

Creo que puedes captar lo qué es la observación. Comienzas a orientarte en el pasaje y comprender lo que es importante, con el propósito de descubrir qué se necesita estudiar y mirar con atención. Una vez que hayas hecho este paso estarás listo para zambullirte realmente en el pasaje y mirar hacia dónde se dirige.

Explorar

Lectura sugerida

Observación Técnicas de Estudios Bíblicos y Reglas de Interpretación

Véase también

Hágase preguntas sobre lo que ha leído La Biblia: La Palabra inspirada e inerrante de Dios

SEGMENTO 6
Paso 2: Interpretación

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Identificar algunas herramientas que nos ayudan a ir más allá de los límites de nuestra propia comprensión de un texto bíblico
• Resumir algunas maneras en que el estudio bíblico digital puede ayudarnos a identificar las opciones interpretativas

Introducción: Cómo obtener el significado

El segundo paso del buen estudio bíblico involucra la interpretación; es decir, trabajar en el significado del pasaje. Mucha gente lee la Biblia y piensa, quizá ingenuamente, que inmediatamente sabe lo que dice el texto, y no siempre es así. A veces, por ejemplo, los términos tienen una fuerza técnica impulsada por el contexto. A veces, el contexto es ambiguo y no podemos estar seguros qué significa un término exactamente o si el término debe tomarse literalmente o no. Esas son algunas elecciones que deben tomarse. ¿Cuál es el mejor camino para decidir este tipo de cosas y llegar al verdadero significado?

Confiar en tu propia comprensión

Una manera es hacerlo a la vieja usanza y tratar de realizarlo basado en tu propia capacidad y fuerza. Hay algo que recalcar y lo importante que es estudiar la Biblia por tu cuenta y seguir haciéndolo: tú y tu Biblia deben permanecer cerca del Espíritu cuando interactúas con lo que Dios está diciendo.
Pero eso también puede ser un poco restrictivo, porque el Espíritu ha trabajado en la vida de muchas otras personas, y hay gente alrededor del mundo que produjo toda clase de herramientas para ayudarte—gente que ha desarrollado experiencia en ciertas áreas y que han dado sus vidas para estudiar la Biblia. ¿Por qué, entonces, deberías pensar que en los pocos minutos que te sientas con un texto abierto podrías mejorar lo de alguien que, quizá, invirtió veinte o treinta años trabajando en un pasaje y desarrolló una especialidad en eso?

El uso de herramientas

Biblias de estudio

Esto significa que hay herramientas que pueden ayudarte a interpretar el texto y quizá la más simple sea una Biblia de estudio realmente buena: una Biblia con notas al pie de página que permitan comprender los contextos históricos o sociales así como indicar pasajes paralelos o la manera en que algún escritor usa una palabra en determinados contextos. Una buena Biblia de estudio será realmente útil para orientarte en el texto. Existen diversas Biblias de estudio de calidad que han sido publicadas por distintas editoriales. Por lo general, una buena traducción tendrá una Biblia de estudio desarrollada con la ayuda del equipo de traducción, y estas Biblias de estudio son lo que yo denominaría Biblias de estudio textuales: simplemente buscan ayudarte a interactuar con el significado del texto.
Pero hay otras Biblias de estudio que también tienen mucho valor. Sin mencionar ninguna en particular, algunas se pueden conseguir solamente en forma impresa, otras ya están digitalizadas para el software de Logos. Algunas concentran sus notas en temas específicos como la arqueología o apologética, otras tienen su propio énfasis denominacional o doctrinal. Es importante tener en cuenta estas diferencias, pues siendo que las notas son breves, ofrecen conclusiones sin el beneficio de una larga explicación, pero tienen el beneficio de darle a uno respuestas rápidas y concisas.
Entonces, un tipo de herramienta es la Biblia de estudio. Tendrá notas breves y con buen contenido para indicarte pasajes paralelos y ayudarte a comprender todo lo que ocurre alrededor del texto.

Comentarios

Una segunda herramienta importante es un buen comentario donde explorar, pues te permite conocer, primero, diferentes opiniones sobre el pasaje y luego ayudarte a determinar qué significa y, lo más importante, por qué significa eso: por qué un sentido es mejor que otro en el texto. Los buenos comentarios también te ayudan a examinar el desarrollo secuencial del argumento del libro.
Al estudiar la Biblia, los comentarios son una gran fuente de ayuda para reflexionar. Vienen en todos los tamaños y todas las formas. Hay comentarios muy técnicos que tratan con los idiomas originales de las Escrituras. También hay comentarios que apuntan hacia la predicación y están diseñados para ayudar a los pastores con sus sermones. Hay comentarios que se enfocan en la aplicación y vida devocional y están preparados para ayudarte a pensar cómo aplicar la Biblia. El comentario de Matthew Henry es un ejemplo de esto.

Software bíblico integrado

Una de las bellezas del software de Logos es el uso de ese tipo de herramientas, tanto de Biblias de estudio como de comentarios a tu disposición. La colección de comentarios en la plataforma del software de Logos es amplia. Puedes ir a cualquier libro y hallar docenas de comentarios que lo discuten. Quizá necesites ayuda para decidir cuáles son los comentarios más útiles. Con cuáles te conectas mejor y cuáles deben ser los primeros que debes consultar al estudiar la Biblia. Pero los recursos están ahí y son muy, muy útiles.

Existen opciones interpretativas

Cuando te acercas a un pasaje es muy importante que comprendas cuáles son tus opciones interpretativas. Estas herramientas pueden ayudarte a comprender esas diferencias y verás que cuando comiences a usar comentarios, los comentaristas no siempre concuerdan en cuanto a qué sucede en el pasaje, o qué significa, pero discuten las opciones y pueden tomar distintas decisiones.
Deberás prestar atención sobre cuál es la opción—“Esto es lo que significa el pasaje”—y por qué el intérprete dice que su elección es el mejor significado. Si llegas a este nivel, realmente estarás profundizando tu estudio bíblico y encontrarás que muchas veces las disputas y las diferencias serán fascinantes al tiempo de examinarlas y decidir qué está diciendo la Biblia en realidad.

Concordancias y estudios de palabras

Una parte final de la interpretación trata con el significado de palabras y frases. La concordancia, o las capacidades de búsqueda que tienes al reunir información sobre cómo un término determinado es usado en un contexto particular, a la luz de y en contraste con la forma en que el término podría ser usado en otros pasajes y contextos, es una parte importante del estudio al presentarte cuáles son las posibilidades en cuanto a lo que sucede en un pasaje. Trabajar con la concordancia y con las características de búsqueda en tu programa es un medio muy importante para poder decidir cómo son usadas las palabras.
Veamos nuestro ejemplo de Hechos 1:8, donde encontramos la palabra “poder”. Poder, en este pasaje y contexto, dado que alude a la venida del Espíritu, realmente está hablando sobre potenciación y capacidad. “Poder” está siendo usado de esa manera. No es la manera normal en que usamos “poder”. Cuando pensamos en poder, pensamos en la fuerza siendo aplicada sobre algo. Cuando alguien tiene poder, tiene una posición y estatus. También puede tener una capacidad, pero tienen una posición y estatus que están ejerciendo. O si alguien tiene poder, no solo tiene la posición sino la capacidad de usar fuerza y violencia sobre otro de manera que pueda vencerlo. Así es como normalmente usamos la palabra “poder” en nuestra comunicación hoy. Pero aquí en Hechos 1:8, si estuviéramos haciendo un estudio de concordancia y trabajando con el contexto, veríamos que el poder del que estamos hablando está relacionado a la llegada del Espíritu para habitar en las personas, y así la idea de potenciación y capacidad que ahora tienen no la tenían antes de la venida del Espíritu.
Eso es lo que encontrarás al hacer un estudio de concordancia, un estudio de palabra sobre el término “poder”. Busca cómo es usado en las Escrituras y presta especial atención a cómo Lucas en Lucas—Hechos está usando la palabra, a fin de encontrar el sentido de lo que sucede en Hechos 1:8, a medida que comienzas a interpretar el pasaje y comprender lo qué significa decir que hemos sido “investidos con poder desde lo alto”.

Explorar

Lecturas sugeridas

Interpretación Técnicas de Estudios Bíblicos y Reglas de Interpretación
Las herramientas que va a necesitar Cómo entender la biblia

Véase también

La interpretación de la Biblia Cómo comprender la Biblia

SEGMENTO 7
Cómo usar Biblias de estudio en Logos

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Investigar las notas en dos Biblias de estudio
• Enlazar tu Biblia de estudio preferida a un texto en español que elijas
• Elegir una segunda Biblia en español para comparar

Introducción

En este video, te mostraré cómo construir una Biblia de estudio; luego, cómo usar múltiples traducciones con tus notas de estudio.
En la lección previa, el Dr. Bock te alentó a usar Biblias de estudio cuando estás leyendo, como una rápida referencia a notas adicionales de algún pasaje de las Escrituras. Si alguna vez has tenido una Biblia de estudio sabrás cuán voluminosas y pesadas pueden ser. Como solución, el Software Bíblico Logos ofrece algunas Biblias de estudio en formato digital, de manera que puedes tener acceso a las mismas en tu computadora o dispositivo móvil. Las Biblias de estudio de Logos están ahí cuando las necesites.

Cómo hallar Biblias de estudio en la biblioteca

Para acceder a la lista de Biblias de estudio en tu biblioteca, abre tu biblioteca y haz clic en “Tipo” en la cabecera de columnas. Ahí se organizan todos tus recursos por tipo; si no ves la columna de Tipo, asegúrate que esté activada la opción “vista de detalles”. Entonces, desplázate hacia abajo y expande la sección llamada Notas bíblicas y mira los recursos que tienes en esa categoría.
Yo tengo varias Biblias de estudio en mi lista: La Biblia de Estudio LBLA, Biblia de estudio MacArthur, Biblia del Diario vivir, Biblia Plenitud, entre otras. Para esta lección quiero enfocar nuestra atención en las primeras: Abre, entonces la Biblia de Estudio LBLA, y veremos cómo nos beneficia.

Cómo usar la Biblia de Estudio—LBLA

Vayamos ahora a Hechos 1:8, y observemos la información provista en este recurso. Comenzando en el versículo 8, tenemos información de la palabra poder que corresponde a un término que el Dr. Bock ha mencionado varias veces, dynamis, que de acuerdo con la Biblia de Estudio LBLA se refiere al poder para testificar en forma dinámica y efectiva en medio de todas las dificultades y oposiciones.
Un poco más abajo notamos un cuadro que nos brinda una perspectiva adicional del Espíritu Santo, sus alusiones y títulos a traves del AT y NT, así como pasajes que reflejan los atributos de su deidad, y su obra tanto en la creación como en la vida del creyente. Lo que más aprecio de éste recurso es que nos ofrece un amplio rango de información adicional sobre el texto de las Escrituras, el mundo antiguo y las aplicaciones para el mundo moderno.

Cómo usar la Biblia de Estudio MacArthur

Mi siguiente opción en Biblias de estudio es la Biblia de estudio MacArthur que complila las notas de más de 35 años de labor pastoral y académica que el Dr. John MacArthur ha realizado, donde plasma un análisis profundo y objetivo de las Escrituras. En sus notas se explica con eficacia el contexto histórico, desarrollando el significado del texto. Fácilmente puedes abrir esta Biblia de estudio mediante la ventana de comando escribiendo “MacArthur”, y luego elegir “Abrir Biblia de Estudio MacArthur” de la lista.
Vemos en las notas para Hechos 1:8 nos confirma que la razón principal del poder que les dio el Espíritu Santo a los apóstoles era para cumplir la misión de esparcir el evangelio por toda la tierra. También encontramos un apunte sutil sobre el término “testigos” no solamente como aquellos que cuentan la verdad de Jesucristo, pero además de acuerdo al significado de la palabra griega un testigo es aquel está “dispuesto a morir por su fe” y en verdad este era casi siempre el precio que se pagaba por dar testimonio de Jesús.
Si nos desplazamos un poco hacia abajo encontramos un cuadro que nos expone los ministerios del Espíritu Santo que complementa información de valor a la tabla que encontramos en la Biblia de Estudio LBLA.

Cómo enlazar Biblias y Biblias de estudio

Con todo lo que hemos visto en estas Biblias de estudio, lo único que no hemos considerado es el texto bíblico. Las notas de estudio son excelentes pero necesitamos las Escrituras. Permíteme mostrar rápidamente cómo tener ambas cosas.
Mantén abierta tu Biblia de estudio y abre también tu Biblia preferida, que para mí es la REINA VALERA. Ahora haz clic sobre el botón del recurso en el extremo superior izquierdo y selecciona vincular conjunto «A». Entonces haz lo mismo con tus Biblias de estudio. Ahora, cuando avances sobre el texto bíblico, tus Biblias de estudio avanzarán conjuntamente. Incluso podrás saltar a otro libro, como Juan 2, y tus Biblias de estudio te seguirán, ofreciéndote comentarios importantes a medida que leas.

Cómo añadir una traducción en español

También podemos avanzar y abrir otra traducción en español cuando hacemos clic sobre una referencia en nuestras notas bíblicas. Esto nos permitirá comparar rápidamente versículos y pasajes en nuestras traducciones favoritas.
Primero, abre la Nueva Versión Internacional escribiendo NVI en la ventana de Comando. Luego haz clic sobre el botón del menú del recurso y selecciona “Enviar hipervínculos acá”. Esta acción le dice a Logos que abra todo hipervínculo en este recurso en vez de hacerlo en tu Biblia preferida. Ahora, volviendo a la Biblia de estudio, nos deslizamos hacia abajo y hacemos clic en Juan 2:14 y vemos este versículo en la NVI. Cuando volvemos a nuestra RVR, verás que esta traducción también ha seguido avanzando con nosotros.
Y así has creado una Biblia de estudio digital que avanza con cualquier versión que elijas y va a donde tú vayas. Selecciona las notas bíblicas y traducciones que más te gusten.

SEGMENTO 8
Paso 3: Aplicación

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Explicar por qué es necesario determinar qué es un principio universal y qué es uno particular como un paso en la interpretación bíblica
• Defender la necesidad de la aplicación como la meta del estudio bíblico

“Y ahora, ¿qué?”

El tercer paso del estudio bíblico es la aplicación, que pregunta algo importante: «Y ahora, ¿qué?».

Considera el alcance y las limitaciones

Algo que debes considerar en cuanto a la aplicación es determinar el alcance de un pasaje, es decir, si en realidad aplica y se conecta con la situación de la vida sobre la que realizas el estudio.

Generalizar en principios bíblicos

Cuando tratas con cuestiones como los atributos de Dios y su carácter, y ese tipo de cosas que permanecen inmutables (aspectos que definen cómo es Dios, por ejemplo; aquí hay una virtud que honra a Dios, o un pecado que Dios condena) la aplicación en ese nivel es bastante sencilla en términos de lo que debemos ser.

Aplicación adecuada de los detalles bíblicos

Pero los tipos de aplicaciones más difíciles son los que tratan con lo que tenemos que hacer, cómo debemos responder a ciertas situaciones. Entonces es importante considerar el alcance de un pasaje antes de tratar de aplicarlo no simplemente suponer que así era en el pasado y, porque está en la Biblia, entonces es así para siempre.

Ejemplo: La ley sacrificial del Antiguo Testamento

Un gran ejemplo de esto es la idea de los sacrificios. Hoy en día no acudimos a la iglesia y llevamos nuestro cordero para sacrificar, aun cuando existan leyes en el AT sobre los distintos tipos de sacrificios y estados de pureza e impureza que formaron parte de la religión y la vida del AT. Debido a que el NT alteró la ley al ver a Jesús como su cumplimiento y le puso fin al rol de los 613 mandamientos de la Torá, ya no llevamos sacrificios a la iglesia. Jesucristo es nuestro sacrificio. Cuando pensamos en la aplicación, particularmente en pasajes del AT y los tipos de eventos que sucedieron en él, tenemos que ser cuidadosos en no generalizar demasiado. Siempre debemos preguntarnos: «¿El pasaje que analizamos tiene alguna limitación en términos de cómo debemos considerar lo que el este dice y la manera en que se aplica?».

Recursos para la aplicación

Ahora bien, hay buenos recursos que a menudo nos ayudarán con estas preguntas, recursos como los comentarios que mencioné antes. Los comentarios son valiosos, no solo aquellos que nos hacen pensar sobre el significado de un texto sino también los que en particular se dirigen a pastores con un énfasis pastoral en lo que dicen. Tales comentarios también batallan con las preguntas: ¿Cómo se aplica este texto? ¿Qué debemos enseñar o predicar sobre lo que ocurre en el texto? Con frecuencia estos libros nos permitirán dilucidar cuál es la aplicación o cómo funciona, o qué deberíamos pensar al respecto, ese tipo de cosas. Esto nos ayudará a entender la cuestión de las limitaciones en cuanto a la aplicación.

La necesidad de la aplicación

Otro aspecto importante en cuanto a la aplicación es que sin ella tu estudio bíblico no estará completo. La meta al abrir las Escrituras, leerlas y estudiarlas no es solo recolectar información en tu cabeza. El objetivo de interactuar con la Biblia y el objetivo de. realizar un estudio bíblico es permitir que Dios obre en ti y te forme como persona, cambie tu manera de pensar, trasforme lo que eres y te ayude a desarrollarte y crecer espiritualmente. Esas cosas suponen que cuando termines de analizar un pasaje y reflexionar en la Biblia, la Palabra te alentará y urgirá a pensar en tu vida, cómo aplicar el texto y cómo enfrentar la vida.
Por lo tanto, la aplicación es una característica esencial del estudio bíblico. Nunca tomarás un examen sobre eso en una clase, pero es la característica más importante para graduarte en un estudio bíblico y lo debes tener en mente cuando estudies la Biblia.

Explorar

Lecturas sugeridas

Aplicación Técnicas de Estudios Bíblicos y Reglas de Interpretación

Véase también

Aplicación Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia

Guías y herramientas

Inspirada y útil (2 Timoteo 3:16–17) (2 Timoteo 3:16–17) | Guía de pasajes

SEGMENTO 9
Paso 4: Correlación

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Explicar cómo te ayuda la correlación para ensanchar tu comprensión y enfocar tu aplicación
• Explicar la “analogía de fe”

Cómo interpretar Hechos 1:8 por tu cuenta

Cuando pensamos en el último paso del estudio bíblico, la correlación, debemos reunir todo lo que hemos realizado en el pasaje y considerar cómo encaja con otras cosas que hablan sobre ese tema en las Escrituras. Por ejemplo, en Hechos 1:8 tenemos un pasaje que les dice a los discípulos que esperen a ser investidos de poder desde lo alto antes de llevar el mensaje como testigos a Jerusalén, Judea, Samaria y hasta lo último de la tierra.
Es claro que este pasaje marca un punto de inflexión en el programa de Dios, que el foco del texto es la venida del Espíritu para habitar y capacitar a los discípulos para cumplir con la comisión y la misión que Dios le ha dado a la iglesia.
También es claro que la aplicación, en nuestro caso, es comprender que el Espíritu de Dios habita en nosotros y que eso nos capacita para caminar con Dios, nos da la capacidad de ser testigos en su nombre y nos concede el poder para ser audaces y fuertes al compartir el evangelio, y que compartimos los beneficios que también recibieron los discípulos porque el Espíritu habita en nosotros también.

Correlacionar Hechos 1:8 con otros textos

Para creyentes del Nuevo Testamento

Una de las maneras de saber que el Espíritu también habita en nosotros es mediante la correlación, pues así conectamos un pasaje con otros textos de las Escrituras. Entonces, si pensáramos en Hechos 1:8 y cómo se correlaciona, pensaríamos en textos como Juan 14–16, el discurso del aposento alto, donde Jesús les dice a los discípulos que debe irse a fin de poder enviar a otro a quien llama el Consolador: el que puede habitarlos, el Espíritu de Dios, que les enseñará todas las cosas. U otro texto, como Romanos 8, que habla sobre caminar en el Espíritu de Dios. O versículos en 1 Corintios y otras partes de las Epístolas de Pablo que hablan sobre la obra del Espíritu en los creyentes, convirtiéndolos en templo de Dios y conformando una comunidad de creyentes en el sagrado templo de Dios, porque el Espíritu habita tanto en el creyente individual como en la comunidad.

La bendición del nuevo pacto

Otro punto de correlación es observar sobre quién se hace referencia. El don del Espíritu de habitar en la gente no es algo que todos posean; solo quienes creen, las personas que tienen fe en Jesucristo reciben el don de la presencia del Espíritu de Dios. Ese es otro punto de correlación. El texto no se aplica automáticamente a todo ser humano que camina sobre la tierra. El beneficio del que se habla es algo que reciben los creyentes.
Otra característica de la correlación es observar cómo encajan ciertos tipos de promesas, textos y temas. La impartición del Espíritu de Dios está muy relacionada con la promesa del nuevo pacto, la idea de que Dios escribiría la ley en los corazones de su pueblo (Jeremías 31) en el nuevo pacto.
En realidad, Lucas 3:16 muestra a Juan el Bautista cuando dice que él no es el Cristo, «pero viene uno más poderoso que yo, de quien no soy digno de desatar la correa de su calzado; él os bautizará en Espíritu Santo y fuego». Lo que Juan nos indica en este pasaje es que la manera en que podemos conocer que la nueva era de promesa y cumplimiento ha llegado, que el nuevo pacto ha comenzado, que la salvación prometida por Dios ha venido, es que el Mesías traerá el Espíritu al pueblo de Dios. Eso es lo que sucedió en Hechos 2, exactamente lo que Hechos 1:8 anticipa.

La analogía de fe

Todo lo que hemos hecho al hablar sobre la relación entre este pasaje con otros textos es una parte de lo que llamamos correlación. Y puedes ver, al correlacionar este texto con otros, que tienes una sensación de cómo contribuye este pasaje a nuestra comprensión de la obra del Espíritu de Dios así como otros versículos también aportan a esa idea.
A veces, en la interpretación, comprendes lo que algunos llaman la «analogía de fe». Analizas un pasaje difícil mediante la interpretación de un pasaje más claro que aborda el mismo tema. Es un buen principio bíblico para interpretar pero debes tener cuidado en cuanto l momento en que lo usas, pues correlacionar textos no es dilucidar si lo que dice este pasaje aquí es exactamente igual a lo que veo hoy en mi pasaje sino que en realidad parte de lo que buscas es ¿Qué dice este pasaje aquí que añade o apoya lo que veo en mi propio pasaje?

Beneficios de la correlación

Parte del punto de la correlación es ver dónde encaja un pasaje y eso significa que los otros textos no siempre se sitúan en el mismo lugar exacto, aunque digan cosas relacionadas. Esto es muy importante al abordar el estudio de un pasaje, porque trabajar con la correlación nos permite conocer el alcance del tema con el que tratamos en la Biblia. También nos abre a posibilidades de cómo leer este texto, o posibilidades e implicaciones de cómo leer este texto.
La correlación, entonces, es una parte muy importante del estudio bíblico, y deberías usarla porque te ayudará a apreciar la contribución particular del pasaje que estudies. También te permitirá distinguir dónde encaja ese pasaje en el esquema más amplio de las cosas al realizar tu estudio bíblico. Esta técnica te ayudará a relacionarte con lo que es la completa enseñanza doctrinal de la Biblia como unidad y a comprender cuáles son los límites de un pasaje. Los beneficios de la correlación son múltiples, por eso es tan importante y la sección final de un buen estudio bíblico.

Explorar

Lecturas sugeridas

Pasajes paralelos Claves de interpretación biblica—edición actualizada
La analogía de la fe Cómo estudiar e interpretar la Biblia

Véanse también

Conexiones Hermenéutica: interpretación eficaz hoy
Buenas conexiones Hermenéutica: interpretación eficaz hoy
Note la presencia de paralelismos en la Biblia Cómo estudiar e interpretar la Biblia

Guías y herramientas

La promesa del Espíritu Santo (Hechos 1.1–8) Guía de pasajes

SEGMENTO 10
Investigar en la Biblia sobre el Espíritu Santo

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Usar la Búsqueda interna para ubicar referencias al Espíritu Santo
• Utilizar la búsqueda de proximidad para encontrar ejemplos del Espíritu Santo llenando individuos
• Añadir una simple nota a referencias múltiples

Introducción

En este video de captura de imagen, te mostraré cómo encontrar referencias del Espíritu Santo, luego ubicar lugares en el libro de los Hechos donde él llena a creyentes y finalmente, enlazar esos episodios mediante el añadido de una nota.
En la lección anterior, el Dr. Bock nos habló sobre la importancia de correlacionar la idea principal de un pasaje con otros textos que discuten la misma cosa. Por ejemplo, el Espíritu Santo es el foco principal de Hechos 1:8, pero también es el personaje principal de otros textos, como Juan 14–16. Necesitamos mirar a esos textos relacionados para tener un cuadro completo de su rol en la vida del creyente y en la iglesia del Nuevo Testamento.

Cómo realizar la Búsqueda interna

En este video vamos a buscar en la Biblia referencias a Espíritu Santo y determinar su rol en diferentes áreas de la historia bíblica. Entonces, abre la RVR en Hechos 1:8. Como establece el Dr. Bock, el punto principal de este texto crucial es el rol del Espíritu Santo en la edificación de la iglesia. Para encontrar referencias al Espíritu Santo, vamos a usar la Búsqueda interna. Para activar esta característica, haz clic sobre la lupa en la barra de herramientas del recurso.
Te darás cuenta que tenemos varias opciones en la Búsqueda interna: Podemos correr una búsqueda general, una búsqueda bíblica o una búsqueda morfológica. Esta opción nos permite buscar un término o frase en español, una palabra en griego o hebreo o una forma específica de una palabra. También tenemos la opción para ajustar nuestro rango de búsqueda a un libro de la Biblia o a una sección de la Biblia. Para este ejemplo, queremos correr una Búsqueda bíblica de “Todo el texto bíblico” en “Todos los pasajes”, entonces ingresa el término “Espíritu Santo” en la barra de búsqueda y presiona Introducir.

Cómo realizar una Búsqueda de frase exacta

Nuestros resultados muestran casi 200 apariciones del Espíritu Santo en la Biblia, pero observa que Logos ha encontrado apariciones que incluyen “Espíritu Santo”, “Espíritu” y “Santo”. No es lo que queremos, por lo tanto hagamos algunos ajustes.
Vuelve a la barra de búsqueda y encierra el término “Espíritu Santo” entre comillas. Eso le dice a Logos que busque por el término completo en lugar de los términos individuales que lo forman. Cuando corremos la búsqueda, observa los resultados que Logos nos da. Tenemos noventa y dos apariciones del término Espíritu Santo, y nunca tuvimos que alejarnos de nuestra Biblia.

Cómo realizar una Búsqueda de aproximación

Podemos avanzar un paso y añadir el operador “CERCA” todo en mayúscula, y entonces el término “lleno”. Este comando le dice a Logos que encuentre cada lugar donde el término “Espíritu Santo” aparece en la proximidad del término “lleno”. Nuestros resultados son impresionantes; tenemos [30] apariciones de esta combinación.
En Hechos 2:4, tenemos los primeros miembros de la iglesia del nt siendo llenados con el Espíritu Santo. En Hechos 4:8, vemos a Pedro siendo llenado con el Espíritu Santo. Entonces, poco después de la persecución de Pedro, los creyentes en Jerusalén fueron llenados con el Espíritu Santo cuando oraban pidiendo coraje. Y la lista sigue. Lo interesante es que todos nuestros resultados aparecen en los escritos de Lucas.

Cómo usar la cinta interlineal

Lo que es aún más impresionante es que podemos activar nuestra cinta interlineal y ver la información del lenguaje original para cada término de nuestra búsqueda. Para activar esta función, haz clic sobre el botón de interlineal en la barra de herramientas del recurso cerca al menú desplegable. Ahora haz clic sobre el término “lleno” en cada resultado y observa que vienen del término griego πίμπλημι (pimplēmi).
Si te interesa profundizar el estudio de este término griego, puedes hacer clic derecho sobre el término “lleno” en tus resultados, y un menú contextual aparecerá, dando la información de tu palabra sobre la derecha y opciones de búsqueda sobre la izquierda.

Cómo añadir una nota a referencias múltiples

Por ahora, estamos trabajando con el texto en español, pero quiero mostrarte una excelente manera de conectar pasajes similares para un estudio posterior. Primero, haz un clic derecho sobre el término “lleno” en Hechos 2:4. Luego, desliza hacia abajo el lado izquierdo del menú de contexto y selecciona la opción “Agregar una nota”. Tu nota aparecerá en un nuevo panel. Continúa y dale un nombre a esta nota como “Llenos con el Espíritu”.
Observarás que Logos automáticamente ha etiquetado esta nota a Hechos 2:4, pero en un espacio debajo te permite etiquetar información sobre esa nota. En el recuadro de contenido escribiremos lo siguiente: “La llenura del Espíritu capacita a los discípulos para hacer cosas sorprendentes, como hablar en lenguas y soportar la persecución severa”.
Ahora puedo adjuntar esta nota no solo a Hechos 2:4 sino también a los otros dos versículos que hemos mirado. Para hacer eso, haz clic sobre el menú desplegable de la Nota en el extremo derecho y selecciona “Editar los puntos del adjunto”. Luego, en el recuadro de referencia, escribe Hechos 4:8. Luego haz clic sobre la flecha azul. En el siguiente recuadro, escribe Hechos 4:31. Entonces haz clic sobre la flecha azul. Cuando hayas finalizado, haz clic en “Terminado”.
Simplemente hemos agregado esta nota a tres referencias separadas en el recuadro de Hechos, las cuales hablan sobre la llenura del Espíritu. Ahora puedes volver a la Biblia, ve a Hechos 2, luego a Hechos 4 y verás la nota que creamos.

Conclusión

Con la nueva Búsqueda interna, Logos convierte a tu Biblia interlineal en una poderosa herramienta de búsqueda, dándote la capacidad de encontrar apariciones de un término y ver la información del lenguaje original detrás de ellas sin siquiera alejarte de tu Biblia. Y con la nueva característica de las Notas, podemos rastrear palabras y temas similares agregando una simple nota a múltiples referencias.

SEGMENTO 11
Cómo llegar al significado

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Listar los varios niveles para examinar cuando estés estudiando un pasaje de la Biblia
• Resumir cómo avanzar en el estudio bíblico para definir una doctrina bíblica
• Explicar cómo obtener “significado” del estudio de un personaje bíblico

Repaso del proceso de cuatro pasos

Es tiempo de revisar lo que hemos visto. Hay cuatro pasos en el estudio bíblico: observación, permitir que tus ojos y tu mente comprendan todo lo que sucede al rededor del pasaje; interpretación, lidiar con lo que significa exactamente el pasaje; aplicación, el «y ahora qué» del texto, qué debo hacer con el mismo (cómo debo vivir a la luz de lo que dice) y la correlación, cómo encaja el texto en relación a otros pasajes del mismo tipo de tema o de las mismas ideas. Estas cosas componen el cimiento de un estudio bíblico básico.

El significado y los diversos niveles de un pasaje

El significado es lo que el pasaje nos dice realmente. ¿Qué dice? ¿Qué trata de comunicarnos? Pero el significado opera en una amplia variedad de niveles y debemos saberlo cuando pensamos sobre qué significa interpretar todo un pasaje.

• Podemos explicar qué significan ciertas palabras dentro del pasaje
• Podemos lidiar sobre qué significa una oración dentro de un pasaje
• Podemos batallar sobre el significado de un párrafo en el contexto del libro o qué significa un párrafo a la luz de otros párrafos relacionados al mismo (quizá es parte de una secuencia de eventos)

Por ejemplo, en Marcos 2:1–3:5, tenemos cinco historias controversiales que involucran a Jesús, una después de otra (bum, bum, bum, bum, bum, bum) y es claro que la primera parte del Evangelio dispone el escenario para el tipo de cosas que Jesús hizo, que le provocaron problemas. Esos mismos sucesos aparecen en Mateo pero no están estructurados de la misma manera; están esparcidos en Mateo 8–12 con otras cosas en medio. Es claro que los dos autores manejaron los mismos materiales de manera diferente, y eso genera conexiones y significados distintos por la manera en que la enseñanza de tales hechos se presenta en los Evangelios.
Al buscar el significado siempre tratamos con una variedad de niveles.

Significado y doctrina

No solo tratamos con la forma de funcionar del significado en un pasaje, sino también con el significado descubierto relacionado con ciertas doctrinas. A veces tenemos que retroceder un paso y preguntarnos: ¿Cómo contribuye esto a nuestra comprensión general sobre esta área? Por ejemplo, en Hechos 1:8 claramente tenemos un texto importante que trata sobre el Espíritu Santo en la Biblia. ¿Qué puede decirnos esto sobre el estudio de la pneumatología o estudio del Espíritu? ¿Dónde encaja este pasaje en todo lo que la Biblia dice sobre el Espíritu de Dios? Solo mediante el paso de la correlación o el trabajo con recursos que hablan sobre la teología del Espíritu obtendremos respuestas a este tipo de interrogantes.
Esta clase de recursos está disponible en los libros que forman parte de las bibliotecas del software bíblico Logos.

Significado y estudios de personajes

Es diferente a estudiar una doctrina

Cuando nos abocamos a estudiar un texto o unas palabras bíblicas lo hacemos de cierta manera, pero hay otro tipo de estudio, el de una persona, que no es como estudiar un texto. No estudiarás un texto o unas palabras, sino que analizarás las acciones y reacciones de una persona; la manera en que piensa e interactúa con los sucesos.
Luego, el estudio de persona es poco diferente; sigue los 4 pasos de observación, interpretación, aplicación y correlación, pero no funciona de la misma forma porque aquí tratarás con la técnica de narrativa literaria en el estudio de un personaje y observarás las virtudes que se exhiben de esa persona. Verás las faltas que el texto señala y la manera en que vive. Tratarás con la causa por la que sus virtudes emergen y la causa por la que determinados pecados afloran, ese tipo de cosas. Analizarás con cuánta coherencia vive ese personaje … ¿o acaso vive incongruentemente?
Hay toda una serie de factores en juego que conducen al desarrollo de virtudes o quizá a la propensión al pecado, y debemos considerar todos esos factores al estudiar a una persona pues no analizamos una doctrina (es decir una idea o un principio que debe afirmarse) sino más bien una ilustración: es un ejemplo de una persona y cómo lleva su vida. Debemos aprender cómo vive, cómo crece o cómo reacciona, ese tipo de cosas.

Ejemplo: El apóstol Pedro

En el caso de Hechos 1:8, lo que hicimos fue establecer y avanzar en el estudio de una comunidad y lo que capacita a tal comunidad. El Espíritu de Dios capacita a la comunidad, esto es, la iglesia. Pero también nos preparamos para estudiar el impacto de la presencia del Espíritu dentro de la comunidad y así llegamos a una persona como Pedro, quien en los Evangelios se expresa coherentemente, a menudo de forma incorrecta, con valentía y por otras manifestaciones de su carácter. Obviamente él es uno de los más bulliciosos de los discípulos y ciertamente es un líder entre ellos. Sin embargo, a la hora de la verdad, en el momento clave del ministerio de Jesús, cuando Pedro tenía que estar junto a él, flaqueó y negó a Jesús tres veces.
Solo con el don del Espíritu vemos transformada la vida de Pedro para convertirse en un valiente proclamador de Jesús ante la oposición a pesar de tener su vida y su bienestar bajo amenaza. Por eso, en el estudio de un personaje que se relaciona a Hechos 1:8, lo que vemos es la progresión y el desarrollo de Pedro. Uno de los factores claves que lo llevan a ese crecimiento, por supuesto, es la presencia del Espíritu de Dios que lo potencia para ser testigo y lo capacita, un capítulo después, para presentar uno de los grandes discursos de la Biblia.

Explorar

Lecturas sugeridas

Definición: Hermenéutica Diccionario Teológico: Con un Suplemento Biográfico de los Grandes Teólogos y Pensadores
Perfil de una persona: Simón Pedro Biblia del diario vivir

Véase también

LA interpretación de la Biblia Hermenéutica Introducción Bíblica

Guías y herramientas

Pedro Enciclopedia bíblica

SEGMENTO 12
Cómo usar la Enciclopedia bíblica para estudiar al apóstol Pedro

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Usar la Enciclopedia bíblica para realizar un estudio de carácter sobre el apóstol Pedro

Introducción

En esta videolección, te mostraré cómo usar la Enciclopedia bíblica para realizar un estudio de carácter profundo sobre el apóstol Pedro. En nuestra lección previa, el Dr. Bock habló sobre el estudio de personajes, y usó al apóstol Pedro como ejemplo. Lo que me gusta del estudio de personajes es que esto ayuda a la gente a relacionarse mejor con los actores en la trama bíblica. Y cuando la gente puede relacionarse con los personajes en la Biblia, está más dispuesta a escuchar su mensaje y seguir sus enseñanzas.
En este video, te mostraré cómo realizar un estudio de personajes usando una poderosa herramienta llamada Enciclopedia bíblica.

Abramos la Enciclopedia bíblica

Comencemos abriendo la Enciclopedia bíblica yendo a Herramientas y luego en la sección Referencia, a abre “Enciclopedia bíblica”, podemos mirar un número de temas, gente, lugares o eventos. Si no estás seguro sobre qué buscar, Logos puede guiarte con las opciones de búsqueda inteligente. Cuando comienzo a escribir “Pedro” en la ventana de búsqueda, aparecen una serie de opciones de búsqueda. Puedo buscar por “Pedro”, “suegra de Pedro”, “la espada de Pedro”, y varias otras personas, lugares, eventos y temas.
Por supuesto, para esta lección queremos realizar un estudio del apóstol Pedro, pero para estar seguros que queremos la primera selección, posicionaré el cursor sobre esta opción para poder darle un vistazo del informe en un pequeño panel, que me dice que esta opción de búsqueda es para Pedro, el hombre, apóstol y pescador. El panel también me da información sobre la familia inmediata del personaje y el número de veces que es mencionado en la Biblia.

Cómo navegar por la Enciclopedia bíblica

Para buscar este personaje en la Enciclopedia bíblica, haz clic en la primera opción; inmediatamente observarás la amplitud de la información provista por Logos sobre el apóstol Pedro. En la parte superior de esta entrada tenemos una selección de Recursos gráficos relacionados a Pedro, luego eventos bíblicos que involucran al apóstol, seguido por artículos de diccionarios, referencias textuales, información de idiomas originales, y resultados de nuestra biblioteca.
Ahora analicemos cada sección en esta entrada y hablemos sobre cómo usar esta información en nuestro estudio de personajes sobre el apóstol Pedro.

Recursos gráficos

Como mencionamos, la porción superior de esta entrada, dependiendo de tu búsqueda, puede incluir diagramas, imágenes, videos, infográficos y más. Estos recursos son excelentes para ilustrar ciertos hechos sobre el personaje que estás estudiando.

Eventos

En la sección de eventos, tenemos todos los eventos bíblicos que involucran a Pedro. Al hacer clic al final de la lista podemos ver que Pedro es mencionado en muchísimos eventos. Algunos de estos eventos involucran a Pedro directamente y otros involucran a los discípulos, de los que Pedro era parte.
Una de las útiles características de la sección Eventos es que Logos nos muestra dónde el mismo evento es registrado en múltiples lugares, como Jesús llama a los cuatro pescadores. Este evento ocurrió en Mateo 14:18–22, Marcos 1:16–29, y Lucas 5:4–11. En cada relato hay similaridades, y en Lucas se relaciona junto a una pesca milagrosa.

Diccionarios

Avanzando a la sección Diccionarios, tenemos artículos sobre el apóstol Pedro de nuestros mejores diccionarios y enciclopedias. Esta es una gran manera de encontrar información específica de un personaje bíblico, escritos por fiables eruditos. Haciendo clic sobre el título del recurso se abre un resumen del artículo del diccionario, al hacer clic sobre el título del artículo se abrirá en un nuevo panel.

Conocido como

La sección “Conocido como” lista cada vez que un personaje es mencionado en la Biblia, sin considerar qué palabra específica es usada. En la parte superior de la lista, podemos ver que Pedro es mencionado 375 veces como sujeto implícito del verbo y 308 veces como un pronombre.
Al explorar la lista, podemos ver también cómo Pedro es mencionado en la Biblia. Observa que típicamente el apóstol es llamado Pedro, pero también es mencionado como Simón, Simón Pedro. Si hacemos clic en Simón Pedro, podemos ver una lista de referencias bíblicas donde aparece ese nombre.

Lemas

La sección Lemas es una poderosa herramienta del lenguaje que muestra todos los lemas del griego detrás de las referencias para este personaje. Cada lema griego es acompañado con una transliteración, un ícono de pronunciación y la glosa en español.
Me parece interesante que Pedro sea mencionado el mismo número de veces como “discípulo” y como “apóstol”. Como en la sección “Conocido como”, podemos hacer clic sobre la flecha de la izquierda del lema griego y podremos ver una lista de resultados. Si hacemos clic sobre el lema mismo, Logos corre inmediatamente un estudio de palabra bíblica que nos permite profundizar en el término griego.

Biblioteca

La sección final de esta entrada de la Enciclopedia muestra resultados desde nuestra biblioteca para la entrada “Pedro”. Si todavía no has obtenido la información que buscabas, la sección Biblioteca puede tener lo que deseas.

Véase también

Antes de terminar, mira esta última sección, etiquetada “Véase también”. Aquí tenemos una opción para buscar en nuestra Enciclopedia por parientes de Pedro, su rol específico en la Biblia, e incluso abre la herramienta de Cronología para ubicar eventos específicos que involucran a este apóstol.

Conclusión

Espero que hayas aprendido cuán valiosa puede ser la Enciclopedia bíblica cuando investigas sobre un personaje bíblico. Asegúrate de revisar esta característica cuando investigues sobre personas, lugares, cosas y eventos mencionados en la Biblia.

Unidad 2 Prueba

Para tomar una prueba para esta unidad, por favor haz clic aquí.

Cómo trabajar con los contextos

SEGMENTO 13
Contexto histórico

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Resumir las varias formas de contextos históricos que deben darle forma al estudio bíblico
• Listar algunos recursos para explorar el contexto histórico de un pasaje

Introducción a los contextos

Veamos ahora qué implica realmente interactuar con un pasaje. Ya hemos analizado los cuatro pasos involucrados en un buen estudio bíblico básico: observación, interpretación, aplicación y correlación. Miremos, entonces, cómo funciona en un pasaje y, en particular, analicemos cuidadosamente qué significa interactuar con el contexto. Como hemos dicho, el contexto es el rasgo más importante a observar cuando estudiamos un pasaje. No debemos sacar un versículo de su contexto ni por ende tampoco aplicarlo.
En cambio, debemos mirar el pasaje en el entorno donde está ubicado para discernir el alcance y las limitaciones de lo que sucede en el pasaje; por tanto, trabajaras cuidadosamente en el contexto a medida que avances. Ahora bien, decimos que estudiamos el contexto de tres maneras: a través del trasfondo histórico, en el contexto social y en el contexto literario. El resto del curso se enfocará en aprender a utilizar el contexto, es decir, a sentirnos cómodos y familiarizarnos con él para estar en una mejor posición al estudiar los pasajes que observaremos juntos.

Contexto histórico

Formas de contexto histórico

Ya Antes he mencionado que el contexto histórico se observa de dos maneras diferentes: por un lado, está el contexto histórico del evento, lo que ocurre en realidad; pero también está el contexto histórico del libro en el que aparece.
Lo que no tenemos es un acceso directo al acontecimiento; solo tenemos un retrato del mismo. De hecho, lo que por lo general tenemos con los eventos narrados en las Escrituras es el retrato selectivo de los acontecimientos. No todo lo sucedido. Cuando tratamos con los eventos, no tenemos acceso a un video de lo que ha ocurrido; solo contamost con un registro de todo lo que ha pasado.
Cuando estudiamos himnos y ese tipo de cosas, lidiamos con canciones de alabanza, textos que enfatizan la emoción. Cuando analizamos los profetas abordamos una situación completamente distinta; exploramos el comentario de lo que sucedió en medio de la historia de Israel, lo que es opuesto a analizar eventos específicos (como solemos hacer en la narrativa).
El punto aquí es que las Escrituras producen diferentes cosas en los distintos pasajes y eso debe orientarnos en cuanto a lo que ocurre en el texto. Analizaremos esas características, llamadas géneros, cuando hablemos del contexto histórico, es importante notar que impactan de manera en que la historia, desde la perspectiva del escritor, observa los eventos. El escritor tiene un tipo de lentes que usamos para mirar esos acontecimientos, que él observa en retrospectiva.

El contexto histórico clave

El contexto histórico clave para el material que estudiamos es, antes que nada, la ubicación del libro en donde aparece el acontecimiento. ¿Quién es el autor? ¿Cuál es la fecha? ¿Quiénes son los receptores? ¿Cuál es el propósito del escrito? Ese tipo de preguntas claves nos orientan en el contexto histórico más amplio antes de hablar sobre los pormenores de lo que ocurre en un pasaje dado.

Recursos que ayudan a identificar el contexto

Ahora bien, las herramientas a utilizar son las introducciones del NT o del AT. En algunos casos, las notas de Biblias de estudio en la introducción de un libro abordarán ese tipo de características. Esto ayudará a ubicarte en términos de dónde estás en el libro. También suele haber un abordaje del contexto histórico en relación a los acontecimientos individuales que tienen lugar allí, dónde encajan en la historia, qué sucede (si podemos fecharlos y conocerlos) y los contextos culturales que se presentan. En unos momentos veremos todo eso. Tales características nos ayudan a establecer el contexto cultural del hecho que el libro describe y sobre el cual reflexiona.

Cómo retrata el autor los acontecimientos

El hecho sobre el que esos acontecimientos reflexionan añade otro matiz a la ecuación sobre la que debemos pensar en cuanto al contexto histórico (cuando analizamos acontecimientos): el autor puede decidir cómo retratar el suceso.

La perspectiva interna y externa

¿El autor retrató el acontecimiento desde dentro, como fue experimentado en aquel tiempo, sin conocer los efectos subsecuentes de aquel hecho? ¿O lo hizo con conocimiento de lo que sucedió después y así pudo reflexionar sobre ello?

Transmisión deportiva: una ilustración

Una ilustración que me gusta usar para esta, viene de los deportes. A veces, en medio de un evento deportivo (particularmente en el momento cuando el control parece estar cambiando de bando) un anunciadordice algo, dice algo como que la suerte «está cambiando». En algunos momentos claves del juego el anunciador podría expresa: «Esta es una parte clave del juego. La cosa está cambiando y este podría ser un punto de inflexión». En realidad, no sabemos si estamos ante un punto de inflexión hasta que vemos los eventos subsecuentes en el juego indicándonos qué sucedió después. En un primer momento podemos tener la sensación de lo que ocurre, pero no lo sabremos realmente hasta conocer el resto

Conocimiento textual del contexto histórico

A veces el contexto histórico es limitado y escribimos sin tener conocimiento de lo que sucederá después. Otras veces escribimos mucho con conocimiento de lo que pasa después (en realidad, así ocurre a menudo) y eso no implica cómo fue experimentado el evento. Todas estas características y elementos de reflexión intervienen en cuanto a cómo aparece el contexto histórico en una obra o en un texto.

El argumento como contexto histórico

Todavía no hemos mencionado otra dimensión del contexto histórico: ¿qué desempeño tiene este evento sobre la base de lo que viene antes en la narrativa, lo que ocurre después y dónde encaja en el libro? Es decir, ¿cómo interviene cierto detalle histórico en el argumento que el autor nos da dentro del material que analizamos en el libro? estas características, como un acto de malabarismo, están presentes al trabajar con las Escrituras. Es parte de hacer un fascinante estudio bíblico y las herramientas de Logos te ayudarán a acceder a muchas de esas discusiones que enriquecerán tu estudio bíblico.

Explorar

Lecturas sugeridas

Estudio personal de la Biblia e interpretación privada Cómo estudiar e interpretar la Biblia

Véanse también

Interpretación histórica Hermenéutica: interpretación eficaz hoy
El trasfondo histórico-cultural Introducción a la hermenéutica: Cómo interpretar la Biblia

SEGMENTO 14
Investigar el contexto histórico de los profetas con la Cronología

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Usar la Cronología y sus filtros para ubicar carreras proféticas
• Ajustar los filtros de la Cronología para hallar los correspondientes reinados

Introducción

En este video, aprenderás a usar la Cronología para ubicar eventos significativos en la historia bíblica; luego, a usar las opciones de filtros para ubicar a profetas bíblicos en relación a los reyes bíblicos.
En la lección anterior, el Dr. Bock enfatizó la importancia de comprender el contexto histórico en un libro de la Biblia. Es vital que entendamos la ubicación, el autor, la fecha, los recipientes y el propósito del libro que estamos estudiando y hay muchas herramientas que nos ayudan a hallar esta información. El Dr. Bock mencionó unas pocas, pero en este video quiero señalar la utilidad de la Cronología para comprender el contexto histórico.

Cómo abrir la Cronología

Primero, abramos la Cronología yendo a Herramientas y luego a Cronología. Cuando la Cronología abre, maximiza la ventana para poder analizarla mejor. Observarás que arriba de la barra de recursos tenemos varios filtros. Dando todos los eventos históricos dentro y fuera de la Biblia, Logos provee esos filtros a fin de que podamos limitar los eventos que enseña nuestra cronología, para ver la información que nos sea útil.

Cómo usar los filtros de eventos de la Cronología

Comenzando a la izquierda, hay una caja de rango de fechas donde podemos ingresar un período de tiempo específico, para ver solo los eventos que ocurrieron durante este tiempo. Al lado, la flecha para ajustar hace lo mismo, pero te permite seleccionar un período predefinido de tiempo: puedes elegir entre eras bíblicas, de la iglesia, históricas, egiptológicas, e imperios. Puedes seleccionar un período de tiempo de esa lista y limitar los eventos que aparecen.
Puedes incrementar los resultados que aparecen en esta cronología por tema, tipo o escribiendo una palabra clave en la caja de Filtros.

Cómo usar palabras claves como Filtros

La palabra clave como filtro limita los eventos de la Cronología para mostrarte solo los eventos que tienen esa palabra clave en el título. Una de las cosas buenas sobre la Cronología es que tipos similares de eventos comparten vocabulario.

Cómo ubicar los profetas bíblicos

Imagina que quieres estudiar el libro de Amós, que afirma que el autor es el profeta Amós y quieres saber cómo ministró este profeta en relación a otros profetas y reyes contemporáneos. Primero, selecciona la era del Reino dividido de la flecha de Ajustar y escribe el término “carrera” en la caja de Filtros. Esta entrada le dice a Logos que queremos encontrar eventos etiquetados con la frase “carrera profética”.
Si abrimos el plano, podemos ver la superposición de algunos de los profetas más famosos de la Biblia. La carrera profética de Amós comienza hacia el final de la carrera de Jonás, y el ministerio profético de Oseas se cruza con el ministerio de Isaías. Esta es una gran manera de mostrar esas conexiones.
Para profundizar más, podemos añadir una coma a nuestra palabra clave del Filtro, seguida de la palabra “rey”. Ahora podemos ver que la carrera profética de Oseas termina cuando al rey Acaz sale de la escena. Al avanzar un poco más, vemos que las carreras de Jeremías y Habacuc están recién comenzando cuando el rey Joacim es coronado por el faraón Necao.

Cómo abrir recursos desde la Cronología

Ahora veremos algo más antes de terminar. Con cada evento de la Cronología, podemos hacer clic sobre el evento y abrir una lista de recursos que nos dan discernimiento adicional en ese tema, persona o evento en particular. Si hacemos clic en Jeremías, aparece una pequeña ventana que lista eventos significativos involucrando al profeta. Luego podremos expandir una de las listas para ver los enlaces a recursos adicionales que nos lleva a artículos en nuestra biblioteca.

Conclusión

Como puedes ver, la Cronología es una muy buena manera de visualizar eventos y carreras bíblicas. Este ejemplo nos permitió identificar profetas y reyes contemporáneos durante el reino dividido.

SEGMENTO 15
Contexto social

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Establecer el valor de estudiar el contexto social
• Definir la expresión “fuente primaria”
• Explicar por qué las fuentes primarias son importantes para comprender el contexto social bíblico

Importancia de estudiar el contexto social bíblico

El social es el segundo contexto clave y, como mencionamos antes, es una de las áreas más difíciles de manejar apropiadamente. Por decirlo así, es como entrar en una máquina del tiempo y transportarnos hasta el entorno de los sucesos que tenemos en las Escrituras, y estos corren por un tiempo prolongado. Cuando estamos en el libro de Génesis nos ubicamos miles de años antes del tiempo de Cristo. en el tiempo de Cristo, nos encontramos en el siglo primero. Y de ninguna manera es el mundo moderno en cuanto a la manera en que vive la sociedad o la forma en que la gente se comporta, ni tampoco las expectativas de la gente; todas esas cosas son muy diferentes al modo en que vivimos hoy.
Quienes ocupamos este mundo aún tenemos las mismas fortalezas y deficiencias por haber sido hechos a imagen de Dios, pero la manera en que interactuamos en el contexto social y las reglas por las que nos relacionamos, suelen ser diferentes. A veces, cuando vemos esas cosas en la Biblia, nos zambullimos en un mundo extraño y eso nos sorprende. Por ello, la importancia de estudiar el contexto social es clara pues nos reorienta en la forma de pensar y de actuar a lo que era en el pasado.

Herramientas para estudiar el contexto social bíblico

Gama de herramientas

Hay un gran número de recursos que pueden ayudarte a acceder a ciertas áreas del estudio bíblico que de otra manera no podrías obtener. Hay libros de trasfondos de la Escritura, o comentarios sobre los elementos sociales y retóricos de la Biblia, que pueden ayudarte con esos contextos sociales. Hay enciclopedias y diccionarios bíblicos que explican ciertas prácticas y ese tipo de cosas. Hay un gran número de excelentes herramientas de esa clase y muchas de ellas están disponibles en el software de Logos en determinados momentos a fin de que puedas acceder a buenos recursos.

La necesidad de fuentes primarias

Pero es muy importante que sepamos si un recurso entrega en realidad lo que promete en términos de contexto social así como la descripción del contexto social, y eso tiene que ver con de la manera en que el recurso presenta el material. Hay dos formas de presentar lo que sucede en el mundo antiguo. Una es lo que se denomina fuente secundaria, que te dice lo que ocurría en el mundo antiguo.
Una fuente primaria es la que surge directamente del mundo antiguo y describe la práctica en cuestión como parte de su descripción de la vida cotidiana. Por eso, lo que buscamos en estas fuentes es que señalen los recursos antiguos y los contextos antiguos que están allí presentes. La manera de diferenciar entre una buena herramienta de trasfondo y una débil es evaluar, al describir la costumbre social en cuestión, si se presentan ejemplos o muestreos de pasajes bíblicos o de fuentes extrabíblicas que encajan en el contexto social del pasaje en cuestión y te permiten ver que la práctica es realmente antigua y que la gente de entonces describía esta práctica, así como la manera en que la practicaban.
Ese es el valor del material de una fuente primaria. Esto significa que tus herramientas de trasfondo, tus enciclopedias y diccionarios con notas al pie o paréntesis que te indican qué son esos pasajes (ese tipo de cosas) en realidad te dicen mucho. No solo eso, sino que también, una vez que encuentras esos paréntesis, tales recursos así como las fuentes son parte de la biblioteca digital Logos. podrás revisar y considerar lo que la persona antigua dijo en realidad, además de conocer de primera mano cómo describía sus costumbres.

Ejemplo de fuente primaria: Josefo

Una de la fuentes interesantes relacionadas al NT que funciona así son los escritos de Josefo, un filósofo, general e historiador judío (pon todas estas categorías juntas) que escribió a finales del primer siglo. En realidad, peleó en la guerra contra Roma que llevó a la destrucción del templo en el 70 d.C., y fue capturado por los romanos antes de que el templo fuera destruido (unos años antes de la destrucción del templo) en un lugar llamado Gamala. Cuando los romanos lo capturaron, podríamos decir que tuvo la perspicacia de predecir que Vespasiano, el general que lideraba la operación para Roma en aquel tiempo, un día se convertiría en emperador.
Eso fue como una predicción; fue como decir lo que haría el destino en favor de este general pagano. Y cuando Vespasiano llegó al poder como emperador recordó que Josefo había hecho tal predicción y lo invitó a su casa. Supongo que sintió que sería bueno tener cerca a alguien que conocía el futuro. Y así, cuando Josefo fue a la casa del emperador, escribió sobre los acontecimientos de la historia de Israel, y escribió un libro titulado Antigüedades judías que trazaba la historia de Israel desde el principio, en Génesis, hasta su época.
También escribió La guerra de los judíos, una descripción de esa guerra con Roma que trataba de explicar que no fueron todos los judíos los que hicieron que llegara Roma sino que el problema había sido un grupo particular de judíos llamado zelotes. Ambos escritos fueron diseñados con el mundo gentil en mente y explicar el mundo judío a los gentiles. También escribió una obra llamada Contra Apión, una defensa del judaísmo contra alguien que lo cuestionaba /desde el lado gentil, y también publicó una obra llamada Autobiografía donde relató su propia vida con el tema “qué gran hombre soy”entonces, estos textos describen la vida en el primer siglo. Si no puedes acceder a ellos habrá mucho de aquella época que no sabrás.

Amplio abanico de herramientas útiles de trasfondo

Entonces, al consultar las herramientas de trasfondos y ver que citan esos recursos, como las antigüedades judías, sabrás que tienes una fuente antigua que describe aquella vida a través de los ojos de una persona de esa época, lo que te ayudará a ubicarte en dicho contexto social. Y hay toda clase de recursos como este. Al trabajar sobre este aspecto con mis estudiantes en distintos cursos, suelo mostrar una pila de libros y decir: «Aquí están los libros que son fuentes primarios de los Evangelios del NT» (¡y la pila llegaría a los dos metros de altura si los ubicáramos uno arriba de otro!). Mi punto es que hay mucha información a la que acceder. La mayoría de la gente no tiene ni idea de cómo hallarla.
Esas herramientas de trasfondo te ayudarán a tener acceso al contexto social. Serán de utilidad para comprender, por ejemplo, que la iglesia primitiva se reunía originalmente en casas, lo que significa que como máximo se congregaban de cincuenta a setenta personas en una comunidad. Por tal motivo la iglesia de una ciudad tendría muchas iglesias caseras en donde se reunieran a fin de atender a todos los que se acercaban a la fe. Este tipo de cosas de un contexto social es lo que encontrarás al trabajar con el texto.
El contexto social es interesante y le aporta vivacidad a tu estudio, le da profundidad al mostrar el trasfondo y revelar guiones culturales, tal como hemos señalado antes. Todo esto contribuye con la naturaleza seria de nuestro estudio bíblico y nos permite ubicarnos donde estemos al observar los conceptos que encontremos en los pasajes que estudiemos, así como de los sucesos que se describen en tales textos.

Explorar

Lecturas sugeridas

Antiguo Testamento, La sociología y el Diccionario Bíblico Lexham
La vida en el mundo del Nuevo Testamento El Nuevo Testamento: su trasfondo y su mensaje

Véase también

El condicionamiento cultural y la Biblia Cómo estudiar e interpretar la Biblia

SEGMENTO 16
Contexto literario

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Resumir los dos elementos principales del contexto literario
• Ilustrar cómo los géneros crean expectativas de lectura
• Listar los elementos claves del flujo literario

Contexto literario: Introducción

El tercer tipo de contexto es el literario. Ya hemos hablado del contexto histórico y el social, pero el contexto más obvio, con el que todos lidiamos al estudiar la Biblia, es el contexto literario. ¿Dónde encaja este pasaje en el flujo del libro? ¿Cómo se introduce? ¿De qué forma se presenta? ¿Cómo continuamos con lo que sigue en el libro? Todas estas características importan al estudiar el contexto literario de un libro y en su funcionamiento.

Cómo establecer el contexto literario

Hay dos preguntas claves que podemos tener en cuenta al analizar el contexto literario de un texto.

Identificación del género

La pregunta más básica de todas es: ¿Qué tipo de literatura es esta? O quizá, ¿qué tipo de pieza de literatura es esta en particular, dentro de la pieza más grande que abordamos? En un momento voy a investigar para ti las diversas clases de género con las que te encuentras al estudiar la Biblia. Es importante identificar el tipo de literatura con el que tratas, pero incluso dentro de un tipo extenso de literatura hay subgéneros que pueden estar presentes dentro del mismo.
Por ejemplo, al investigar la vida de Jesús (y ahí estarás lidiando con lo que es básicamente una biografía histórica de la vida de la figura fundamental de la fe cristiana) tendrás una variedad de géneros, porque las enseñanzas de Jesús se presentan en diversas formas (como parábolas, como máximas, historias de milagros, también relatos de discurso apocalíptico y otras clases de discursos). Entonces hay muchos géneros en acción y un género crea ciertos conjuntos de reglas y expectativas.
el género es algo fácil sobre que pensar. Si digo: «Había una vez», ni siquiera he dicho una oración completa y ya sabes que estoy por narrar algún tipo de cuento. Aun sabes cómo será el final en la mayoría de los casos. Sabes que terminará con algo como: «… y vivieron felices para siempre». Eso es un género, el género del cuento.
Incluso tenemos géneros en la manera que visualizamos las cosas. Si piensas en un mapa meteorológico, como el que viene en el periódico, sabrás qué esperar cuando llegues a la página que informa sobre el tiempo. Sabes que verás un mapa y que tendrá colores, mostrará temperaturas, etc.
Los géneros pueden generar expectativas en sus lectores. La mayoría de las veces ni siquiera pensamos en ello. De manera inconsciente procesamos lo que el género hace con nosotros al presentarnos el material. Pero conocer qué puede hacer el género y cómo genera expectativas en nosotros podría ayudarnos y orientarnos en lo que ocurre literariamente en un texto.

Desarrollo literario

La segunda característica del contexto literario es el flujo literario del pasaje, la manera en que se presenta a sí mismo, no en términos de lo que sucede en el pasaje que analizamos sino también mediante preguntas como: ¿De qué modo llegamos a este texto? ¿Qué viene después? ¿Cómo encaja? El flujo literario.
Ahora, si abordamos la narrativa lidiaremos con el desarrollo de la línea argumentativa. ¿Cómo se desarrolla la idea? ¿Cómo se narra la historia? ¿Cuáles son las características y los temas que el autor aborda? ¿Cómo encaja este pasaje en esos tipos de cosas? Ese es el flujo literario.
Pero otro elemento del flujo literario simplemente trata con la manera en que las cosas están descritas. ¿Hay marcadores textuales que nos digan por qué este pasaje está ahí? ¿Hay marcadores textuales que indiquen si es un acontecimiento de causa o efecto? ¿Hay marcadores que señalen que estamos ante un sermón, una ilustración o una parábola? ¿Cómo se narra la historia? ¿Qué tipos de figuras se emplean? ¿Son figuras comunes o únicas a este pasaje?
Al tratar con el contexto se evidencia toda clase de preguntas literarias. ¿Hay alguna limitación de cómo aplicar este texto a la vida, por la manera en que se presenta o el marco de tiempo al que pertenece? Esa clase de cosas. mencionamos la ilustración dentro de un marco de tiempo al hablar sobre que ya no hacemos sacrificios en las iglesias, aun cuando los antiguos sacrificaban regularmente en el AT.

Cómo usar el contexto literario para orientarnos en el pasaje

Este tipo de preguntas del contexto literario son importantes, pues nos orientan en el pasaje y nos ayudan a comprender no solo qué dice el texto sino también cómo lo dice. Además, los detalles literarios nos ayudan a corroborar y explicar por qué leemos el texto de la manera en que lo hacemos. Esos marcadores de los que hablamos (que dan el movimiento al texto), esos términos que señalan las ideas claves presentes, incluso el alcance de un pasaje, nos ayudan a interpretarlo y comprender tanto lo que dice como lo que expresa. En otras palabras, lo que dice y lo que no manifiesta. Así, claramente el contexto literario es una característica clave del estudio bíblico, y ser receptivos es muy importante.
Los comentarios te ayudarán de manera significativa en el estudio del contexto literario. Los mejores comentarios siempre presentarán este tipo de discusiones de modo tal que puedas comprender por qué la gente piensa que el texto significa lo que dice dicho comentario.

Explorar

Lecturas sugeridas

Peligros de pasar por alto el contexto literario Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia

Véase también

Análisis del contexto literario Principios para interpretar pasajes difíciles de la Biblia

SEGMENTO 17
Explorar el contexto literario de Rut mediante la Guía de pasajes

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Usar la herramienta de Comparación de cánones para identificar la ubicación canónica del libro de Rut en varias clasificaciones
• Usar la sección de Tipo de literatura y Comentarios en la Guía de pasajes para encontrar información sobre el género literario de Rut

Introducción

En este video exploraremos el contexto literario de Rut, primero mirando dónde encaja el libro en el canon, y luego analizando referencias al género literario en los comentarios bíblicos
Cuando exploramos el contexto literario de un libro, Logos tiene herramientas que nos permiten no solo ver dónde está situado el libro dentro del canon, sino también indagar sobre el género literario que se identifica en cada libro. Por eso, en este video te mostraré cómo explorar el contexto literario en un libro y pasaje usando dos herramientas en tu Software Bíblico Logos.

Cómo usar el gráfico de comparación de cánones

Primero, investiguemos el contexto literario bíblico de un libro de la Biblia. Imagina que quieres ver dónde ocurre el libro de Rut dentro del canon del AT. Para ver esto de manera atrapante ve a tu biblioteca y abre el recurso interactivo llamado “Comparación de cánones”.
Puedes encontrar rápidamente esta pieza de recursos interactivos escribiendo su título en la caja de Comandos. Luego haz clic sobre el título del recurso para abrir la comparación de cánones en un nuevo panel. Una vez que el recurso abrió, haz un clic derecho sobre la pestaña del recurso y escoge Abrir en otra ventana. Maximiza la ventana para tener una mejor vista de lo que puede hacer este recurso.

El canon Judío

La parte principal de esta ventana muestra el orden del canon de la tradición Judía, que está desglosado en tres secciones principales: la Torah (Ley), los Nevi’im (Profetas), y los Ketuvim (Escritos). En este orden canónico, el libro de Rut aparece en los Escritos como parte de un grupo de cinco libros, que la tradición Judía reconoce como los cinco rollos. A la izquierda de la pantalla, tenemos varias tradiciones y listas canónicas de donde elegir. El orden presente concuerda con el manuscrito antiguo conocido como Códice de Leningrado, que forma la base del Texto masorético.

El canon protestante

Si haces clic sobre la opción “Protestante” de la lista de las tradiciones canónicas podrás ver que el orden canónico concuerda con la mayoría de las Biblias en español. En esta lista, Rut es parte de la literatura histórica y sigue al libro de los Jueces, lo más probable debido a que Rut comienza con la declaración: “Aconteció en los días que gobernaban los jueces”. Es un libro que demuestra las acciones piadosas de un hombre y una mujer que vivieron durante un tiempo impiadoso, cuando “cada uno hacía lo que bien le parecía”. Hay mucho que aprender de la ubicación de un libro bíblico, y este recurso interactivo hace que sea entretenida esta parte de tu estudio.

Cómo usar la sección de Comentarios en la Guía de pasajes

Por ahora, dejemos la herramienta de Comparación de cánones y abramos una nueva Guía de pasajes, yendo a Guías y luego a Guía de pasajes. Ahora escribe Rut 1 en la caja de referencia. Desliza hacia abajo el informe de la guía y expande la sección de Tipo de Literatura. Esta sección nos ayudará a identificar el género literario de Rut, Nos dice que es una novela y divide los primeros 5 versículos en el informe y el resto del libro en el relato. Si deseo obtener una descripción del género tan solo descanso el cursor sobre Novela, y el glosario me dice que consiste en una narrativa bien estructurada de cierta extensión. Elaborada para un propósito particular como la enseñanza de una lección moral o teológica.
Como señaló el Dr. Bock los comentarios pueden ser de gran ayuda al lidiar con el contexto literario. Dirígete a la sección de comentarios y abre por ejemplo el Comentario Bíblico Mundo Hispano, deslizate hacia arriba y revisa la sección de Introducción donde generalmente encontrarás valiosa información sobre su contexto literario, encontramos aquí una confirmación de lo que previamente vimos en el interactivo pues nos dice que en la Biblia hebrea su lugar está ubicado entre los escritos. Nos dice además que tiene afinidad literaria con obras como Job (cuyos personajes no son israelitas).
Un poco más abajo encontramos también un apunte importante sobre el género literario de Rut, que según la conclusión de Frederic Busch se trata de “un breve relato que edifica”.

Conclusión

Y hay mucho más en esta sección para investigar, pero el punto de este video era mostrarte las herramientas y textos que están disponibles fácilmente cuando exploras el contexto literario de cualquier pasaje. Podemos ver dónde aparece un libro en la Biblia dentro del canon de las Escrituras y descubrir el género literario de un libro con la ayuda de comentarios bíblicos.

Unidad 3 Prueba

Para tomar una prueba para esta unidad, por favor haz clic aquí.

Cómo usar Logos

SEGMENTO 18
Cómo usar las búsquedas para ampliar y enfocar tus estudios

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Explicar cómo pueden ayudarte las búsquedas de palabras para enfocar tu estudio bíblico de un pasaje
• Resumir la percepción exegética derivada de una estudio sintáctico de las cláusulas “si … entonces” de Gamaliel (Hechos 5:38–39)

Aprender a enfocarse en aspectos claves de un pasaje

Una de las características claves del estudio bíblico no es solo estudiar un pasaje sino también decidir, dentro de un texto, qué vale la pena estudiar más. No solo pensamos sobre qué merece la pena analizar con dedicación, sino que luchamos con los temas que se presentan en tal pasaje y en los que queremos meditar sobre la correlación, considerando otros pasajes que abordan el mismo tema.

Estudio de palabras, conceptos y temas

Cuando se trata de encontrar temas, realizar búsquedas y trabajar con palabras y términos claves, tenemos que hacerlo deliberadamente, no solo en lo que hacemos sino también en cómo llevaremos a cabo este tipo de estudio. Al estudiar un tema dado debes considerar qué ideas adicionales se asocian con este tema, es decir, conceptos que llaman la atención y que son dignos de una reflexión mayor.
Al hablar del trabajo conceptual con un pasaje y el avance hacia otros textos, lo que hacemos es tratar de desbloquear el poder de todo lo que Logos puede darte. El programa te da acceso a toda clase de recursos que pueden llevarte en diferentes direcciones. Buscar palabras y buscar temas nos ayuda a comprender significados, términos y otros contextos de referencia que nos ayudan a correlacionar todo.
Por eso, al analizar un pasaje y ver al Espíritu consistentemente asociado con cosas como el poder (como en Hechos 1:8) u otros textos que de continuo se yuxtaponen con la manera en que el Espíritu nos guía a pensar en cuanto a que la borrachera con vino suele controlar a la gente (en Hechos 2 y también en Efesios 5), lo que comienzas a hacer al rastrear una palabra es ver ciertos conceptos que tienden a agruparse alrededor de la misma, que aparecen repetidamente en varios pasajes y ese tipo de cosas, y cuando sucede eso, quieres trazar esos conceptos para ver qué parte de la comparación genera el punto de contacto. En otros casos querrás prestarles atención a esos pasajes que son singulares, donde no tienes nada parecido en otros lados, porque eso te indica que ese pasaje (los lugares donde esas cosas suceden) te dice algo que ningún otro pasaje expresa.

Estudio de gramática y sintaxis

Otra manera de hacer búsquedas, que puede ser importante, es abordar ciertas construcciones y expresiones gramaticales, ese tipo de cosas. Hay capacidades de búsquedas que te permiten, por ejemplo, preguntar: ¿Qué tan a menudo aparece este tiempo verbal? Y cuando interviene, ¿qué sucede? O, ¿cuán a menudo aparece esta limitación y cuál es el disparador? Esa clase de cosas. Las expresiones gramaticales pueden ser probadas por lo que pueden o lo que no pueden hacer y cómo funcionan.

Ejemplo: La construcción «si-entonces»

El griego tiene tres clases de cláusulas si-entonces. En realidad, hay más, pero encontramos tres, predominantemente, en todo el NT. Esas construcciones si-entonces pueden delinearse para darnos incluso más información que «solo lidio con una contingencia que luego tiene una consecuencia».
En español simplemente usamos «si» y «entonces», y no etiquetamos estas palabras más allá de eso. Pero en griego hay tres construcciones diferentes que puedes usar para si-entonces y, en base a la construcción, te dirá más o menos lo que ocurre.
• Existe lo que se llama condición de primera clase, que presenta la cláusula «si» con la premisa: «Asumamos que esto sucede». Se asume como verdadero para bien de la presentación.
• Otra clase de construcción de si … entonces implica exactamente lo opuesto: «Hablemos de esto como hipotético, pero suponemos que en realidad no sucederá». Esto se llama condición «contraria a los hechos».
• El tercer ejemplo es un «si» y un «entonces», y no comentan en ninguna dirección, ni una manera ni la otra: «Simplemente te dejaré con el “si” y el “entonces”». Es una declaración hipotética o condicional.

Puedes avanzar e investigar esos tipos de construcciones y compararlas entre sí para ver cómo funciona la gramática en cuanto a lo que permite y no permite. Esta es una forma muy específica (y a menudo avanzada) de estudio bíblico, pero en ocasiones realmente aportará algo fascinante.

Ejemplo: Discernimiento sintáctico de la construcción «si-entonces»

Un ejemplo del uso de la cláusula si-entonces está en un pasaje de Hechos 5, donde Gamaliel lidiaba con la cuestión de la aparición en escena de los cristianos en Jerusalén y, en tal contexto, el liderazgo judío trataba de decidir qué hacer con respecto a Pedro y Juan y su predicación de Jesús. Gamaliel habló y dijo: «Si este consejo u obra es de los hombres, se desvanecerá; mas si es de Dios, no la podréis destruir». Era su manera de argumentar: «No hagan nada con esto, porque verán cómo actuará Dios al respecto».
Es interesante que la gramática, como la presenta Lucas, tal vez no refleje por entero la manera en que Gamaliel habló. ¿Por qué? Porque Gamaliel quizá lo dijo en un idioma semítico que no tenía las funcionalidades si-entonces del griego. El lenguaje semítico es como el español al decir solo «si» y «entonces» y nada más, mientras que en griego puedes especificarlo. Pero cuando Lucas lo escribió en griego usó la argumentación: «Si esto es de Dios» y eso se denomina condición de primera clase: «Si esto es de Dios», y vamos a reconocer que eso es lo que sucede, «entonces no podremos detenerlo». «Si esto no es de Dios» eso era una condición contraria a los hechos. Entonces, lo que Lucas declaró como autor, en medio de las opciones de Gamaliel, es: «Dios está detrás de este movimiento». Esto es de Dios. No hay nada que el liderazgo judío pueda hacer para detenerlo, porque es de Dios. Podríamos decir que Lucas hizo una observación editorial sobre lo que dijo Gamaliel. En realidad, de eso se trata todo el libro. Dios estaba subrayando y sosteniendo a la iglesia en cada movimiento, aun en medio de la persecución, para mostrar que este movimiento era suyo y que no había nada que pudiera detenerlo.
Este es un ejemplo de cosas que la búsqueda gramatical y la comprensión de la gramática pueden hacer por nosotros cuando trabajamos en un texto. Entonces, aquí podemos observar las características de búsqueda e interacción con temas y palabras. Hay mucho que podríamos añadir, pero la manera más simple de decirlo es: escoge palabras claves, haz estudios de palabras, trabaja con las fuentes y recursos del estudio de palabras, y observa cuánto se enriquece tu estudio bíblico como resultado.

Explorar

Lecturas sugeridas

La interpretación gramatical Principios de interpretación bíblica

Véase también

Cláusulas condicionales Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia

Guías y herramientas

Hechos 5.38–39 Guía de pasajes

SEGMENTO 19
Subrayar las frases «mejor que» en Proverbios

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Usar la búsqueda interna para hallar los enunciados “mejor que” en Proverbios
• Resaltar estos enunciados usando los Filtros visuales

Introducción

En este video, te enseñaré cómo ubicar los enunciados “mejor que” en el libro de Proverbios sin salir de tu Biblia preferida, y luego cómo etiquetar esos enunciados para el estudio posterior. En la lección previa, el Dr. Bock habló sobre la sintaxis griega y, más específicamente, una construcción de la declaración “si … entonces” en el libro de Hechos. Como estableció nuestro profesor, considerar estas construcciones es importante y a veces puede ayudarnos a determinar puntos de estudio.
En esta lección, te enseñaré cómo ubicar una estructura sintáctica en el libro de Proverbios, luego te mostraré cómo etiquetar esos textos a fin de que no los olvides. Primero, abre tu Biblia RVR60 en Prov 15:16 y observa la construcción de las dos líneas. El texto dice: “Mejor lo poco con el temor de Jehová, que el gran tesoro donde hay turbación” Observa la estructura sintáctica “mejor que”. Si estás familiarizado con este libro de la Biblia, sabes que no es el único lugar donde hallamos el enunciado “mejor que”.

Comienza con le Búsqueda interna

Si deseas ubicar los enunciados “mejor que” en este libro, ve al menú del recurso y selecciona “Mostrar la Búsqueda interna” o simplemente haz clic sobre la lupa de la barra de tu recurso. Como hemos visto antes, eso abrirá una caja de búsqueda arriba del panel abierto. Desde ahí debemos asegurarnos de correr una búsqueda bíblica de “Todo el texto bíblico” en el libro de Proverbios. Para seleccionar este rango de referencia, haz clic sobre el rango actual, en este caso “Todos los pasajes” y escribe “Proverbios” luego haz clic en guardar y presiona la tecla enter.

Cómo realizar una Búsqueda de proximidad

Entonces, en la casilla de Búsqueda, escribe el término “mejor” seguido del operador “CERCA” y luego el término “que”. El operador CERCA le dice a Logos que queremos encontrar lugares donde dos términos están cerca uno del otro, esa es la Búsqueda de proximidad. Ahora corre la búsqueda.

Veamos los resultados

Si te deslizas hacia abajo en la lista de resultados, verás que esta construcción aparece sobre esta pieza de literatura sapiencial. Proverbios 16:8 dice: “Mejor es lo poco con justicia que la muchedumbre de frutos sin derecho”. Luego, 17:1 dice: “Mejor es un bocado seco, y en paz, que la casa de contiendas llena de provisiones”.

Guardar los resultados con un Filtro visual

Si deseas etiquetar esos textos para más tarde, Logos te da una gran opción. Primero, fácilmente puedes crear filtros visuales de los resultados de tu búsqueda. Simplemente haz clic sobre el botón de “Enviar a” arriba de la Búsqueda interna, entonces elije “Documento de Filtro visual” de la lista desplegable. Esta acción crea un nuevo documento de Filtro visual. En el panel opuesto.
Ahora necesitamos darle un nombre al Filtro visual, algo como “Proverbios: mejor/que”, luego selecciona el formato del menú desplegable. En definitiva, le he dicho a Logos que resalte todos enunciados “mejor que” en Proverbios en mi Biblia RVR60 con un resaltador púrpura.
Ahora puedo cerrar el panel del recurso y abrir la RVR60 en Prov 15:16 y veremos los enunciados “mejor que” que ubicamos. Si no puedes ver esos resaltados, haz clic en el botón de Filtros visuales en la parte superior del panel del recurso y asegúrate de que el filtro que has creado está activado.

Unidad 4 Prueba

Para tomar una prueba para esta unidad, por favor haz clic aquí.

Examen parcial

Para tomar el examen parcial para esta unidad, por favor haz clic aquí.

Cómo reconocer géneros

SEGMENTO 20
Narración

Narrativa

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Sintetizar los temas claves y el argumento de la trama bíblica
• Listar los libros del AT y el NT que se enfocan primariamente en la narrativa histórica

Introducción a los géneros

Veamos ahora una de las características más destacadas del contexto literario: los tipos de géneros que encontramos al estudiar las Escrituras. Apenas podremos comenzar a hablar del tema porque cada uno de sus aspectos constituye un área de estudio en sí misma. Por ello te guiaremos a través de algunos de los géneros mayores e identificaremos con qué libros están asociados a fin de orientarte al respecto. En medio de esta travesía por los géneros nos detendremos en un punto y hablaremos del mensaje literario clave de la Biblia, así como su estructura. Así, tendrás algunos elementos de conexión para evaluar la secuencia de eventos.

Narrativa histórica: Género bíblico dominante

Empecemos con la narrativa histórica, que es lo que más aparece en la Biblia. Nos cuenta la historia de la participación comprometida de Dios en la creación, con todo el mundo, y luego con su pueblo (primariamente Israel, en el AT). La historia está relacionad a su tarea en la promesa de hacer volver a su pueblo a sí mismo, alejado de él como resultado del pecado, y su respuesta: la gracia a través del ministerio y vida de Jesucristo.

Rasgos de la trama bíblica

Esta narrativa histórica tiene varios tipos de rasgos, actores claves: personas como Abraham, el patriarca de la nación, o Adán y Eva, la primera pareja que pecó y que llevó a la caída, Noé, la persona que obviamente construyó el arca y sobrevivió al gran diluvio cuando Dios comenzó todo de nuevo. Entonces llegamos a los grandes patriarcas: Isaac y Jacob, y luego los doce que formaron las tribus de Israel.
Hay una trama que acontece a lo largo del texto. A través de la nación viene una línea real en la figura de David y la dinastía davídica, de la que procede el Mesías, Jesús, Jesucristo, quien conduce a la salvación.

Libros donde abunda la narrativa histórica

Sea que exploremos el AT o el NT, tenemos mucha narrativa histórica. Génesis, Éxodo son libros claves de narrativa histórica; incluso Levítico, con su ley, tiene rasgos de narrativa histórica; también Números y Deuteronomio. Estos cinco libros que forman el Pentateuco o la Torá, base fundamental de la ley para el judaísmo, y una parte clave de la Escritura hebrea, la primera parte de la Escritura hebrea en ser reconocida como Escritura en el judaísmo.
Luego seguimos a otros libros históricos que se ajustan a esta descripción: Josué, Jueces, los libros de Samuel, los libros de los Reyes, los libros de Crónicas, Ester. Todas son obras de narrativa histórica que nos ayudan a comprender la historia de Israel.
Luego llegamos al NT. Las narrativas históricas claves son los Evangelios, que son una narrativa de historia biográfica (después hablaremos más de esto) y el libro de Hechos, que es un documento de legitimación institucional y explica cómo y por qué la iglesia es el pueblo de Dios, particularmente en divergencia con la reacción de la comunidad judía (que ha rechazado a la iglesia) y la posible sugerencia que de alguna manera la iglesia ha terminado fuera del camino y la promesa de Dios. Hechos es una defensa y legitimación del hecho de que esta comunidad es realmente lo que reclama ser.

Narrativa histórica: Reflejando el movimiento de la historia redentora

Todo esto alimenta el trasfondo de la narrativa histórica, por lo que lidiamos con personajes, fechas, eventos característicos culturales, que reflejan el movimiento de la historia y necesitan ser ubicadas en un marco histórico. Esa es la expectativa de los géneros; lo que trataremos es observar los movimientos claves de la historia a través de los personajes claves, y esos personajes son seleccionados. Esta no es una narrativa histórica exhaustiva; obviamente los escritores han sido selectivos en lo que se enfocaron a la luz de la historia y los intereses de la historia que buscaban contar.
Esas son porciones importantes de la Escritura y el grueso de lo que la constituyen; en efecto, es narrativa histórica.

Explorar

Lecturas sugeridas

Josué: Introducción De Josué a Crónicas
Lucas el historiador El mensaje de Hechos

SEGMENTO 21
Ley

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Contrastar la manera en que los creyentes del AT y los del NT ven la ley
• Explicar cómo es que la ley implica una promesa de gracia

Introducción

El segundo género clave que encontramos (en particular al considerar movernos por la Biblia en secuencia desde el principio, en Génesis, hasta el final) es el área de la ley. Ahora bien, la ley en realidad es un tema muy complejo, no solo dentro del AT porque hay 613 mandamientos que fueron dados en la Torá sino también por la manera en que la ley funciona tanto como una fuerza social para Israel como la manera en que la promesa surge de la ley, porque la ley ayudó a mostrar la necesidad de un Salvador.

Estipulaciones legales

Todas esas características intervienen en la forma en que funciona la ley, pero la característica más básica, y en la que pensamos con mayor superficialidad, es que la ley es una colección de estipulaciones que han sido dadas a la nación y le muestran que constituye un pueblo peculiar que vive ante Dios bajo ciertas normas que él ha establecido para regular sus vidas; un diferenciador del paganismo de alrededor.

Ejemplos de disposiciones

Esto involucraba tener un calendario especial, celebrar ciertos días de fiesta y seguir una dieta. Involucraba adoración solo en un templo, a diferenciad del mundo gentil donde había muchos templos para diversos dioses. Era una manera de afirmar que el monoteísmo era parte de su fe. Eso llevó a tener un día especial de la semana, el sabbat. Todas estas características terminaron delimitando al judaísmo como algo distinto a otras religiones del mundo, y [mostrando] que la creencia en un Dios único era una clase de experiencia y compromiso religiosos muy diferentes al tipo de paganismo, panteísmo y politeísmo del mundo en el que Israel funcionaba.
En cuanto a la idea de las disposiciones, fue Maimónides (rabino medieval que vivió mil años después del tiempo de Cristo) quien analizó y contó los mandamientos de la Torá, llegando al número de 613. Esas son, pues, muchas disposiciones para observar, que tratan con toda clase de cosas como pureza e impureza, la manera en que los sacrificios debían efectuarse, la forma en que la gente debía reglamentar su vida a la luz de su género, etc. Hay toda una serie de características de la ley.
Y si nos sentáramos y observáramos algunos de esos pasajes, en realidad no sería muy difícil de determinar que estamos frente a un contexto al que la ley apela. ahora miremos uno de esos pasajes. Leeré una sección de Levítico 17 y notaremos qué rápido podemos identificar que estamos en una sección del código legal. Escucha Levítico 17:10–12, dice así:

Si cualquier varón de la casa de Israel, o de los extranjeros que moran entre ellos, comiere alguna sangre, yo pondré mi rostro contra la persona que comiere sangre, y la cortaré de entre su pueblo. Porque la vida de la carne en la sangre está, y yo os la he dado para hacer expiación sobre el altar por vuestras almas; y la misma sangre hará expiación de la persona. Por tanto, he dicho a los hijos de Israel: Ninguna persona de vosotros comerá sangre, ni el extranjero que mora entre vosotros comerá sangre.

Y entonces continúa con otras listas de otras leyes.
Esta es exactamente la manera en que la ley funciona: establece una disposición. En algunos casos simplemente la establece y no dice nada; en otros, como en este caso, dará algún fundamento de por qué la ley existe y qué la hace peculiar para el pueblo de Dios. Estas secciones legales no son muy conocidas para la mayoría de los lectores de la Biblia porque, como el grueso de lectores de las Escrituras hebreas lo hacen desde el punto de vista cristiano, la ley es un área menos específica de la vida en la iglesia, opuesto a cómo era en el judaísmo.
Ahora bien, para los lectores de la ley en las Escrituras hebreas, la experiencia es diferente. Pero parte de eso depende de dónde encajan ellos en el judaísmo, porque están los judíos ortodoxos, que son muy fieles al tratar de obedecer la ley, están los conservadores, judíos moderados, que pueden ser un poco más selectivos en cómo aplican la ley y están los judíos reformados para quienes la ley es interesante pero en realidad no se preocupan por cumplir los detalles de la misma (particularmente las prácticas que entran en lo que podríamos llamar «áreas no éticas»).

Disposiciones que forman una comunidad del pacto

La ley es, una característica importante en el AT, y en especial las disposiciones individuales que son una manera en que la ley funciona. También puedes ver, al reunir las disposiciones, cómo forman cierta cultura y determinada identidad de comunidad cuando alguien procura aplicar esas leyes y vivir distinto al resto del mundo por la manera en que los demás llevan su vida. La identidad de comunidad y la autoidentificación cultural como comunidad son importantes. Impulsan gran parte de la historia que vemos en la Biblia, en particular lo que sucede entre el fin de las Escrituras hebreas y el comienzo del NT.
En este período intermedio, con la amenaza de los gentiles llegando a Israel (y el intento de Antíoco Epífanes de prohibir la ley y arrancar de los judíos el corazón de lo que era la práctica judía), vemos, en una contrarreacción, judíos que querían ser buenos y fieles y buenos judíos aliándose, conectándose e identificándose con la ley con mayor fuerza que antes. Por eso, al llegar al NT, tenemos grupos como los fariseos y los esenios, comprometidos fiel y escrupulosamente en guardar la ley: esto fue de tal modo que la ley dirigió la manera en que ellos veían su caminar religioso, como un reflejo de ser fieles al compromiso del pacto que habían hecho con Dios para ser un pueblo especial.

La ley y Jesucristo

El desafío de Jesús a la aproximación judía a la ley

Todas esas características de la ley entran en la historia de Jesús, particularmente cuando él cuestiona aspectos de prácticas presentes que surgen de un compromiso con la ley. Esos son elementos de la historia bíblica con los que la mayoría de la gente no estaba familiarizada ni era sensible a la misma, y sin embargo es una parte importante de la historia completa. Por eso, una de las funciones de la ley es la formación de una cultura comunitaria, y la manera en que esa cultura comunitaria terminó por formarse es algo que Jesús cuestionó con su propio ministerio.

Promesa inherente en la ley

La última manera en que la ley es importante como género para nosotros es como fuente para la promesa en el programa de Dios. El principio de la idea de la promesa es que en la simiente de Abraham el mundo sería bendecido (en Génesis 12, el pacto abrahámico) es el comienzo de la revelación de una promesa de libertad. En realidad, las raíces de esa promesa las encontramos en Génesis 3, donde la idea de que la simiente de la mujer, juzgada por desobediencia (en la desobediencia de Adán y Eva), aplastará la cabeza de la serpiente, la presencia del maligno representada por la serpiente, mostrando la victoria de la humanidad sobre las fuerzas del diablo como la recuperación que viene de la caída a través de aquel que es prometido a partir de esas promesas.
Entonces, la ley se convierte en una fuente de promesa y expectativa. La ley también muestra, por la manera en que se estructura y cómo lidia con el fracaso, que somos incapaces como seres humanos de seguir la ley y guardarla; que necesitamos perdón, que necesitamos recuperar el acceso a Dios después de haberlo perdido por alejarnos de él. Y la ley establece la escena para la gracia ante el constante fracaso de la nación en cuanto a obedecerla.
En efecto, una de las historias del AT es que la nación falla vez tras vez en ser sensible a la ley, pues es desobediente de forma continua. La nación necesita algo más aparte de la ley a fin de caminar con Dios y eso adicional es el Espíritu de Dios que se ofrece en la esperanza de la promesa, que viene en el nuevo pacto y se hace realidad en lo que Jesús da a quienes responden a Dios como resultado de su acercamiento a él, con el ingreso a la comunidad, la posibilidad de ser salvos y comenzar una relación eterna con el Dios vivo.
Todas esas cosas son parte de los diferentes aspectos del género de la ley. Como vemos, la ley es mucho más complicada que simplemente señalar esta o aquella disposición.

Explorar

Lecturas sugeridas

Ley, La, en la Biblia hebrea Diccionario Bíblico Lexham

Véase también

Ley Nuevo Diccionario de la Biblia

SEGMENTO 22
Biografía

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Contrastar las bios antiguas con las biografías modernas
• Sintetizar cómo afecta nuestra lectura de quién es Jesús ver los Evangelios como bios

Bios como un género grecorromano reconocible

Otro género muy importante en la Biblia es el de la biografía, o el antiguo bios. Ahora hablamos de los Evangelios y lo interesante es que en realidad ha habido un debate sobre el género de los Evangelios, que siempre asevera lo siguiente: «Los Evangelios son únicos y no se parecen a ningún otro tipo de literatura»; por eso hay quienes creen que conectarlos a otra forma literaria existente en realidad subestima la unicidad de los Evangelios. Pero investigaciones recientes, al considerar el asunto con detenimiento, señalan que si una persona antigua leyera los Evangelios reconocería el género del tipo literario con el que tratamos y eso es el antiguo bios.

Antiguo Bios: No es como la biografía moderna

Una biografía antigua no es igual a una actual. En una biografía moderna nos gusta comenzar con las raíces familiares y contar la historia de la persona. Incluso podemos mostrar alguna sensación de su apariencia. Casi hay una revelación psicológica de quién es tal persona y la manera en que piensa. El antiguo bios, la antigua biografía, no funciona así.

Consideremos la biografía antigua

La biografía antigua se concentra en dos cosas: qué dijo y qué hizo la persona que hicieron que fuera alguien significativo (y en algunos casos, la relación entre esas dos cosas). Eso también es una característica de las biografías modernas, pero las biografías antiguas tienden a enfocarse en los dichos y las obras de la persona estudiada. Si pensamos en los Evangelios y en la manera en que presentan a Jesús, veremos que la mayor parte del material es algo de lo que Jesús dijo o algo que Jesús hizo, cosas que nos indican quién es y cuál es su misión.

La meta de la biografía antigua

La meta de la antigua bios, la antigua biografía, era inspirar a la gente para que fuera como los héroes de la biografía; si era un ejemplo negativo, en cambio, para no ser como la persona de la biografía. Y podemos ver eso mismo en los Evangelios. Parte de la meta es llevarnos a que nos identifiquemos con la unicidad de quién es Jesús y la naturaleza de su misión y obra, y como resultado llevarnos a ser sensibles a él.

Los Evangelios como Bios

La obra clave que encaja en el trasfondo, que muestra que la biografía es un género en el mundo antiguo en el cual se circunscriben los Evangelios, fue una obra de Richard Burridge, en la que estudió el asunto con gran detalle. Tomó los pormenores de varias biografías antiguas prominentes y no solo los analizó superficialmente, examinando los tipos de temas en los que se enfocaban, sino que también estudió la estructura gramatical de cómo se presentaba a la persona: que a menudo la persona era el sujeto de una oración versus el objeto de una oración, y ese tipo de cosas; un trabajo minucioso. Demostró que el porcentaje de la forma en que las biografías reflejaban algo era muy similar a la manera en que ciertas características de los Evangelios reflejaban las historias principales sobre Jesús. Incluso sugería que la correlación era real y que eso se muestra en los estilos que vemos en relación a las biografías antiguas de otras personas en comparación a Jesús.
Esto quiere decir, por supuesto, que estamos en un género histórico, un subgénero histórico especial. También significa que debemos observar detenidamente al analizar los Evangelios, las clases de cosas que Jesús enseña, los tipos de cosas que hace y, en particular, la relación entre estos dos aspectos.
Eso es importante porque a veces, cuando la gente quiere analizar quién es Jesús, dice cosas como: «Estudiemos los títulos, qué dice la gente sobre Jesús». Él era el Mesías, el Hijo de Dios, el hijo de David, un profeta como Moisés. Ese tipo de cosas. Pero en realidad, los Evangelios cuentan la historia de quién es Jesús mediante lo que él hace. Lo que él hace muestra quién es él. Y si realmente comprendemos los guiones culturales detrás de esos hechos, también apreciaremos cómo esos sucesos son como parábolas interpretadas que indican quién es Jesús y, por qué los milagros se denominan «señales» que a su vez identifican quién es Jesús.
Así, en el caso de los Evangelios, la antigua bios nos insta a ser sensibles a la relación entre lo que Jesús dice y lo que hace, e incluso lo que otros dicen de él, y prestar atención especial a lo que él hace como un comentario de lo que él es. Esta es una característica importante y lo vemos en manera que los Evangelios funcionan; y nos ayuda a ubicarnos en términos de qué esperar de los Evangelios cuando comprendemos que son antiguos bios.

Explorar

Véanse también

Los Evangelios: Introducción Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia
The Gospels as Bioi, or Greek Biographies Reading the Gospels Wisely: A Narrative and Theological Introduction

SEGMENTO 23
Usar la búsqueda de cláusulas para ver dónde enseñó Jesús

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Usar la Búsqueda de cláusulas para ubicar lugares donde Jesús enseña
• Presentar los resultados de la Búsqueda de cláusulas en una Biblia en español

Introducción

En este video te mostraré cómo usar la Búsqueda de cláusulas y cómo ubicar los lugares en el NT donde Jesucristo enseña a alguien.
Cuando se trata de analizar biografías antiguas, el Dr. Bock nos alienta a analizar lo que la persona dice y lo que hace, y la relación entre ambas cosas. Cuando hacemos este tipo de búsqueda en los Evangelios, podemos enfocar nuestra atención en lo que Jesús enseña y en lo que hace. En este video, te mostraré cómo realizar este nivel de búsqueda con una simple opción de búsqueda en tu biblioteca de Logos.

Cómo usar la Búsqueda de cláusulas en Logos

Primero, abre tu Biblia RVR60 en Lucas 20:1, donde leemos: “Sucedió un día, que enseñando Jesús al pueblo …”. Observa la frase: “Enseñando Jesús”. Este es el tipo de material que mencionó el Dr. Bock en su última lección—material al que debemos prestar atención en las biografías antiguas como los Evangelios.
Ahora déjame mostrarte cómo puedes buscar instancias donde Jesús enseña. Primero, abre un nuevo panel de búsqueda y asegúrate de activar la Búsqueda de cláusulas. Si no estás familiarizado con la Búsqueda de cláusulas, permíteme explicarte qué puede hacer.
Esencialmente, al construir la opción de búsqueda, Logos ha etiquetado las palabras de acuerdo con su referente más próximo, así como de acuerdo a su fuerza sintáctica, como sujeto, verbo u objeto. Esto te permitirá hacer dos cosas: Primero, podrás ubicar cada mención de una persona, lugar o cosa, independientemente de qué palabra específica ha sido usada; y segundo, podrás ahora ubicar cuando una persona particular, lugar o cosa aparece como sujeto, y cuando ese sujeto lleva a cabo una acción específica. Al observar las ayudas de la búsqueda, espero que comenzarás a darte cuenta cuán vital puede ser este recurso en su proceso de estudio.

Cómo usar la Búsqueda de cláusulas para encontrar dónde enseña Jesús

Veamos qué hace la Búsqueda de cláusulas. En esta lección buscaremos los lugares donde Jesús enseña a alguien en el NT. Una manera de encontrar esta información sería correr dos búsquedas separadas—una para el nombre “Jesucristo” y otra para el verbo “enseñar”—pero incluso así te perderías instancias donde Jesucristo no es mencionado por nombre. Permíteme, entonces, mostrarte cómo encontrar fácilmente esta información usando la Búsqueda de cláusulas.
Primero, necesitamos asegurarnos que los parámetros de nuestra búsqueda son correctos. Necesitamos buscar “Todos los pasajes” en el The Greek New Testament: SBL Edition. Ahora, no te dejes intimidar. Logos correrá la Búsqueda de cláusulas en el idioma original, pero nos dará la opción de exhibir nuestros resultados en español.
Segundo, escribe “sujeto:Jesucristo” en la caja de búsqueda. Ahora, podemos detenernos aquí y ver todas las veces que Jesucristo es el sujeto de una cláusula en el NT, pero quiero avanzar un poco. Entonces, aparte de “sujeto:Jesucristo”, añade un espacio y luego escribe “verbo:enseñar”
Como verás al escribir, Logos quiere ayudarte y provee opciones potenciales de búsquedas en el menú desplegable. Esto puede ser extremadamente útil si no sabes exactamente lo que quieres buscar. De las opciones de nuestra búsqueda, seleccionaré la primera: “sujeto:Jesucristo verbo:enseñar”.
Ahora que tenemos nuestros términos de búsqueda escritos, corramos nuestra búsqueda presionando la tecla enter o haciendo clic en la pequeña flecha azul. Sorprendentemente, Logos ha encontrado lugares en todo el NT donde Jesucristo está enseñando a la gente.

Cómo añadir una Biblia en español

Otra vez, los resultados primero se muestran en griego, pero podemos cambiar esto rápidamente haciendo clic en la caja de “Agregar versiones” y escribir la versión en español que preferimos, luego presionamos la tecla enter. Ahora podemos ver los resultados en griego y en español, que por sí mismo es bastante sorprendente, y notarás que incluso Logos resalta la porción del texto donde Jesucristo está enseñando a alguien tanto en la versión en griego como en la de español. Esto sí es impresionante.

Cómo analizar los resultados

Tomemos un minuto y revisemos algunos de nuestros resultados. El segundo resultado ilustra el poder de esta opción de búsqueda. Observa que el texto dice: “Abriendo su boca les enseñaba, diciendo: Bienaventurados los pobres en espíritu, porque de ellos es el reino de los cielos”.
Podrás observar que Jesús no es mencionado por nombre en este versículo. El texto dice: “abriendo su boca” y comprendemos que el pronombre “su” se refiere a Jesús, y Logos sabe esto también, aun cuando la referencia más cercana al nombre de Jesús está en Mateo 4:23.
En realidad, si observas tu lista de resultados, encontrarás que casi cada opción de Jesucristo enseñando en el NT usa un pronombre o el sujeto está implícito en el verbo. Otra vez, correr una búsqueda bíblica regular habría omitido la mayoría de estas menciones.
Observa estos resultados y verás lo que podemos aprender de las enseñanzas de Jesucristo.

SEGMENTO 24
Genealogía

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Describir la función de genealogías bíblicas

Genealogías Bíblicas

En varios lugares

Otro género que encontramos en la Biblia son las genealogías, que tienden a aparecer en diferentes lugares a lo largo de las Escrituras y son muy prominentes en el libro de Génesis. También tienen un papel prominente en partes de los libros de Crónicas. Encontramos genealogías en un lugar clave en Mateo 1:1–18, y otra genealogía para Jesús al final de Lucas 3. Las genealogías, entonces, aparecen regularmente, por lo general para indicar relaciones y ayudarnos a apreciar cómo se desarrolla la historia. Otra genealogía, por ejemplo, al final del libro de Rut, explica cómo los ancestros de David surgen de los sucesos que describe ese libro.

Cómo detectar una genealogía

Las genealogías son fáciles de detectar, no se requiere mucho: «Tal o cual engendró a tal o cual», o algún tipo de lista familiar. Por ejemplo, en Génesis 10, tenemos la genealogía llamada la Tabla de las naciones, y rápidamente podemos reconocer, sin avanzar mucho en la misma, que tratamos con una genealogía. Leemos en Génesis 10: «Estas son las generaciones de los hijos de Noé; Sem, Cam y Jafet, a quienes nacieron hijos después del diluvio. Los hijos de Jafet: Gomer, Magog, Madai, Javán, Tubal, Mesec y Tiras» (Génesis 10:1–2), y continúa mencionando a los hijos de Gomer y a los hijos de Javán, y luego salimos de la genealogía a medida que rastreamos a las diversas naciones y los múltiples descendientes que vinieron después del diluvio en los tiempos de Noé.

Función de las genealogías

Lo que las genealogías trazan es el linaje, indican conexiones. Por eso nos encontramos con genealogías en los Evangelios (en Mateo y Lucas), las cuales muestran los puntos de contactos claves que surgen de los descendientes de David, como parte de la dinastía davídica, retrocediendo hasta Abraham, en el caso de Mateo, y retrocede hasta Adán, en el caso de la genealogía de Lucas. En las genealogías se indican espacios donde la persona, familia o nación se sitúa en el movimiento del programa y plan de Dios.
Las genealogías son un género interesante en las Escrituras que aparecen aquí o allá. Con frecuencia señalan un punto de inflexión en la historia donde una línea familiar del pueblo que se describe es una parte importante del modo en que la historia avanza.

Explorar

Lecturas sugeridas

Genealogía Gran Diccionario Enciclopédico de la Biblia
Genealogía de Jesucristo Gran Diccionario Enciclopédico de la Biblia

Véanse también

Genealogías Diccionario de temas bíblicos
Genealogía Nuevo Diccionario de la Biblia

SEGMENTO 25
Historia bíblica: Análisis detallado

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Describir la línea histórica y su foco unificador
• Sintetizar los pactos y comisiones claves de la historia bíblica

La historia bíblica central

Conforme avanzamos por los géneros, sería bueno detenernos y mirar algunas de las cosas básicas que suceden dentro de la Biblia para que tengan sentido los géneros de los que hablamos.
Hay una historia bíblica central que es realmente importante; comienza con la creación de Adán y Eva en Génesis 1 y 2 y es seguida inmediatamente por la caída, el regreso a Dios, y el caos que se introdujo en la creación por la presencia del pecado y de la muerte. Y, en efecto, estas dos cuestiones forman el tema que aborda el resto de la Biblia: la recuperación de lo que se perdió en Edén.
Hablamos, entonces, de la línea que apunta hacia la redención. En los primeros capítulos de Génesis vemos la rebelión que continúa hasta el punto en que Dios envía un diluvio que barre con la humanidad y en efecto permite que las cosas comiencen de nuevo. El movimiento hacia la redención sigue desde allí con la aparición de Israel en escena, el establecimiento de la dinastía de la promesa, culminando con la esperanza de una singular figura liberadora, el nacimiento de Jesús, y el programa del reino que «ya está» pero «todavía no», con el reino que ahora llega en parte y que todavía aguarda por el regreso de Jesús. Esto llevará a la culminación de todas las cosas, el establecimiento de la paz y el restablecimiento de la shalom, de la paz que existía en el Edén y que se perdió en la caída.
Eso constituye la historia principal que se presenta a lo largo de la Biblia: cómo Dios ha recuperado la relación con aquellos que la habían perdido por culpa de sus fracasos. La recuperó a través de Jesucristo y mediante la fe que viene en su persona y obra.

Serie de pactos

La línea histórica se cimenta por una serie de pactos en las Escrituras.

Pacto abrahámico

El pacto abrahámico, en Génesis 12:1–3, establece que la simiente de Abraham será el medio de bendición para el mundo. Y esa simiente opera en dos niveles: corporativamente, a través de la nación de Israel («Multiplicaré tu descendencia como las estrellas del cielo y como la arena que está a la orilla del mar») pero también individualmente, a través de un individuo por quien viene la bendición. Entonces, aun en el desarrollo de la línea, vemos la idea de «uno a partir de muchos». Tenemos, entonces, a Isaac en vez de Ismael, y Eleazar, y tenemos a Jacob en vez de Esaú antes de los doce hijos que luego formarán las doce tribus de Israel. Y desde allí la historia procede a la línea dinástica (la línea davídica) que termina en el Mesías.

Pacto mosaico

El segundo pacto clave es el mosaico, o de la ley: la Torá. Ya hemos hablado de cómo funciona la ley y su rol en las Escrituras, tanto para establecer la identidad individual de Israel como forjar un pueblo distinto, y mostrar en paralelo la necesidad de perdón por nuestra incapacidad de guardar la ley.

Pacto davídico

El pacto davídico promete una dinastía real a través de la cual vendrá la paz, no solo para Israel sino para el mundo entero, y eso se convierte en el corazón de la promesa mesiánica. Por eso, en 2 Samuel 7 y Salmos 1:2–3, tenemos textos que enfatizan la dinastía singular y la relación particular que quien está en este tiene con Dios. Los reyes davídicos eran vistos como vicerregentes de Dios, y podían ser llamados hijos de él. Pero eventualmente podría culminar en una sola figura liberadora que sería el Hijo de Dios, todo en mayúsculas.

Nuevo pacto

Finalmente tenemos el nuevo pacto de la promesa que dice: «Dios escribirá su ley en el corazón de su pueblo y perdonará sus pecados». Ese es el pacto de Jeremías 31, y este es el pacto que Jesús ejecuta en su ministerio. En realidad, en la última cena dice claramente: «Esta es la sangre del nuevo pacto». Habla de la inauguración del nuevo pacto que viene a través de su muerte, que permite la limpieza (para el perdón) de pecados a fin de que el Espíritu pueda ser dado al pueblo de Dios y este pueda establecer su relación con él y, como resultado, restablecer su relación con Dios.
Por lo tanto, lo que vemos es un movimiento hacia la compleción de los pactos, en la promesa que vemos, a la restauración de la humanidad a través de lo que ha sido perdido en la creación.

Comisiones principales

También tenemos dos comisiones principales en las Escrituras.

El mandato de la creación

La primera es lo que llamamos el mandato de la creación, o la comisión de la creación (para empezar, por eso fue creada la humanidad) para administrar la tierra bien y honrar a Dios por medio de sus vidas. Las personas fueron hechas a imagen de Dios para relacionarse con él, reflejarlo y administrar la creación con la creatividad, la habilidad, el discernimiento y la sabiduría que vienen por haber sido creados a imagen de Dios.

La Gran comisión

La segunda comisión es la llamada Gran comisión, que es el encargo de llevar el evangelio hasta el fin de la tierra, y fue dada en una variedad de pasajes al final del libro de Mateo así como al final del libro de Lucas (Mateo 28 y Lucas 24). Las comisiones involucran llevar hasta el fin del mundo este mensaje de la restauración de la creación que viene a través de Jesucristo.

Foco de la trama

Todo esto, por otro lado, se enfoca en la promesa. Ya hemos hablado de la unicidad del Mesías, el ungido, el Cristo, Aquel en quien residen las promesas y por quien vienen las bendiciones. Por eso, cuando Dios lo reivindicó por la resurrección y llevó a Jesús a su diestra, distribuye los beneficios de la vida eterna, los beneficios del Espíritu: cosas que muestran que aquellos que ejercen su fe en Jesucristo han sido reconectados con el Dios vivo y han sido restablecidos en su relación con Dios, una relación que durará por siempre. Esto apunta obviamente a la esperanza de salvación que es central en las Escrituras y en este proyecto de recuperación que hemos descrito.
Y finalmente, este programa viene en un programa del reino que «ya está pero no todavía», con los beneficios del perdón y la oferta del Espíritu como resultado de la primera venida de Jesús a la tierra, y la porción del «no todavía» (la completa shalom, el restablecimiento de la justicia, la vuelta al Edén) que vendrá cuando él regrese.

Explorar

Lectura sugerida

Interpretación de textos históricos ¡Ahora Entiendo! Hermenéutica Bíblica: Diferentes Sentidos de Las Escrituras

Véanse también

Hechos como historia Comentario al Nuevo Testamento: Hechos

SEGMENTO 26
Poesía: El salterio

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Describir las cinco clases de salmos
• Sintetizar el propósito del salterio

Introducción

La poesía es una parte importante de la Biblia: el libro más prominente de este género es el libro de los Salmos, que contiene una variedad de tipos de salmos o himnos, alabanzas a Dios. Primero veremos un resumen de toda la lista y luego volveremos a considerar cada categoría en particular.

Tipos de salmos

• La primera clase son los salmos de alabanza. Quieren decir exactamente lo que expresan. Alabamos a Dios por algo que ha hecho y levantamos nuestras voces en regocijo ante él.
• La segunda clase son los salmos de lamento. Es lo opuesto en el abanico. Aquí el salmista se encuentra en circunstancias en las que apela a Dios por su justicia y rectitud. Hay presión sobre el salmista y por eso se lamenta por su situación y le pide a Dios que lo libere.
• La tercera clase son los salmos imprecatorios. Estos salmos invocan la justicia de Dios para juzgar a quienes acosan al escritor.
• La cuarta clase está llena con toda clase de ocasiones y escenas especiales. Puede ir desde un llamado a la adoración y la bienvenida de los adoradores en la asamblea hasta ocasiones especiales como una boda.
• Y la última clase de salmos es la de los salmos reales, textos que tratan sobre el rey que está designado para afirmar el reino y la relación del rey con Dios.

Propósito de los salmos

En esas variedades de salmos tenemos textos en los que la experiencia no es para ser replicada como el sentimiento y la emoción de la experiencia que se representa. Podemos pasar o no por una experiencia como la que muestra el salmista en un lamento particular, pero podemos aprender cómo dirigirnos a Dios como resultado de los salmos de lamento. La mayoría de los salmos de lamento claman a Dios y terminan con un tema de fe o confianza. Y así todos los salmos son designados para alabar a Dios por las diversas maneras en que él interactúa con su pueblo.

Explorar

Lecturas sugeridas

Salmos, Libro de los Diccionario Bíblico Lexham
La clasificación según los temas Libros Poéticos: Poesía y sabiduría de Israel

Véanse también

Poesía hebrea Diccionario Bíblico Lexham
Naturaleza de los Salmos El conocimiento bíblico, un comentario expositivo: Antiguo Testamento, tomo 4: Job—Cantar de los Cantares
Salmos: Introducción Biblia de estudio MacArthur

SEGMENTO 27
Cómo explorar los Salmos con los recursos interactivos

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Usar la herramienta interactiva “Forma y estructura de los Salmos” para explorar este complejo libro.
• Usar los esquemas y filtros para organizar los Salmos por autor y tema

Introducción

En este video te mostraré cómo usar los nuevos recursos interactivos para navegar todo el libro de los Salmos, y luego organizar los salmos individuales de maneras interesantes.
Al entrar en el género poético, el Dr. Bock centrará primordialmente su atención en el libro de los Salmos. En la lección anterior, él mencionó que el libro de los Salmos contiene cinco clases de salmos: alabanza, lamento, salmos imprecatorios, salmos para ocasiones especiales y salmos de realeza. En este video te mostraré una forma divertida de trazar los diferentes tipos de salmos y organizarlos de maneras interesantes.

Cómo usar los recursos interactivos

Una de las nuevas características de Logos 6 son las herramientas de aprendizaje interactivo que nos ayudan a descubrir datos interesantes de la Biblia de maneras divertidas y atrapantes. Para ubicar todas tus herramientas interactivas, ingresa a la Biblioteca, luego escribe: “tipo:interactivo” en el menú de búsqueda. De la lista de recursos, haz clic en “Explorador de Salmos”. Cuando el recurso abre, desprende el panel en otra ventana y maximízala para ver todo mejor.

Explorar la herramienta de “Forma y estructura de los Salmos”

Observarás que la porción central de la pantalla muestra 150 burbujas, que representan cada salmo en la Biblia, y cada burbuja tiene un tamaño diferente, dependiendo de la longitud del salmo. En forma automática, las burbujas están dispuestas en géneros similares a los mencionados por el Dr. Bock. Tenemos salmos de alabanza, lamento, realeza, de sabiduría, de agradecimiento, himnos y finalmente salmos de confianza.
Para ver uno de esos salmos con más detalle, pon el cursor o haz clic sobre una burbuja y una nueva ventana aparecerá, mostrando las diferentes características sobre el salmo que escogiste. Por ejemplo, Salmos 106 es un salmo de alabanza al Señor por su fidelidad hacia Israel. El salmo es anónimo y está ubicado en el Libro IV del libro de los Salmos.

Cómo organizar los Salmos

A la izquierda del buscador de Salmos, tenemos varias opciones de agrupamiento. Podemos agruparlos por género, por libro, atribución, incluso por tema. Es muy bueno explorar este libro largo y complejo a fin de hallar justo lo que estamos buscando.
Por ejemplo, imagina que quieres encontrar los salmos davidicos sobre la fidelidad de Dios. Para hacerlo, primero selecciona “David” bajo Atribución y observa que todos los salmos desaparecen a excepción de aquellos que fueron escritos por este famoso rey. Luego sigue hasta Temas y selecciona: “Dios:Fidelidad”. Esta acción revela 31 salmos de David que hablan sobre este tema.
Toma un momento y observa que la mayoría de los salmos que encajan en nuestra selección caen bajo la categoría del género de lamento, lo que es interesante. Esto significa que los salmos que típicamente representan un período de lamento o desesperación son los mismos salmos que hablan sobre la fidelidad de Dios. Si abrimos uno de esos salmos, como Salmos 31, podemos ver que mientras escapaba y escondía de sus enemigos, David pudo confiar en la fidelidad de Dios.

Conclusión

Sigue disfrutando de este sorprendente libro con la herramienta de recursos interactivos. Úsala para explorar todo el libro de los Salmos, y detente en algún grupo de salmos que te interesen.

SEGMENTO 28
Salmos de alabanza

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Describir dos elementos claves que generalmente caracterizan a un salmo de alabanza

Patrón general

El primer tipo de salmos que encontramos en el salterio es el salmo de alabanza, que quiere decir exactamente lo que expresa: alabamos a Dios por algo que él hace. La manera usual en que el salmo funciona es que convoca a un llamado a la alabanza, al decir: «Gloria a Dios», y luego se da una razón para esa alabanza. No todos los salmos de este tipo funcionan así, pero muchos sí.

Ejemplo (Salmo 100)

El ejemplo que elegimos en este caso es el Salmo 100, y lo leeremos de forma completa a fin de que recibas el sabor de cómo suena un salmo breve como este. Veamos el texto:

Cantad alegres, habitantes de toda la tierra.

Servid a Jehová con alegría;

Venid ante su presencia con regocijo.

Reconoced que Jehová es Dios;

Él nos hizo, y no nosotros a nosotros mismos;

Pueblo suyo somos, y ovejas de su prado.

Entrad por sus puertas con acción de gracias,

Por sus atrios con alabanza;

Alabadle, bendecid su nombre.

Porque Jehová es bueno; para siempre es su misericordia,

Y su verdad por todas sus generaciones.

En este particular salmo de alabanza notamos que, en términos de alabanza, esta surge hacia el final, cuando por lo general la alabanza y su motivo aparecen al principio. Por eso tenemos un salmo de alabanza y después viene la declaración: «Porque Jehová es bueno».
Así es como funciona un salmo de alabanza. Levantamos nuestras voces a Dios y luego damos la razón de nuestra alabanza. Es un grito a Dios, podemos decir, y es un reconocimiento de su bondad y gracia hacia nosotros. Eso encontramos en el corazón de un salmo de alabanza en el salterio.

Explorar

Lectura sugerida

Alabanza Biblia del diario vivir

Véanse también

Salmos de Alabanza Introducción al Antiguo Testamento
Salmos (himnos) de alabanza descriptiva El conocimiento bíblico, un comentario expositivo: Antiguo Testamento, tomo 4: Job—Cantar de los Cantares

Guías y herramientas

Salmo de alabanza Enciclopedia bíblica
Salmo de alabanza (Salmo 100) Guía de pasajes

SEGMENTO 29
Salmos de lamento

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Sintetizar los elementos claves que frecuentemente caracterizan a los salmos de lamento

Patrón general

El segundo tipo de salmo es el de lamento, que es una de las categorías numerosas del salterio. La persona, atrapada en una circunstancia que la deja /perturbada, / clama a Dios por ayuda/ y lo hace con confianza/; lo que suele aparecer al principio es una declaración de lamento y los motivos del mismo, para luego /proceder con un desarrollo lento y la expresión de clamor a Dios con palabras de confianza en Él.

Ejemplo (Salmo 22)

El ejemplo que seleccionamos proviene de un famoso salmo: El Salmo 22; el principio de este texto fue citado por Jesús en la cruz/ y dice lo siguiente:

Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado?
¿Por qué estás tan lejos de mí, y de las palabras de mi clamor?

Dios mío, clamo de día, y no respondes;
Y de noche, y no hay para mí reposo/.

Pero tú eres santo,
Tú que habitas entre las alabanzas de Israel.

En ti esperaron nuestros padres;
Esperaron y tú los libraste.

Clamaron a ti, y fueron librados;
Confiaron en ti, y no fueron avergonzados.

Luego, el salmo continúa y explica muchas otras cosas, pero podemos ver que el salmista se encamina hacia una declaración de confianza a medida que presenta su lamento. El salmo comienza con el clamor de que Dios ha abandonado al salmista, quien se pregunta dónde está Dios y por qué no lo escucha. Luego, revisa la historia del compromiso de Dios con su pueblo y la manera en la que se ha involucrado con este al escucharlos a través del tiempo. Por último, aparece una voz de confianza, que surge al final, que muestra una reconciliación en el proceso que ha producido el lamento.
Este es el corazón de un salmo de lamento: un clamor a Dios, una reflexión sobre su bondad hacia nosotros, para llevarnos al final a un lugar de confianza.

Explorar

Lectura sugerida

Quejas del pueblo Panorama del Antiguo Testamento: Mensaje, forma y trasfondo del Antiguo Testamento

Véanse también

Lamentos El conocimiento bíblico, un comentario expositivo: Antiguo Testamento, tomo 4: Job—Cantar de los Cantares
Lamentos Libros Poéticos: Poesía y sabiduría de Israel

Guías y herramientas

Salmo lamentativo Enciclopedia bíblica
Dios mío, Dios (Salmo 22) Guía de pasajes

SEGMENTO 30
Salmos imprecatorios

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Explicar qué es un salmo imprecatorio
• Sintetizar la diferencia entre un salmo imprecatorio y un oráculo profético de juicio

Patrón general

El tercer tipo de salmo es el imprecatorio. Es diferente a lo que hemos visto en los Profetas, el denominado oráculo de juicio. Cuando tenemos un oráculo de juicio clamamos por el juicio de Dios sobre la persona que transgrede las normas de Dios. En un salmo imprecatorio, la apelación es dirigida a Dios y es un llamado a que él juzgue, en vez de hacerlo sobre la persona que peca o es digna de juicio.

Ejemplo (Salmo 35)

El ejemplo que hemos seleccionado viene del Salmo 35, del cual solo leeré una parte para que tengas una sensación de lo que constituye un salmo imprecatorio. He aquí el texto del Salmo 35:

Disputa, oh Jehová, con los que contra mí contienden;
Pelea contra los que me combaten.

Echa mano al escudo y al pavés,
Y levántate en mi ayuda.

Saca la lanza, cierra contra mis perseguidores;
Di a mi alma: Yo soy tu salvación.

Sean avergonzados y confundidos los que buscan mi vida.
Sean vueltos atrás y avergonzados los que mi mal intentan.
Sean como el tamo delante del viento.

Por la manera en que se presenta el salmo, podemos ver que es un llamado directo a Dios para que actúe contra quienes se oponen al salmista y use su poder y use su fuerza en su favor. Entonces, la imagen es un llamado a la condenación, un llamado al juicio. De eso se trata un salmo imprecatorio.

Explorar

Lectura sugerida

Salmos imprecatorios Commentario De Los Salmos

Véanse también

Salmos imprecatorios Estudios Bíblicos ELA: Alabanza y clamor a Dios (Salmos)
Salmos de juicio Introducción a la hermenéutica: Cómo interpretar la Biblia

Guías y herramientas

Salmos imprecatorios Enciclopedia bíblica

SEGMENTO 31
Salmos para ocasiones especiales

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Listar algunas ocasiones especiales sobre las que el salterio se centra

Variedad de ocasiones

El cuarto tipo de salmos involucra ocasiones especiales. Pueden ser cosas muy variadas, desde un llamado a la adoración, una reunión de adoradores en el templo o la bienvenida otorgada a los asistentes, incluso en ocasiones como una boda. Como ejemplo, en el Salmo 45 tenemos la celebración y la alabanza dada a Dios por una boda que se está realizando.
Pero otros salmos, como el Salmo 118 (que también aparece en el nt) y el Salmo 24 son textos que convocan a adorar o alabar a Dios. Cuando puedas, deberías darle un vistazo al Salmo 118, porque hay ciertas porciones de este salmo que aparecen en el nt y que enfatizan el rechazo de uno que es digno, uno a quien Dios a su vez exalta.
A decir verdad, el Salmo 118 e Isaías 53 son dos de los salmos e himnos más importantes dedicados al Siervo sufriente (o el Mesías sufriente) que tenemos en el at. Isaías 53 lo hace para el Siervo y el Salmo 118 dice: «La piedra que desecharon los edificadores ha venido a ser cabeza de ángulo» (Salmos 118:22), mostrando el movimiento desde la humillación hacia la exaltación que Dios realiza en beneficio de su elegido. El Salmo 118 también tiene la frase: «Bendito el que viene en el nombre de Jehová» (Salmos 118:26). Eso está en la parte del llamado a adorar, para los que se aproximan al templo y quienes reciben la bienvenida. Esa es otra parte del salmo que aparece en el nt.

Ejemplo (Salmo 24)

El ejemplo que elegí, sin embargo, es el Salmo 24, y muestra las mismas características del Salmo 118. Permíteme leer una porción del mismo y tendrás el sabor de un salmo que fue escrito para una ocasión especial, la ocasión de adoración.

De Jehová es la tierra y su plenitud;
El mundo, y los que en él habitan.

Porque él la fundó sobre los mares,
Y la afirmó sobre los ríos.

¿Quién subirá al monte de Jehová?
¿Y quién estará en su lugar santo?

El limpio de manos y puro de corazón;
El que no ha elevado sus manos a cosas vanas,
Ni jurado con engaño.

En este salmo podemos ver que el llamado a adorar está integrado justo ahí, y hay una bienvenida para la persona que busca caminar fielmente con Dios. ¿Quién subirá al monte (una alusión a la acción de ir al templo, que está en el monte Sión) y quién estará en su lugar santo? La respuesta, por supuesto, es la persona que es sensible a Dios, que lleva su vida de forma virtuosa.
Este es un tema que veremos en los profetas, la idea de que el carácter ético de la gente importa para Dios. Eso es parte de quién es él en su forma de actuar: moldea y forma a la gente que refleja su imagen y vive [de un modo] que no solo lo honra sino que también trata a los demás adecuadamente.
Entonces, vemos algunos salmos para ocasiones especiales, particularmente el llamado a adorar. eso constituye el salterio. Es un libro de adoración, por lo que es apropiado que algunos salmos involucren la invitación de acercarse y alabar a Dios.

Explorar

Lecturas sugeridas

Himnos Panorama del Antiguo Testamento: Mensaje, forma y trasfondo del Antiguo Testamento
Himno. Cántico. Nuevo Diccionario Biblico Ilustrado

Véanse también

Los cantos de acción de gracias Libros Poéticos: Poesía y sabiduría de Israel
Salmos de acción de gracias Introducción a la hermenéutica: Cómo interpretar la Biblia
Wisdom and Torah Psalms (Salmos de sabiduría y de la Torá) Dictionary of the Old Testament: Wisdom, Poetry & Writings

Guías y herramientas

El rey de gloria (Salmo 24) Guía de pasajes
Salmo 118 Guía de pasajes

SEGMENTO 32
Salmos reales

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Identificar las maneras en que los Salmos 2, 45, y 110 caracterizan al rey de Israel

Patrón general

El último grupo de salmos en nuestra lista son los salmos reales, que hablan sobre el rey. Su nombre identifica qué tipo de salmos estudiamos en el salterio, textos dedicados a describir algunos aspectos de la monarquía en Israel. También enfatizan cosas y atributos que son parte de la esperanza mesiánica, y por eso un par de salmos reales son el Salmo 2 y el Salmo 110. Ambos textos aparecen en varios lugares del NT, y junto al Salmo 45 son salmos reales; pero el Salmo 45 presenta la boda de un rey en relación a una reina. Entonces, tenemos varios salmos que, en algunos casos, pueden ocupar más de una categoría al mismo tiempo.

Ejemplos

Salmo 110

El salmo real anuncia algo sobre el rey y dice algo especial sobre él. Por ejemplo, el Salmo 110 dice: «Jehová dijo a mi Señor: “Siéntate a mi diestra, hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies». (Salmos 110:1) O en el verso 4 dice cosas como: «Tú eres sacerdote para siempre según el orden de Melquisedec». El retrato es una clase especial de líder sacerdotal que es diferente a la línea de Aarón. Así es el Salmo 110.

Salmo 2

Pero el Salmo 2 tiene un retrato de una relación especial entre el Padre y el rey que se presenta como de origen divino. Ahora leeré una porción de este salmo que describe esta autoridad y su significado para el mundo. Para nuestra discusión, comencemos con la lectura del Salmo 2, en la mitad del verso 6:

Pero yo he puesto mi rey

Sobre Sion, mi santo monte.

Yo publicaré el decreto;

Jehová me ha dicho: Mi Hijo eres tú;

Yo te engendré hoy.

Pídeme, y te daré por herencia las naciones,

Y como posesión tuya los confines de la tierra.

Lo que enfatiza esta parte del salmo es la autoridad del rey al ser el vicerregente de Dios sobre la tierra, y mira hacia el día en que habrá un rey que gobierne sobre un reino que ejercerá autoridad sobre toda la tierra.
Por supuesto, la afirmación del NT es que se refiere a Jesús,—que es el Mesías, el rey, el Cristo. A través de él, Dios expresa su gobierno y ha establecido este gobierno y esta justicia por medio de la obra en la cruz y el perdón de pecados disponible para la gente que acude a su reino. Y un día, él afirmará por completo su autoridad, cuando vuelva a gobernar sobre la tierra y establecer la paz por todo el globo.
Este es un vistazo de los salmos reales y una reseña de los diversos subtipos de himnos que tenemos en el salterio. Espero que haya sido una manera de acercarte a los salmos con comodidad y saber cómo leer los salmos. A medida que leas varios de ellos debes pensar qué tipo de salmo tienes frente a ti y tratar de comprender dónde está el énfasis.

Explorar

Lecturas sugeridas

Salmos Mesiánicos I Estudios Bíblicos ELA: Alabanza y clamor a Dios (Salmos)
Salmos Mesiánicos II Estudios Bíblicos ELA: Alabanza y clamor a Dios (Salmos)
Salmo 2 Biblia de Estudio - LBLA

Véanse también

Los salmos reales y los salmos mesiánicos Libros Poéticos: Poesía y sabiduría de Israel
Salmos reales Panorama del Antiguo Testamento: Mensaje, forma y trasfondo del Antiguo Testamento
Cristo en los Salmos Biblia del diario vivir

Guías y herramientas

Salmos mesiánicos Enciclopedia bíblica
Mesías Enciclopedia bíblica

SEGMENTO 33
Himnos del Nuevo Testamento

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Identificar tres himnos en la narrativa del nacimiento en Lucas
• Sintetizar los mensajes de los dos himnos de las cartas de Pablo a los Filipenses y a los Colosenses

Himnos en la narrativa del nacimiento en Lucas

Los himnos no se limitan al salterio; también los hay en el NT. Y CUANDO aparecen son una parte muy prominente del mensaje. Por ejemplo, al principio del Evangelio de Lucas, tenemos tres himnos juntos que en su mayoría enfatizan el mensaje teológico de lo que significa el nacimiento de Jesús. Tenemos el llamado Magníficat, el himno de María con el que alaba a Dios por permitirle participar de las bendiciones de la salvación. Acto seguido esta el Benedictus, el himno de Zacarías donde alaba a Dios por lo que hace a través de Juan el Bautista y Jesús (Zacarías, padre de Juan el Bautista, pasó por un período de silencio por no creer que tendría un hijo ya que se consideró demasiado viejo para ello; en tal situación pudo reflexionar sobre lo que Dios hace y dice,). Y el último himno, llamado el Nunc Dimittis (ahora libérame), de Simeón, que alabó a Dios por haber enviado al Mesías y por la oportunidad de salvación que vino para el pueblo de Dios. Estos pasajes invocan el pacto y sus promesas de una manera u otra, para indicar que Dios ha sido fiel a sus compromisos.

Himnos en las epístolas de Pablo

También existen otros himnos en el NT.

Filipenses 2:6–11

Hay un pasaje en Filipenses 2, que mucha gente lo siente como un himno, en el que se nos llama vivir la vida como Jesucristo vivió la suya. El himno alaba a Jesús por haberse vaciado a sí mismo y haber adoptado la forma de un siervo y un esclavo, haber ido a la muerte por obediencia, para luego ser exaltado por Dios hasta que toda rodilla se doble y toda lengua confiese que Jesús es el Señor para la gloria de Dios el Padre. Una invocación, muy interesante (tomada de Isaías 45, uno de los pasajes más fuertes sobre el monoteísmo en el at) aplicando el lenguaje veterotestamentario a Jesucristo para mostrar cuán exaltado es.

Colosenses 1:15–20

El ejemplo final de un himno en el nt (y no es el último sino uno prominente) está en Colosenses 1:15–20, y es un himno en alabanza a Jesucristo. Voy a leerlo porque creo que podrás ver, a medida que lo escuches, tanto la estructura clara y nítida de las oraciones como el equilibrio entre quién es Jesús en su rol como partícipe en la creación y quién es Jesús en su papel como partícipe en la redención, dos elementos claves que hemos observado que se evidencian a lo largo de la Escritura. Aquí está el himno de Colosenses 1, un himno en alabanza a Jesús:

Él es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación,

Porque en él fueron creadas todas las cosas, las que hay en los cielos y las que hay en la tierra, visibles e invisibles; sean tronos, sean dominios, sean principados, sean potestades; todo fue creado por medio de él y para él.

Y él es antes de todas las cosas, y todas las cosas en él subsisten;

y él es la cabeza del cuerpo, él que es el principio, el primogénito de entre los muertos, para que en todo tenga la preeminencia;

por cuanto agradó al Padre que en él habitase toda la plenitud,

y por medio de él reconciliar consigo todas las cosas, así las que están en la tierra como las que están en los cielos, haciendo la paz mediante la sangre de su cruz.

Puedes ver en este himno el equilibrio de las oraciones. Jesús es el primogénito de la creación, por un lado, lo que no significa que fue el primer ser creado en la creación, porque el pasaje deja en claro que él es responsable por la creación de todas las cosas. «Primogénito», en este contexto, significa uno con preeminencia, el que vino primero en el orden de la creación. Y un estudio de palabra de «primogénito» mostraría esto, conectándolo con el retrato del salmo donde el primogénito de los reyes es el más prominente de una lista de dignatarios en el mundo.
La segunda parte de la oración está equilibrada por la idea de que él es la cabeza de la iglesia y el primogénito de entre los resucitados, para mostrar la prominencia y resurrección de Jesús. Más que lidiar con la creación, como hace el «primogénito de la creación», ser el «primogénito de entre los muertos» tiene que ver con la redención y la salvación que Dios trae. Por lo tanto, vemos los dos temas, creación y salvación, puestos uno al lado del otro, anexos a Jesús y dispuestos en un himno equilibrado que es una reflexión del salterio, pero ahora el salterio en el NT. Entonces, los himnos no solo existen en el AT sino también en el NT.

Explorar

Lecturas sugeridas

Himnos en el Nuevo Testamento Diccionario Bíblico Lexham
Notas sobre Colosenses 1:15–20 Biblia de estudio MacArthur

Véanse también

Himno Diccionario de temas bíblicos
Himno Nuevo Diccionario Ilustrado de la Biblia

Guías y herramientas

Himnos en el NT Enciclopedia bíblica
πρωτότοκος/prōtotokos (“primogénito”) Estudio de palabra bíblica

SEGMENTO 34
Sabiduría

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Enunciar los distintos enfoques a la sabiduría presentes en Proverbios, Job y Eclesiastés

Proverbios

El siguiente tipo de género es el de sabiduría, que en las Escrituras hebreas se muestra en variedad de formas. El libro más prominente que refleja la sabiduría es el de Proverbios, que en realidad fue escrito (en el principio, Proverbios 1–9) en alabanza a la sabiduría, y lo que se dice sobre esta es cierto: que uno puede seguir la sabiduría, que esta protege en la vida, que vale la pena seguirla. Toda la sección está diseñada para alentar a alguien a que camine con Dios y la imagen es la de un padre que transmite la sabiduría a su hijo, así el hijo puede tener una vida provechosa y de fidelidad en su caminar con Dios.
La segunda parte del libro de Proverbios, Proverbios 10–31, en su mayoría son una serie de axiomas generales. Esto es importante porque dichos textos no siempre son verdades generales. Los Proverbios no son algo verdadero en cada caso. Son generalmente verdaderos en la mayoría de las ocasiones. Eso significa que cuando aplicas estos proverbios tienes que tener cuidado de no convertirlos en una regla automática porque, en realidad, no es así. Son generalmente verdaderos. Eso hace a la sabiduría, porque es la manera en que la vida suele vivirse y además suele funcionar.

Eclesiastés

El libro de Proverbios no es el único texto que encontramos al estudiar la sabiduría. También tenemos sabiduría en el libro de Eclesiastés, un libro completamente diferente a Proverbios. Lo que tenemos aquí es alguien que atraviesa una variedad de experiencias y observa la vida desde diferentes ángulos, considerando a la vida de diversas maneras y probando varios estilos de vida. Tal persona luego comenta sobre ello desde el punto de vista de la sabiduría, recorriendo su travesía hasta el punto de decidir que vivirá fielmente en su caminar con Dios. Esa es la culminación de esos exámenes de vida que, al probar la vida de distintas maneras y reflexionar sobre ello de muchas formas, señala que el único camino válido es el de caminar con Dios.

Job

El tercer tipo de libro de sabiduría es el libro de Job, que es primariamente sobre teodicea: batalla con la cuestión del mal. Es interesante que no da respuesta a dicha cuestión, más allá de decir que Dios es sabio al conocer lo que hace y como lo hace; al considerar por qué suceden las cosas de la manera en que ocurren no hay forma de evitar por completo la presencia del mal en el mundo ni encontrarle sentido, más allá que confiar en Dios y en su bondad. Este es otro modo de reflexionar sobre la sabiduría en la vida y lo que hace a la vida posible de experimentarse en medio de las presiones de un mundo caído.
Estas son miradas distintas a la sabiduría, tres maneras diferentes de pensar cómo experimentar la vida. Los tres dan gran discernimiento en cuanto a cómo pensar en la variedad de presiones que vemos a través de la realidad que la vida suele presentar.

Explorar

Lecturas sugeridas

Los libros sapienciales Job, Proverbios, Eclesiastés y Cantar de los Cantares
Fama y Excelencia de la Sabiduria Comentario Bíblico Beacon: Literatura Poética y Sapiencial (Tomo 3)
Sabiduría: verdad aplicada Biblia del diario vivir
Sabiduría Nuevo Diccionario Ilustrado de la Biblia

Véanse también

¿Qué es la sabiduría? Los Libros Poéticos
El necio en Proverbios Biblia del diario vivir
La sabiduría como meta Proverbios

Guías y herramientas

Sabiduría Enciclopedia bíblica
Literatura de Sabiduría Enciclopedia bíblica
chokmah/חָכְמָה (“sabiduría”) Estudio de palabra bíblica

SEGMENTO 35
Profetas

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Describir la escena y tono de una demanda relativa al pacto
• Sintetizar el doble propósito del género profético

Demanda relativa al pacto

Ahora atendamos a la profecía y el género profético. Cuando la mayoría de la gente escucha «profecía» piensa en predicción, pero los profetas bíblicos no son primordialmente eso. Sin duda hay predicción y aparece también la revelación de lo que Dios hará en el futuro. Es parte de lo que hacen los profetas.
Pero la actividad principal de los profetas es dar una evaluación, en el presente, del estado de la nación y declarar las cosas que Dios bendice o condena. Por eso, la característica principal del género profético es cuestionar (o reflexionar) la situación en que se encuentra la nación. Esto es claro en una de las subformas que viene dentro de la profecía y que se conoce como la demanda o acusación.

Entorno

Es interesante la escena cuando Dios convoca a la creación como testigo ante la corte al llevar a juicio a Israel o las naciones del mundo. Vemos esto de forma vívida en un texto como Miqueas 6:1–8, donde la creación es reunida y el juez camina por el salón. Dios, que es el juez, sienta a Israel y le dice lo que no ha practicado y lo que debería hacer. La clave de este pasaje es el llamado a caminar con Dios en humildad y seguir la justicia, así como la exhortación a vivir fielmente ante Dios, pues la nación no lo hacía previamente. En seguida veremos otro pasaje de Miqueas que muestra cómo se establece este desafío y de qué manera este llamado a ser fieles constituye un cambio en el argumento del libro de Miqueas.

Tema

El énfasis, entonces, se hace sobre la virtud y la ética; es un llamado a vivir con rectitud. La idea es responder de forma adecuada, abandonar la idolatría o la tendencia a caer en ella, abandonar el egoísmo, la codicia y la avaricia, y abrazar un caminar humilde con Dios en el que uno se preocupa por los pobres y las viudas, practica la compasión y ama a su prójimo de forma práctica. En el libro hay predicciones de juicio y condenación. En esos libros (no solo en el de Miqueas sino además en otros donde está dicho llamado) Dios dice que juzgará a los impíos pero un día también restaurará a Israel y respetará las promesas de acuerdo a su gracia.

Ejemplo (Miqueas 1:3–8)

Las convocatorias a juicio pueden ser muy duras. Ahora leeremos una porción de Miqueas 1:3–8 para ver cuán directos son los profetas y cómo es que suelen confrontar. Aquí está el texto:

Porque he aquí, Jehová sale de su lugar,

Y descenderá y hollará las alturas de la tierra

Y se derretirán los montes debajo de él,

Y los valles se hendirán como la cera delante del fuego,

como las aguas que corren por un precipicio.

Todo esto por la rebelión de Jacob,

y por los pecados de la casa de Israel

¿Cuál es la rebelión de Jacob? ¿No es Samaria?

¿Y cuáles son los lugares altos de Judá? ¿No es Jerusalén?

Haré, pues, de Samaria montones de ruinas,

y tierra para plantar viñas;

y derramaré sus piedras por el valle, y descubriré sus cimientos.

Aquí tenemos, un pasaje en el que Israel y sus porciones relacionadas del país, como Samaria, son llamados a responsabilizarse. El cuadro es de una creación que colapsa sobre la nación. Es una figura que presenta una imagen de juicio. Así es como Miqueas abre su libro y comienza a enumerar las acusaciones contra la nación y, en medio del libro (en Miqueas 6, como dijimos) comienza de nuevo a convocar a la nación a la virtud, en términos de respuesta.

El doble propósito del género profético

Llamado al arrepentimiento

El género profético está diseñado para desafiar al pueblo de Dios y llamarlo al arrepentimiento; el verdadero arrepentimiento implica cambiar en cuanto a la dirección a la que nos dirigimos y hacer las cosas diferente.

Oferta de restauración

Los profetas no son meramente negativos sino que también hay esperanza en ellos y así, además, vemos temas de restauración. Podemos pensar en pasajes como Isaías 66:17–24, o incluso el final de Apocalipsis, donde el compromiso es hecho por Dios para restaurar al pueblo a sí mismo, traer de vuelta a la nación, en el caso de Isaías 66, y traer de regreso el mundo entero a sí mismo y reunir a los fieles alrededor de él (Apocalipsis 20–22). En última instancia, el mensaje profético es que Dios es fiel y que su gracia prevalecerá. Así, el llamado es a ser fieles y convertirnos en participantes de la gracia que Dios ofrece a quienes responden positivamente a él.

Explorar

Lecturas sugeridas

Profetas mayores Nuevo Diccionario de la Biblia
Profetas menores Nuevo Diccionario de la Biblia

Véase también

Introducción a los Profetas Biblia de estudio MacArthur

Guías y herramientas

Profecía Enciclopedia bíblica
riv/ריב Estudio de palabra bíblica
riv/ריב Estudio de palabra bíblica

SEGMENTO 36
Epístolas

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Identificar a los autores desconocidos de las epístolas del NT
• Distinguir qué epístolas fueron escritas a las iglesias y cuáles a individuos
• Explicar por qué caracterizamos a las epístolas del NT como ad hoc

Varios autores

Uno de los elementos dominantes del NT son las epístolas, que comprenden el corazón central del NT. Una vez dejado atrás el libro de Hechos, ingresamos a las epístolas escritas por Pablo y otros: Pedro, Santiago, Juan, Judas; y el libro de Hebreos (el que, como dijo Orígenes, solo Dios sabe quién lo escribió). El estilo de este último es diferente y no tenemos pistas sobre quién lo preparó, pero aun así es una presentación muy poderosa de la unicidad de la fe cristiana como para integrar el canon.

Audiencias

Cartas a las iglesias

Todas esas epístolas se presentan de una manera que aborda temas específicos que enfrentan las iglesias. Y algunos de esos libros no sonepístolas (volvemos nuevamente a Hebreos) sino caracterizados a veces como sermones. En realidad, uno podría pensar del libro de Hebreos menos como una epístola y más como una exposición del Salmo 110 (o construida alrededor de este), sobre la superioridad del cristianismo en relación al judaísmo, la fe de donde aquel surgió.
Contamos, con esas cartas, escritas mayormente por Pablo, que abordan situaciones específicas de la iglesia. El libro de Romanos, por ejemplo, presenta la doctrina de Pablo a una iglesia que él no plantó y en la que nunca había estado. El libro de Corintios trata con una variedad de temas de la iglesia así como la defensa del apostolado de Pablo; las demás epístolas giran en torno a otras cuestiones.
Algunas se denominan «Epístolas de la prisión» pues fueron escritas mientras Pablo era prisionero en Roma; son los libros de Filipenses, Colosenses, Efesios y Filemón. Están escritos para ayudar a las iglesias con temas específicos y dar consejos pastorales. Muestran la vida de la comunidad y los temas que la comunidad enfrenta mientras procura representar a Dios en un mundo hostil.

Cartas a individuos

También hay cartas que fueron escritas a individuos y suelen denominarse «Epístolas pastorales». Estas incluyen a 1 y 2 Timoteo y Tito, así como la epístola a Filemón, con el argumento de que Filemón debe ser sensible al rol de un esclavo que ahora se ha convertido a la fe, y debe ser perdonado.
Segunda y Tercera de Juan (no fueron escritas por Pablo sino por Juan) son cartas dirigidas a un individuo particular en la iglesia local para hablar sobre cómo enfrentar la falsa enseñanza en la comunidad.

Ad Hoc

Esas epístolas tratan con asuntos específicos y actúan como ad hoc en la manera en que están estructuradas, porque son los temas de las iglesias los que conducen a la forma en que se abordan tales cuestiones. Pero son importantes porque plantean enseñanzas y doctrinas centrales de la fe cristiana que son muy importantes, y nos permiten ver cómo se aplica la doctrina a situaciones específicas que surgen de esas diversas comunidades desparramadas por el mundo grecorromano.

Explorar

Lecturas sugeridas

Epístola Nuevo Diccionario de la Biblia
Epístolas Paulinas Introducción al cuerpo epistolar del Nuevo Testamento - Tomo 1
Epístolas Católicas Introducción al cuerpo epistolar del Nuevo Testamento - Tomo 1

Véanse también

Introducción a las Epístolas Pastorales Introducción al cuerpo epistolar del Nuevo Testamento - Tomo 2
Epístolas Nuevo Diccionario Biblico Ilustrado
Características de las cartas del Nuevo Testamento Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia
Cómo interpretar las cartas del Nuevo Testamento Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia

SEGMENTO 37
Apocalíptica

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Sintetizar las características básicas del género apocalíptico

Introducción

Otro género clave en las Escrituras es el apocalíptico. A decir verdad, el apocalíptico ocupa varias partes del AT y del NT. Las piezas más prominentes de la apocalíptica, sin embargo, se asocian con dos libros: en el NT, Apocalipsis, y en el AT, ciertas porciones claves de Daniel.

Características

La apocalíptica tiene cierto conjunto de características asociadas.

Dualismo

La más prominente es el dualismo, que es un dualismo del tipo «arriba y abajo» en términos de ubicación y también entre lo que ves y lo que está detrás de escena al mismo tiempo. Es como descorrer la cortina de los poderes cósmicos y el plan de Dios.
En realidad, estos libros abordan el tema de la teodicea. Tratan de explicar que aun cuando la comunidad puede estar bajo presión en el tiempo presente, Dios tiene un programa y un plan. Incluso tiene un calendario en el que los eventos sucederán, por eso la apocalíptica suele estar cargada con predicciones de lo que ocurrirá en el futuro

Simbolismo

No solo eso sino que también en vista de que el material trata con un tema sensible (la manera en que el mundo maltrata a la comunidad, ya sea Israel o la iglesia) a menudo lo tenemos presente en forma de simbolismo. No resulta, pues, enteramente claro de quién se habla sino que se muestra la oposición entre el mal y la justicia como un tipo de batalla cósmica en la que estamos involucrados, con fuerzas que operan detrás de las naciones, por un lado, y seres justos sostenidos por Dios y sus ángeles, por otro.
Este uso extensivo del simbolismo complica particularmente la interpretación de la apocalíptica, porque a veces es difícil distinguir cuán específico intenta ser el texto.

Teodicea

Pero lo que sí sabemos es que la apocalíptica afirma que Dios será fiel, que los injustos serán juzgados, que los justos serán vengados y, por lo tanto, que el sufrimiento que ahora soporta la comunidad será un día aliviado por la fiel liberación del Dios vivo.
Esas son las características que están en juego en la apocalíptica y nos permiten enfrentarnos a una lectura interesante, hacerlo de una manera completamente diferente y en un texto distinto a la mayoría del resto de la Biblia.

Organización de calendario

Es importante apreciar las características de calendario de lo que está asociado a la apocalíptica, porque cuando Dios da el calendario de la manera en que sucederán los hechos, no habla de generalidades sino de términos muy específicos: que tiene un programa y ciertas cosas durarán bastante. Hay alusiones, entonces, a cosas como el período de la gran tribulación y la imagen de un milenio. Cosas que no están establecidas de manera general, sino dentro de límites temporales muy específicos para mostrar que Dios tiene un programa y un plan.
La apocalíptica básicamente significa «revelación»: observa la imagen a revelar y aclara algo que de otra manera estaría oculto, una realidad que sería misteriosa. Y parte de lo que se revela, al tratar con los misterios de la literatura apocalíptica, es la idea de que hay un futuro y una resolución a través de lo que Dios hará. Y que hay un calendario adjunto.

Explorar

Lecturas sugeridas

Apocalipsis: Tipo de literatura y estilo Diccionario Bíblico Lexham
Apocalíptica, la (Apocalipsis) Diccionario de Teología

Véanse también

Literatura y sentido apocalípticos ¡Ahora Entiendo! Hermenéutica Bíblica: Diferentes Sentidos de Las Escrituras
La Literatura apocalíptica Introducción al cuerpo epistolar del Nuevo Testamento - Tomo 3
Simbolismo, Simbología Diccionario de Teología

Guías y herramientas

Literatura apocalíptica Enciclopedia bíblica

SEGMENTO 38
Historia institucional

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Sintetizar la historia institucional del AT y del NT

Introducción

Otro género que encontramos en la Biblia es lo que podríamos llamar historia institucional: la historia de una nación, de un pueblo. Se trata de la historia de una institución o estructura que obviamente ocupa una parte muy importante del AT y del NT.

Historia bíblica

Antiguo Testamento

Cuando pensamos en los libros de Samuel, Reyes y Crónicas, pensamos en libros que cuentan la historia de Israel y ven dicho progreso de tiempo a través del comportamiento de quienes lideran la nación, por el comportamiento de sus reyes. Y este enfoque permite trazar la historia de la nación y su fidelidad a lo largo de varios siglos. Esta es una parte importante del AT que establece parte cómo Israel ha accedido consistentemente a las bendiciones y el favor de Dios así como la manera en que ha desobedecido, también consistentemente, por lo que necesita una liberación distinta a la que proviene de la ley.

Nuevo Testamento

En el NT, esta particular historia institucional aparece en el libro de Hechos, donde tenemos la historia de cómo Dios ha actuado para reunir a judíos y gentiles en lo que es, al parecer, una nueva entidad, la iglesia. Pero el hecho se conecta con las promesas que se retrotraen a las Escrituras hebreas siglos atrás, de regreso a los acuerdos que Dios estableció con Abraham, David así como en los nuevos pactos. Entonces, lo que en realidad vemos en el libro de Hechos de los Apóstoles son las acciones de Dios. Él es el sujeto principal del libro; es él quien dirige los diversos acontecimientos, incluyendo, en especial, el llamado de Pablo y la reunión de los judíos y gentiles en un cuerpo, así como reúne a Pedro y Cornelio en el medio de dicho libro.

El foco de la historia bíblica

Esta historia institucional, entonces, se enfoca en reyes o líderes en las comunidades como una forma de mostrar su receptividad a Dios, y nos dan discernimiento en cuanto a cómo se comportan los grupos humanos ante Dios y nos convocan a vivir de una manera fiel ante él a medida que revisamos la historia, en particular, y muchas veces, la historia del fracaso.

Explorar

Lectura sugerida

Unidad histórica y espiritual Comentario Bíblico Mundo Hispano Tomo 18: Hechos

Véanse también

Importancia de la historia sagrada Los Libros Históricos
Antiguo Testamento: Narración Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia

Guías y herramientas

Historiografía Enciclopedia bíblica
Historiografía bíblica Enciclopedia bíblica

SEGMENTO 39
Evangelios

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Explicar por qué llamamos a los Evangelios como el “género de inflexión”
• Contrastar la manera en que los Sinópticos cuentan la historia de Jesús con la manera en que Juan la cuenta
• Defender la necesidad de la perspectiva de los Sinópticos para el evangelismo

Género de inflexión

Al llegar a los Evangelios nos damos cuenta de que es el género de inflexión en la Biblia. Es aquí donde llega la promesa y se narra la historia de Jesucristo como el Mesías, el Ungido de Dios, el libertador prometido, quien trae la paz y la salvación. Cuando observamos el comienzo del NT, llegamos al principio de la concreción definitiva de la promesa, algo que Jesús inauguró en su primera venida y completará en su retorno, que está por venir.

El antiguo Bios

El género de los Evangelios, como hemos analizado, es el antiguo bios, la antigua biografía, donde el foco está en las palabras y obras de la persona central, en este caso Jesucristo. En particular pensamos en la interpretación entre lo que Jesús dice y lo que hace. Por eso, el antiguo bios es el género central de los Evangelios y cuenta la historia de tal manera que llama nuestra atención a sus enseñanzas, al considerar por qué vino Jesús y qué hace.

Los Sinópticos versus Juan

Es importante apreciar el hecho de que los Sinópticos y Juan sean tratados de manera ligeramente distinta en términos de su enfoque sobre la persona de Jesús.

Evangelios Sinópticos

Los Sinópticos (es decir, Mateo, Marcos y Lucas, tres Evangelios que se denominan Sinópticos porque en ellos podemos ver eventos similares; «sinóptico» significa «ver juntos») cuentan la historia de Jesús desde la tierra. Esta es la idea que comienza con categorías a las que estamos acostumbrados. Vemos a Jesús como un bebé, lo observamos acudiendo a Juan el Bautista para ser bautizado, luego encontramos cómo la gente comienza a percibir quién es Jesús, y finalmente lo miramos como una figura exaltada que ha venido a la tierra para llevar a cabo la misión de Dios y ha vuelto a los cielos en exaltación. Se requiere de la historia panorámica para llevarnos allá.

Evangelio de Juan

En contraste con esto tenemos el Evangelio de Juan, que narra la historia de Jesús desde el cielo. Desde el versículo 1 sabemos exactamente quién es Jesús porque el Evangelio comienza así: «En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios», y luego, en el versículo 14, dice: «Y aquel Verbo fue hecho carne». Aquí vemos a Juan, en su prólogo de dieciocho versículos, anunciando exactamente quién es Jesús. Luego hacen un recuento de la historia del ministerio de Jesús, después de establecer que Jesús es la Palabra de Dios enviada desde arriba. Es el Hijo de Dios, inseparable del Padre.

Yuxtaposición importante

El evangelio de Juan una yuxtaposición importante porque un Evangelio expresa la historia de Jesús desde el cielo hacia abajo, y otros tres narran su historia desde la tierra hacia arriba. Es interesante e irónico a la vez que la iglesia prefiere, al enseñar y predicar de Jesús, la historia desde el cielo hacia abajo, aun cuando cada uno de los que acudimos a Jesús lo hemos hecho al Jesús desde la tierra hacia arriba. Ninguno de nosotros nació con un autoentendimiento de quién es Jesús. Ninguno de nosotros, al nacer, comenzó la vida diciendo: «Jesús es la segunda persona de la Trinidad ontológica ».
No, lo que sucede es que alguien nos explica quién es Jesús y su unicidad, que no hay ningún otro ser humano que haya caminado sobre la tierra que tenga las características, el carácter ni la naturaleza divina que tuvo Jesús. Por eso, los Sinópticos cuentan la historia para que podamos ver cómo es eso, por qué lo ve la gente y cómo lo hace. Es una historia que la iglesia necesita recordar al hablar de Jesús y ayudar a otros a apreciar quién es él en realidad.

Conclusión

Entonces, el género de los Evangelios es importante, y las diferentes maneras en que los Evangelios cuentan la historia son muy, muy reveladoras al ayudarnos a ver cómo apreciar quién es Jesús.

Explorar

Lecturas sugereidas

Evangelios sinópticos Diccionario Bíblico Lexham
Las relaciones entre los escritos Juaninos Las cartas de Juan
Evangelio, Género Diccionario Bíblico Lexham

Véanse también

Evangelios Nuevo Diccionario de la Biblia
¿Cómo deberíamos leer los Evangelios? Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia

Guías y herramientas

εὐαγγέλιον/euangelion (“evangelio”) Estudio de palabra bíblica

SEGMENTO 40
Armonías de los Evangelios

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Ubicar armonías en tu biblioteca
• Usar el lector de paralelos de los Evangelios y el lector de los Sinópticos para investigar los diferentes relatos de un solo episodio

Introducción

En este video, tendremos acceso a las armonías, para luego elegir unos pocos entornos diferentes y analizar los relatos paralelos en los cuatro Evangelios.
En la lección previa, el Dr. Bock habló sobre los Evangelios sinópticos en relación al Evangelio de Juan. En resumen, los Evangelios sinópticos—Mateo, Marcos y Lucas—cuentan la historia de Jesús “desde la tierra hacia arriba”, mientras que el Evangelio de Juan cuenta la historia “desde el cielo hacia abajo”. Mientras que hay algunas diferencias importantes entre estos relatos, también hay grandes similitudes. Una buena manera de comparar esas historias específicas entre los varios relatos de los Evangelios es usar armonías.

Cómo acceder a las armonías

Primero, accedamos a las armonías. Para hacer eso, abre tu biblioteca y haz clic sobre “Tipo”, en la cabecera de las columnas, y deslízate hasta “Armonías bíblicas” para abrir todos los recursos de este tipo. Tenemos armonías de las Epístolas pastorales; una armonía de los libros de Samuel, Reyes y Crónicas; armonías de los Evangelios y otros.
Por ahora, estamos más interesados en las armonías de los Evangelios y los Sinópticos, y debemos elegir de las varias opciones. Comencemos, entonces, viendo un resumen de tus opciones.

Cómo enlazar armonías

La mejor manera de hacer esto es arrastrar los recursos que queremos mirar, y luego enlazarlos. De esa manera podemos saltar a historias diferentes en los Evangelios y ver los diferentes diseños en nuestras armonías. Desde la ventana de la Biblioteca, abre Sinópsis de los cuatro Evangelios y una Armonía de los Evangelios Lo que tenemos aquí es una buena representación de los paralelos de los Evangelios.
Ahora enlazaremos los recursos; lo que es fácil. Haz clic sobre el botón del menú del recurso, y luego escoge “Vincular junto A”. Ahora, en el panel izquierdo, abramos la Biblia RVR60 y vincúlala también bajo la letra “A”.
Ahora, cuando vayamos a algún pasaje como Marcos 6:30, todas nuestras armonías irán también a ese pasaje. Ahora podemos ver los relatos paralelos de la alimentación de los 5000, en los diferentes diseños de las armonías.

Explorar las diferentes armonías

Una armonía de los Evangelios

Nuestro primer diseño, en Una armonía de los Evangelios, organiza los cuatro relatos de una historia en columnas separadas. Cada columna representa el relato de un Evangelio. Podrás observar que para esta historia en particular, tenemos relatos paralelos en los cuatro Evangelios.
Adicionalmente se suma una columna extra que presenta la erudición de los estudios bíblicos y textuales de A.T. Robertson, lo cual agrega valía a la armonía.
La armonía ordena en orden cronológico cada suceso narrado en los evangelios, ordenándolos en forma numérica que se subdividen en 14 periodos que representan un momento clave o de transición en la narración de los 4 Evangelios. Esto puede ser útil para conducir una investigación histórica sobre los eventos que ocurrieron durante la vida de Jesús. Expande el contenido para darte cuenta del orden que presenta la armonía, comenzando desde la Parte I, sobre ell Origen de los Evangelios, hasta la parte XIV que finaliza con la resurrección, apariciones y la ascensión de Cristo.
Te recomiendo que tengas visible la barra de navegación. Si no está visible abre el menú del recurso y asegurate que la opción “Mostrar barra de navegación” esté marcada. Esto te permitirá verificar en qué parte de la armonía está ubicado el evento que estudias. Por ejemplo: La alimentación de los cinco mil se ubica en la octava parte y es el evento número 72 de los 184 contenidos en la armonía. Si deslizas el recurso un poco hacia arriba, nota que cada parte cuenta con una descripción valiosa sobre el periodo en que se presentan los eventos. Nos dice por ejemplo que a partir del comienzo de éste periodo faltaba un año para la crucifixión. También señala que entre los eventos 72 al 95 se presentan cuatro diferentes alojamientos de Galilea, que dentro de la armonía se señalan como lo que pretendía ser 4 descansos 72,78,79 y 81.

Sinópsis de los cuatro Evangelios

La Sinópsis de los cuatro Evangelios es similar al recurso anterior. En esta armonía vemos que la alimentación de los cinco mil se ubica en la sección octava del ministerio de Jesús en Galilea, en el evento que se enumera como el 146. Notamos que a diferencia de la Armonía de los Evangelios separa el regreso de los apóstoles en un evento anterior, que no es mencionado en el Evangelio de Juan, pero que nos ayuda a ver un panorama más amplio del contexto que precede a la alimentación de los 5000 varones.

Cómo cambiar versiones bíblicas

Aunque tenemos información similar en cada uno de esos recursos, Logos nos da una variedad de opciones. Además, en la mayoría de las armonías tenemos la opción de elegir en qué versión bíblica deben aparecer los relatos paralelos. Para cambiar la versión, haz clic en el menú desplegable en la barra de herramientas y escoge la traducción que quieres leer.
Espero que esta herramienta te sea útil cada vez que la uses cuando trabajas con relatos paralelos en las narrativas de los Evangelios.

SEGMENTO 41
Subgéneros en los Evangelios

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Caracterizar brevemente los siete subgéneros en los Evangelios del NT

Siete Subgéneros

Cuando se trata de los Evangelios, podemos identificar un número destacable de subgéneros que nos permitan trabajar con fluidez en esta sección importante de la Biblia. Hay siete subgéneros principales dentro de los Evangelios (en realidad hay muchos más, pero estos son los principales que aparecen).

Relatos de pronunciamiento

El primero es llamado relato de pronunciamiento o historia de pronunciamiento, y la idea es que un pequeño párrafo termina con un pronunciamiento que es como el clímax y lo que redondea la unidad. Una gran ilustración de esto es Marcos 2:23–28, donde hay una disputa sobre Jesús con respecto al sabbat, y particularmente sus discípulos al recoger espigas. Jesús dice que el hombre no fue creado por causa del día de reposo, que el día de reposo fue creado para el hombre y que el Hijo del Hombre es Señor del día de reposo. Uno puede ver, cuando lee el pasaje en su contexto, cómo la declaración redondea la unidad y la completa. En realidad, es el fin de la unidad; es la observación culminante que cierra la disputa.

Relatos de Milagrosa

Uno podría pensar que los relatos de milagros existen en los cuatro Evangelios, de todo tipo y variedad: cosas como liberaciones, como sanidades, transformaciones milagrosas como la transfiguración y la resurrección, milagros de creación que involucran ajustar la creación de una manera u otra, como el cambio del agua en vino.
Hay toda clase de relatos de milagros en los Evangelios, pero uno prominente e interesante está en Marcos 2:1–12, la sanidad del paralítico, es una historia de milagros y un pronunciamiento reunidos en un relato, porque al pasar a la curación, Jesús dice: «Pues para que sepáis que el Hijo del Hombre tiene potestad en la tierra para perdonar pecados (dijo al paralítico): A ti te digo: Levántate,». Y así el milagro se convierte en un punto de poder, o una ilustración de la autoridad de Jesús, y explica por qué él tiene el derecho de perdonar pecados, algo sobre lo que la audiencia discutía cuando antes él dijo al paralítico: «Tus pecados te son perdonados».

Parábolas

Un tercer tipo de subgénero en los Evangelios son las parábolas, que vienen en una amplia variedad. Pueden ser simples proverbios, como por ejemplo la expresión sobre la levadura (ustedes ponen un poco de levadura en el pan y después todo es leudado) como una imagen del reino, que es casi como un proverbio. Pero del otro lado del abanico hay historias desarrolladas como la del buen samaritano o el rico y Lázaro, es decir, parábolas desarrolladas y multifacéticas que apuntan a una variedad de cosas. Uno puede pensar en el hijo pródigo como otro ejemplo, en donde tenemos al padre como representación de Dios, al pródigo como el pecador que regresa y el hermano mayor que representa cómo debe responder la gente al pecador que regresa, dándole la bienvenida en vez de quejarse. Entonces, las parábolas son otro género importante y una parte clave de la enseñanza de Jesús.

Relatos de controversia

Otro elemento que vemos en los Evangelios (por lo general como parte de relatos de pronunciamiento, aunque no siempre) es el llamado relatos de controversia. Se trata de relatos que abordan controversias particulares, se activan por ellas, y que Jesús enfrenta. Hay una sección completa de Marcos que trata con eso, de 2:1–3:5, en donde encontramos cinco relatos de controversias, uno después de otro.
Esta es una sección importante de las Escrituras porque conduce el Evangelio al mostrar que esto es lo que metió en problemas a Jesús: la reacción de la gente por el hecho que él decía perdonar pecados. La gente reaccionaba frente a la manera en que él llevaba su vida al estar con publicanos y pecadores. Reaccionaba por el hecho de que Jesús violaba el día de reposo, y ese tipo de cosas. Otra controversia interesante llega después, en Lucas 6, donde encontramos dos controversias sobre el día de reposo, un lugar donde Jesús maneja la ley de forma distinta al judaísmo. Por eso, los relatos de controversia son una parte importante de lo que da forma a los Evangelios.

Discursos

Otra característica clave de los Evangelios son los discursos dados por Jesús. Ahora bien, los discursos completos no son comunes en los Evangelios sinópticos, aun cuando el Evangelio de Mateo se estructura en torno a discursos, a 5 discursos: El sermón del monte, en los capítulos 5–7, un discurso misionero, en el 10, el discurso de las parábolas del reino, en el capítulo 13, el llamado a tener una comunidad adecuada, en los capítulos 16–18; y el discurso del monte de los Olivos, en los capítulos 24–25. Junto a eso, hay una clase diferente de discurso en los ayes a los fariseos, en el capítulo 23. El material discursivo es una parte clave del Evangelio de Mateo. Por ejemplo, Marcos solo tiene dos discursos: el del reino y el del monte de los Olivos.
También hay discursos en el Evangelio de Juan, donde se destaca el discurso del aposento alto que Jesús da antes de ir a su muerte, en Juan 14–16. También en el Evangelio de Juan hay una unidad llamada el Libro de las señales: una serie de siete milagros que controla la parte inicial del Evangelio y enlaza al material discursivo en el final, como indicaciones de que Jesús es quien dice ser, antes de que él revele en los discursos del Evangelio de Juan de qué trata el resto del programa de Dios.

Máximas

Luego tenemos las máximas o los proverbios; son dichos cortos que son expresados casi en forma ingeniosa, a menudo dentro de relatos de pronunciamiento. Por ejemplo, tenemos la declaración de Jesús: «Dad, pues, a César lo que es de César», como una forma de tratar con la controversia sobre si la gente debe pagar o no impuestos a Roma o ser fieles a Dios, una forma de yuxtaposición del tipo «una cosa u otra», sobre la que el liderazgo cuestionaba a Jesús. En esta oración, su respuesta es: «No significa “Eso o aquello”, sino “Tanto esto como aquello”».

Apocalíptica

Finalmente, dentro de los Evangelios está el material apocalíptico, cuya porción más famosa es el discurso del monte de los Olivos, que se repite en los tres Sinópticos (en Marcos 13, Mateo 24–25, y Lucas 21) y este discurso muestra lo que viene en el resto del programa: lo que Jesús no hace ahora pero representará la consumación del programa del reino, la llegada, si podemos decir, de la parte «no todavía» del reino.

Resumen

Los Evangelios son un bios. Son una antigua biografía de Jesús pero están integrados dentro de varios subgéneros que nos ayudan a reunir las diferentes maneras en que la iglesia primitiva contaba sus historias. Muchas de esas eran cortas y nítidas, así podían ser recordadas, porque en el primer siglo la gente no leía la Biblia. A menudo la escuchaban en la iglesia como eventos individuales y la manera de recordarlos era estructurar tales escenas de modo que fueran memorables. Esos subgéneros ayudaban a lograr esa meta.

Explorar

Lecturas sugeridas

Las parábolas del Señor Introducción a los cuatro evangelios
Parábola Nuevo Diccionario Biblico Ilustrado
Parábola Nuevo Diccionario de la Biblia
Los milagros del Señor Introducción a los cuatro evangelios
Los milagros de Jesús Biblia del diario vivir
Discurso escatológico Evangelio de Marcos

Véanse también

Parábolas Hermenéutica: Entendiendo la Palabra de Dios: Un acercamiento práctico a la lectura, interpretación y aplicación de la Biblia
Milagro Diccionario de Teología
Escatología Teología del Nuevo Testamento

Guías y herramientas

Parábolas Enciclopedia bíblica

Unidad 5 Prueba

Para tomar una prueba para esta unidad, por favor haz clic aquí.

Cómo unir todo

SEGMENTO 42
Correlación: Cómo reunir los significados

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Identificar la razón general para la correlación en el estudio bíblico
• Resumir el método para la correlación en el estudio bíblico
• Explicar cómo y por qué identificamos el alcance de un pasaje en el estudio bíblico

Combinar los pasajes de enseñanza

Ya hemos completado nuestra mirada a la interpretación; hemos visto tanto el contexto histórico como el contexto social y miramos detenidamente el contexto literario, en particular los géneros que influyeron en la Biblia. Hemos hablado un poco de observación e interpretación, y dejamos para más adelante la correlación y la aplicación.
Al hablar de correlación nos referimos al hecho de reunir los significados. ¿Qué pasa cuando comenzamos a acumular una comprensión de más y más pasajes y empezamos a asociarlos entre sí?

Lógica: Autoría divina unificada

El compromiso hacia la Biblia es que se trata de la Palabra de Dios y aunque tiene una variedad de autores humanos, en última instancia hay una mente y una expresión detrás de ella (la mente de Dios) que unifica lo que allí hay. Eso hace a la correlación posible y también importante.

Método

Recopilar pasajes que aborden el mismo tema

Al pensar en la correlación, la idea es reunir los pasajes que contengan el mismo tema y comenzar a examinarlos mediante las diferentes maneras de abordar el tema. Hacemos preguntas como: ¿Qué nos dice el pasaje sobre Dios? ¿Qué nos indica sobre Cristo? ¿Qué nos enseña sobre el Espíritu Santo o la Trinidad? ¿Qué nos señala sobre la humanidad? ¿Qué clases de valores y virtudes se reflejan? ¿Qué tipos de pecados se mencionan y deben evitarse? ¿Qué tiene para decir sobre la salvación, la redención y el programa de Dios? ¿Cómo encajan el reino de Dios y la promesa de él en el movimiento que se desarrolla?

Comparar y contrastar lo que dicen los pasajes

Todas estas preguntas serán potencialmente respondidas con base al pasaje en donde nos encontremos. Ningún pasaje, probablemente, trate todo los temas. Quizá unos pocos puedan tocar algo de todo esto. Pero muchos pasajes sí cubren varios de esos temas de una manera u otra, y así la meta es reunir textos que hacen esto y organizarlos entre sí, recordando que cada texto no dice exactamente la misma cosa sobre un tema sino que a veces toma las cosas desde un ángulo diferente.
Entonces, comparamos y contrastamos lo que tenemos de cada pasaje y cómo contribuye al tema, y comenzamos a considerar cómo se aproxima al asunto a medida que añadimos otros pasajes.

Ejemplo (Romanos 4; Santiago 2)

Nada ilustra esto de modo tan bello como Romanos 4 y Santiago 2, dos pasajes que han sido tema de discusión porque Pablo enfatiza el hecho de que la salvación es por fe sola y no por obras, y Santiago 2 enfatiza el hecho de que la fe se completa con las obras. ¿Cómo puede ser que ambos digan estas cosas y que Dios esté detrás de ello? ¿Cómo es esto?
Bien, si pensamos en el ángulo desde el que se discute el tema, comenzamos a comprender qué ocurre. Romanos 4 hace la pregunta: ¿Cómo es la justificación? ¿Cómo es la salvación en su punto de entrada, en su comienzo? Es por fe. Y Santiago mira a los efectos de la fe y el hecho de que esta, cuando se implementa, realmente funciona, porque confía en Dios y responde a él. Por eso, en retrospectiva, la fe que salva es también la fe que obra y tiene obras, no porque estas salven sino porque son una muestra evidente de la presencia de la fe salvífica.
Cuando nos demos cuenta de que ambos pasajes abordan el tema desde ángulos diferentes, no veremos una contradicción o un debate sino dos pasajes que se complementan. Y eso es lo que suele ocurrir cuando efectuamos la correlación. Lo que tratamos de mostrar es la relación que un pasaje tiene con otro, prestando atención a los diferentes ángulos en que un texto analiza el tema versus el otro.
Es algo como la repetición instantánea. La mayoría de nosotros nos alegramos por la repetición instantánea en eventos deportivos, porque podemos tener más de un ángulo de cámara para verlos, porque un ángulo determinado puede mostrarnos una cosa y mirarla desde una dirección particular y puede ayudarnos o no en lo que examinamos, mientras que otro ángulo puede hacer exactamente la pregunta o darnos el ángulo exacto de lo que necesitamos para responder la cuestión sobre de qué se trata el asunto o cómo se desarrolla o cosas por el estilo. El punto es que los diferentes ángulos nos ayudan a complementar el texto y comprender lo que sucede; y esa es otra meta principal de la correlación.
Así es que reflexionamos en el contraste que vemos. Reflexionamos en los conceptos y las palabras presentes y comenzamos a reunir las asociaciones y las distinciones que suceden en cada capítulo. De esta manera desarrollamos la doctrina desde el principio. Aunque muchas obras de teología sistemática hacen esto por nosotros, con esta clase de correlación podemos revisar tales obras.

Enlazar palabras relacionadas

Respondemos a las palabras que vemos en los Evangelios cuando tratamos con la correlación. Por ejemplo, a veces las palabras relacionadas muestran diferentes ángulos de formas que también son reveladoras. El ejemplo que tengo en mente son las palabras de respuesta a los Evangelios que vemos en el libro de Hechos. Vemos tres palabras de respuestas, dependiendo del pasaje en que estemos; a veces vemos «fe», en ocasiones «arrepentimiento», por momentos «conversión». En unos pocos pasajes podemos ver dos o tres de esos términos. ¿Qué ocurre aquí? ¿Deberíamos creer? ¿arrepentirnos? ¿convertirnos?
En cuanto a la reflexión y a la correlación, esto es lo que vemos. El arrepentimiento mira a la respuesta final en términos de dónde empezamos. Tenemos que arrepentirnos sobre cómo pensamos de Dios y de Jesús. Convertirse representa la acción real de cambiar de dirección, cambiar de idea. Y donde aterrizamos es la fe. Terminamos por confiar en Dios.
Lo que vemos en este resumen de los tres términos de respuesta a la oferta del evangelio, son tres ángulos diferentes de la misma respuesta fundamental que concluye en la fe. Por eso la fe es el término de resumen de los tres. Pero comprender la relación entre ellos (sin tener que optar por uno u otro) es importante doctrinalmente porque nos ayuda a entender por qué el libro de Hechos usa tres términos diferentes en diversos puntos: Porque destaca distintos aspectos de esa respuesta singular al evangelio.

Definir el alcance del pasaje

Reconocer los límites en el alcance

Otra cosa que queremos hacer al correlacionar un texto es lidiar con su alcance y no suponer simplemente que un pasaje es universalmente verdadero en cada situación o circunstancia. En realidad, debemos establecer si la gente considera estos pasajes como universales o con ciertas limitaciones. Y el principio con el que trabajo es que un pasaje por lo general tiene alguna limitación en su alcance que es disparada por un pasaje relacionado o correlacionado. En ocasiones eso mostrará la limitación, por lo que necesitamos prestar atención al analizar estas cosas.

Ejemplo: Carne ofrecida a los ídolos (1 Corintios 8–10)

Los ejemplos de esto abundan en el NT pero voy a elegir uno, el de 1 Corintios 8–10, que tiene que ver con una variedad de limitaciones que vemos en la situación de la carne ofrecida a los ídolos. Así que, lo que Pablo dice en este caso (y constituye un guion cultural) es lo siguiente: La carne vendida en la carnicería puede haber pasado por el templo, un templo pagano, antes de ir al mercado. Pudo haber sido usada como sacrificio. Por lo que la pregunta de los judíos era: «¿Debemos comprar carne en el mercado si ha pasado antes por el templo?». Y los judíos, particularmente los rigurosos, tendían a no comprar carne en el mercado porque no podían estar seguros de dónde procedía y solo aceptarían comprarla si estuvieran seguros de su origen.
Pablo cambia las reglas y dice: «Si está en el mercado y está a la venta, (es decir, no está relacionada en ese momento al templo) cómprala». Pero continúa y dice: «No vayas al templo pagano a comer carne ofrecida a los ídolos. Esa situación está prohibida. Si te presentan carne en la casa de un gentil (durante una comida), cómela, pero si alguien remarca que ha sido ofrecida a los ídolos, entonces no la comas».
El punto aquí es que la naturaleza de las circunstancias particulares determina la aplicación para la pregunta: ¿Debo comer carne ofrecida a los ídolos? A lo que Pablo responde: «Bien, depende. Si estás en el mercado, sí. Si estás en el templo, no. Si estás en la casa de alguien, sí, inicialmente, a menos que alguien indique de dónde viene». Lo que vemos aquí, entonces, es la manera en que una situación particular se circunscribe o limita en base al contexto en el que aparece.
Muchos textos operan de esta manera y al hacer la correlación tenemos que prestar atención y evaluar con cuidado la manera en que un texto puede o no aplicarse, y si el alcance es universal o no.

Resumen

Obviamente la correlación es una parte avanzada muy importante del estudio bíblico, y los diversos recursos que Logos tiene en términos de teología sistemática, comentarios y cosas por el estilo, pueden ayudarte a investigar en qué medida aplicar un texto dado. Pero es algo importante sobre lo que debemos prestar atención al darle sentido a cómo la Biblia se ajusta a sí misma.

Explorar

Lecturas sugeridas

Teología Bíblica Diccionario Teológico Beacon
¿Conexiones o imaginaciones? Hermenéutica: interpretación eficaz hoy
Fe sin obras Comentario al Nuevo Testamento: Santiago y 1–3 Juan

Véanse también

Las citas del Antiguo Testamento en el Nuevo Normas de interpretación bíblica
Tipología Diccionario Teológico Beacon
Teología Bíblica Diccionario de Teología

Guías y herramientas

El ejemplo de Abraham (Romanos 4.1–25) Guía de pasajes
La fe sin obras es muerta (Santiago 2.14–26) Guía de pasajes

SEGMENTO 43
Aplicación: Cómo interactuar con las Escrituras

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Defender la idea de que la aplicación es la meta del estudio bíblico
• Explicar el problema de ignorar la aplicación institucional
• Relacionar cómo el ejemplo de Proverbios 26:4–5 muestra la necesidad de considerar el alcance de un texto

La meta del estudio bíblico

Ya hemos analizado la observación, la interpretación y la correlación. De muchas maneras, la característica cumbre del estudio bíblico es la aplicación, comprometer tu vida con las Escrituras. La aplicación es importante porque la meta de las Escrituras es moldearnos y conformarnos al pueblo de Dios. El Señor nos ha llamado a estar y a hacernos sensibles a donde él nos lleve y modelarnos como parte de un pueblo que sea receptivo a la voluntad, dirección y guía de Dios.
Recordemos que la Escritura se compone de 66 libros escritos por una variedad de autores humanos y en una diversidad de contextos, pero al mismo tiempo es también una obra divina escrita por Dios para guiarnos fielmente a caminar con él. Cómo aplicamos las Escrituras es una cuestión muy importante. Nuestra meta es comprometer nuestra vida con las Escrituras y que las Escrituras moldeen la manera en que vivimos.

Aplicación individual e institucional

La aplicación viene en dos tipos, y uno de ellos nos resulta muy familiar. Con el otro a veces tenemos que batallar. El tipo de aplicación con el que estamos familiarizados es la individual: ¿Qué debemos hacer? ¿Qué tipo de persona debería ser? La que nos suena menos familiar es la aplicación institucional: ¿Qué debe hacer la comunidad creyente? ¿Qué debería hacer una nación? ¿Qué debe hacer un grupo de personas? No solemos pensar de manera corporativa, particularmente en Occidente donde nos han enseñado a ser individualistas en nuestra manera de pensar.
Y vemos esto de forma vívida incluso en cómo adoramos. A menudo cantamos himnos juntos, canciones que hablan de lo que «Dios ha hecho por mí», cuando en realidad estamos reunidos y compartimos los mismos beneficios de la misma gracia y celebramos, fácilmente podríamos cantar: «Mira lo que Dios ha hecho por nosotros», y celebrar eso. En realidad, hay algo irónico sobre estar reunidos como grupo y aun así cantar: «Esto es lo que Dios ha hecho por mí», ¡cuando él ha hecho lo mismo por la persona que adora a mi lado.
Esto muestra la tendencia que tenemos de pensar individualmente y no corporativamente. Al meditar en las aplicaciones de las Escrituras es muy importante pensar de modo corporativo, porque la Escritura no solo se interesa en cómo me relaciono personalmente con Dios sino también cómo me relaciono con los demás, y en particular cómo nos relacionamos con quienes compartimos nuestra fe.

Enseñanza para moldear vidas

La aplicación se pregunta: ¿Qué significa esta enseñanza o doctrina para nuestra vida? Lo importante aquí es darnos cuenta de que el texto no se interesa solo en enseñarnos cosas o doctrina sino que se propone que la doctrina me moldee. Las actitudes son importantes al meditar qué tratan de lograr las Escrituras ante Dios mediante el estudio bíblico. El foco de la aplicación es quién debo ser y qué debo hacer. En algunos casos es individual y en otros, corporativo. Pero las Escrituras buscan moldear el carácter, es decir, moldear el corazón y no solo la mente.

Recordar el alcance de un pasaje

Otra cosa que debemos hacer al meditar sobre la aplicación es ser conscientes del alcance de un pasaje. Como mencioné al hablar de la correlación, los pasajes suelen tener un límite en cuanto al alcance. Me gusta ilustrar esto con un pasaje que realmente me desconcertó al leerlo por primera vez y cuando lo leí por primera vez me pregunté: «¿Qué sucede aquí?». Pienso que tú también podrás ser desafiado por este pasaje, por eso quiero leerlo y luego, mediante la aplicación, reflexionar sobre su significado. El texto es Proverbios 26:4–5:

Nunca respondas al necio de acuerdo con su necedad,

Para que no seas tú también como él.

Responde al necio como merece su necedad,

Para que no se estime sabio en su propia opinión.

Leo el pasaje y digo: «¿Qué me dice este texto? ¿Debo o no debo responder al necio de acuerdo con su necedad?».
Y por supuesto, al yuxtaponer esos dos versículos uno con el otro llaman la atención sobre algo común en la aplicación: el discernimiento, saber cuándo hacer qué. Entonces, un necio a veces debe ser desafiado a fin de obstaculizarlo y hacerlo recapacitar. Pero otras veces, el necio no merece ser desafiado, porque de todas maneras no escuchará y no hay manera de que sea sensible a lo que hace porque no tiene forma de entenderlo. Por eso, a veces es mejor dejarlo solo y no ponernos en su lugar ni convertirnos en necios también al envolvernos en una discusión inútil.
Por eso este texto yuxtapone ambas ideas y cuando lo aplicamos cobra sentido. Pero también muestra que si tomas uno de esos versículos (cualquiera de los dos) por sí solos, habrá momentos en los que no aplicarás este versículo en relación con lo que viene en el versículo siguiente. A veces podrás desafiar a un necio; pero otras veces no. Y eso ilustra el punto de que a veces las aplicaciones tienen un alcance al que debemos ser sensibles y en otras la aplicación requiere de un juicio y un discernimiento sobre la pertinencia del tiempo o el lugar para efectuar ese tipo de cosas.

Resumen

Obviamente podríamos decir mucho más sobre la aplicación, que es una parte muy importante del estudio bíblico. En realidad, es la meta del estudio bíblico. Si el estudio no moldea ni conforma tu vida a la persona de Dios (lo que él quiere que seas, mediante las palabras que se reflejan en su Palabra) perderás una meta principal del estudio bíblico; en efecto, perderás el foco. Por eso, presta atención a la aplicación, pues es fundamental en el estudio bíblico.
De muchas maneras también es la forma de aplicación más individualizada, porque Dios te pide que hagas algo en respuesta a él y en una situación que pudo haber sido formada especialmente para ti. Él puede poner ese pasaje junto a la aplicación en las circunstancias en las que leas la Biblia para ayudarte con una situación particular en la que te encuentres.
Aplicación. Una parte central del estudio bíblico básico.

Explorar

Lecturas sugeridas

Nota sobre Proverbios 26:4–5 Biblia del diario vivir
¿Cómo responderemos? Cómo comprender la Biblia

Véase también

Postulado octavo Normas de interpretación bíblica

Guías y herramientas

Escritura útil (2 Timoteo 3.15–17) Guía de pasajes
σοφίζω/sophizō (“enseñar”) Estudio de palabra bíblica
2 Timoteo 3.15 Análisis de texto

SEGMENTO 44
Usar la Copia visual para crear diapositivas o compartir información

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Añadir diapositivas de citas a una presentación
• Añadir diapositivas de versículos bíblicos a una presentación
• Compartir infografías y definiciones de palabras en lenguajes originales

Introducción

En la lección previa, el Dr. Bock enfatizó el punto que la meta de la interpretación bíblica es la aplicación en la vida real. En este video, quiero mostrarte cómo compartir tu discernimiento bíblico con otros en una presentación o mediante los medios sociales.

Cómo compartir citas desde un devocional

Imagina que estás leyendo tu devocional preferido, como La chequera del banco de la fe, de Carlos Spurgeon, y te encuentras con una gran cita que quieres compartir en una presentación o mediante los medios sociales. Primero, resalta la cita. Luego haz clic derecho sobre el texto resaltado para que aparezca el menú contextual. Por default, tu selección estará resaltada en el lado derecho. Luego haz clic sobre Copia visual a la izquierda. Esto abrirá una nueva ventana con plantillas de estilo y opciones para compartir.
Como puedes ver, en mi pantalla tengo algunas diapositivas atractivas sobre la izquierda y una vista previa de la cita en el medio. Mi cita está ubicada sobre una brillante diapositiva que muestra al autor en el trasfondo, que no solo luce bien sino que da el crédito correspondiente. Puedo reformatear la diapositiva de 4:3 a 16:9 arriba a la derecha, o compartirla en la red social de mi preferencia. Así de fácil.
Para presentaciones, Logos da varias opciones para compartir: podemos Copiar, Guardar como, Enviar a o Imprimir. Si optamos por “Enviar a”, Logos me permite elegir el programa de presentación que quiero usar, entonces automáticamente envía mi diapositiva allí. Es la manera más rápida para crear diapositivas brillantes, y luego añadirlas a mi presentación.

Cómo compartir Copia visual de textos bíblicos

Podemos hacer lo mismo con una palabra o texto preferido en la Biblia. Primero, cierra la ventana de Copia visual y abre la RVR60 en Hechos 1:8. Luego haz clic dentro del versículo y selecciona la referencia a la derecho, y luego la opción Copia visual a la izquierda. Ahora podemos ver el texto seleccionado en múltiples estilos. Si te deslizas hacia abajo en las opciones podrás ver que tenemos varios estilos de arte creados por un diseñador de Logos para Hechos 1:8 de la RVR60.
Si abrimos un segundo texto en español, como la lbla, hacemos un clic derecho sobre el versículo, seleccionamos la referencia bíblica, y elegimos Copia visual, veremos que se muestran los estilos de diapositivas con nuestro texto en la Referencia en la lbla en vez de la RVR60.

Cómo usar la Copia visual con los idiomas originales

Todavía podemos hacer más y compartir diapositivas de una palabra de la Biblia. Volvamos a Hechos 1:8. Ahora haz clic derecho sobre el término “poder”, selecciona la opción de lema δύναμις (dynamis), y luego Copia visual a la izquierda.

Cómo usar la Copia visual para explorar la infografía

Cuando se trata de compartir medios que explican un concepto, podemos correr una nueva búsqueda, seleccionar la opción Multimedia de la parte de arriba, y luego ingresar el concepto que queremos investigar. Para este ejemplo, voy a buscar imágenes para “odres”. Entonces, del resultado de mi Biblioteca seleccionaré un gráfico de los Infográficos de Software Bíblico Logos, que abre la imagen en un nuevo panel. Hago clic derecho sobre la imagen y elijo Copia visual. En una nueva ventana, la herramienta de Copia visual separa la infografía para ayudara a describir este antiguo recipiente, y nuevamente tenemos la opción de enviar esas diapositivas a nuestro programa de presentaciones solo con un clic.
Si estás interesado en compartir lo que investigaste con otros, la Copia visual es la mejor manera de hacerlo. Puedes construir tus diapositivas para predicación mientras estudias, o simplemente compartir una cita interesante en tus redes sociales.

SEGMENTO 45
Revisión

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Sintetizar los temas principales de este curso sobre estudio bíblico

Resumen

Ya hemos hablado del estudio bíblico básico, observación, de interpretación, de correlación y aplicación. También hemos hablado sobre los contextos: el histórico, el social y el literario. Hemos batallado con la variedad de géneros y reflexionado básicamente sobre qué es el estudio bíblico. Incluso hemos hablado sobre el bosquejo básico de algunos sucesos y temas principales que encontramos en la Biblia.

Clases de estudio bíblico

Ahora es tiempo de concluir, enlazar todo y reflexionar sobre lo que hemos dicho. Hemos considerado qué clase de estudio buscará una persona. ¿Estudiará doctrina? ¿Un pasaje tal vez? ¿Estudiará un personaje? ¿O una palabra? ¿Analizará un tema? Existen diversas maneras de aproximarnos al texto y, en base a lo que hemos de estudiar, debemos determinar qué tipo de herramientas y recursos usaremos para que nos ayuden a responder las preguntas que el texto presentará.

Clases de contexto

En nuestro análisis hemos dicho que el contexto es realmente importante para el estudio bíblico. El contexto histórico: el marco del libro y de los acontecimientos sobre los que hablamos. El contexto social: el tipo de escritos en los que se integra el texto y que pueden ayudarnos a comprender qué sucede en el pasaje. El contexto literario: la forma en que el pasaje funciona en el flujo de un libro, así como la manera en que se presenta y el tipo de género al que pertenece. Hemos dicho que debemos investigar un pasaje a la luz de contexto del libro y no simplemente analizar textos individuales sin tener una idea de lo que sucede alrededor del mismo. Todas esas cosas son importantes para el estudio bíblico básico.

Correlación

También hemos dicho que es valioso correlacionar lo que se halla en un pasaje en particular con otros textos y comprender su relación con otras porciones en términos de los temas que presenta. prestar la debida atención a la manera en que un pasaje particular puede hablar singularmente sobre un tema y, ser distinto a otros pasajes que hablen sobre el mismo concepto, así como mantenernos alertas a los elementos que se superpongan.

Aplicación

Finalmente (y muy importante) debemos tomar esos resultados y aplicarlos a nuestra vida, a fin de reflejar el carácter de Dios que él desea que tengamos, y así honrarlo en la manera en que vivimos y caminamos ante él.

Una disciplina importante

Este es el estudio bíblico básico. Una disciplina importante que debemos aprender a usar. Es algo valioso en lo cual merece que invirtamos tiempo porque es una manera relevante por la que Dios quiere hablarnos directamente sobre quiénes somos y cómo vivir ante él.

SEGMENTO 46
Recompensas del estudio bíblico

Objetivos de aprendizaje

Después de esta sección, podrás:

• Sintetizar los beneficios del estudio bíblico

Conocer cómo profundizar

Al acercarnos a la conclusión de este curso sobre el estudio bíblico básico, quiero agradecerte por ser parte del estudio y unirte a esta clase en el proceso de aprender cómo estudiar mejor las Escrituras. Hemos avanzado rápidamente, pero espero que hayas apreciado algunas de las cuestiones que hemos tocado en nuestro estudio y que te sientas orientado en términos de cómo sumergirte en el estudio bíblico, particularmente si recién comienzas a entender cómo estudiar la Biblia.
A veces la gente me dice: «No entiendo esto de la Biblia. No puedo conectarme». Espero haberte dado suficientes espacios donde detenerte y reflexionar, suficientes elementos que te permitan esbozar una imagen inicial de lo que puedes esperar, de dónde puede venir la ayuda. Al trabajar en el estudio de ciertos aspectos, te animo a que uses los recursos que el software Logos te ofrece.
Queremos que sientas «como en casa» en la Palabra de Dios. Que la estudies y sientas que Dios te habla y puedes conectarte con lo que ocurre. Espero que algunas de las cosas que he dicho te sean de utilidad.

Saber de dónde viene la doctrina

También queremos que comprendas de dónde vienen las enseñanzas de la iglesia y por qué están allí. Lo que la iglesia enseña está formulado de una manera determinada y el estudio bíblico te ayudará a valorar eso. También queremos que aprecies el hecho de que el estudio bíblico te ayudará a adquirir discernimiento en la vida. Incluso puede desafiar tu pensamiento en ciertas áreas; a menudo desafiará tu pensamiento en contraste con lo que la cultura y el mundo te digan sobre algunas cosas, y eso es bueno porque nos insta a detenernos y reflexionar por qué llevamos a cabo lo que hacemos en la vida.

Ser transformados por la Palabra de Dios

Esto puede requerir una cosmovisión fresca en ciertos puntos y ajustar nuestro pensamiento, porque Dios moldea nuestro corazón y nuestra mente para ser más semejantes a él.
En Romanos 12 la exhortación es a ser renovados y permitir que Dios transforme lo que somos y transforme lo que pensamos. El Espíritu de Dios viene a nuestra vida no porque seamos automáticamente espirituales sino porque necesitamos que nuestro carácter se ajuste a fin de crecer espiritualmente.
Por eso, ser transformados por la Palabra de Dios es la meta principal del estudio bíblico. Nuestra esperanza es que al ofrecerte los métodos del estudio bíblico básico y ayudarte a que te sientas cómodo en la Palabra de Dios, hayamos abierto la puerta e instado a meditar sobre cómo puedes transformar tu vida por el Espíritu de Dios cuando te hable a través de la Palabra que él ha producido y que nosotros llamamos Santa Biblia.

Bock, D. L. (2016). IB100 Cómo estudiar la Biblia. Bellingham, WA: Editorial Tesoro Bíblico.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *